Santander, 19 oct (EFE).- Un mural en el hospital Valdecilla recuerda desde este 19 de octubre el compromiso de Cantabria con la lucha contra el cáncer de mama y el reconocimiento a las mujeres que han padecido y padecen una enfermedad que, gracias a los avances en prevención y tratamiento, se supera en más de un 85 % de los casos.

El descubrimiento del mural, que representa un gran lazo rosa con el lema "Cantabria comprometida con el cáncer de mama", ha sido uno de los actos con las que la comunidad autónoma conmemora estos días el 19 de octubre, Día Mundial de esta enfermedad.

Iván Calvo y Daniel Revenga son los autores del grafiti, que, a partir de una iniciativa del Observatorio de Salud de Cantabria, llena ya una de las paredes de las Tres Torres, la situada frente a la Escuela de Enfermería.

En el descubrimiento del mural han participado la vicepresidenta del Gobierno regional, Eva Díaz Tezanos; la consejera de Sanidad, María Luisa Real y el gerente de Valdecilla, Julio Pascual, quienes han subrayado el impulso que está dando la sanidad cántabra al tratamiento del cáncer de mama con la creación de una unidad de atención integrada en este hospital.

Según Díaz Tezanos, con este acto se ha querido dar visibilidad a las mujeres que han luchado y siguen luchando contra ella y concienciar a la sociedad de sus distintos aspectos, que van desde la prevención al tratamiento.

Así, ha recordado que en España 25.000 personas la padecen, en su gran mayoría mujeres, y que una de cada ocho mujeres tendrán a lo largo de su vida cáncer de mama, el más frecuente entre la población femenina tanto en los países desarrollados como en los que están en vías de desarrollo.

Pero también ha subrayado que, gracias a las medidas de prevención y a los tratamientos, la superviviencia media está cerca del 90 por ciento y es más elevada cuánto antes se diagnostica.

En ese contexto ha destacado que las mujeres de la región tienen garantizado el acceso a la detección precoz con el programa que ya llegado a su décima vuelta y del que cree que tiene que sentirse orgullosa toda la sociedad de Cantabria.

Más de 46.000 mujeres han pasado por este programa en su décima vuelta, el 75 por ciento de las que fueron llamadas a participar, aquellas que tienen entre 50 y 69 años.

Para la consejera, es un programa de "alta calidad" que salva vidas. En cuatro de cada mil mujeres participantes se diagnostica la enfermedad y gracias a que se detecta precozmente, la supervivencia a los cinco años alcanza el 90 por ciento de los casos diagnosticados. Por eso ha subrayado la importancia de que la mujeres participen cuando se les invita.

Además ha incidido en el avance que supone integrar a todos los profesionales implicados en la lucha contra el cáncer de mama en la unidad de atención integrada de Valdecilla, que con el mural que hoy se inaugura, según Real, también da la bienvenida a las mujeres durante tantos años acostumbradas a ser atendidas en la Residencia.

Y el hospital seguirá trabajando para mejorar esa atención, ha destacado Julio Pascual, quien ha afirmado que todos, pacientes, médicos y autoridades, tienen que "ir de la mano" en la lucha contra el cáncer de mama.

El gerente de Valdecilla ha insistido también en la importancia de la prevención de una enfermedad que cada año es diagnosticada a 2.000 cántabras, aunque más del 85 por ciento de las pacientes acaban teniendo un seguimiento crónico, se curan o no fallecen, ha señalado.