Santander, 29 nov (EFE).- El consejero de Economía y Hacienda, Juan José Sota, no descarta que tras la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera del jueves haya que modificar el presupuesto de Cantabria para 2017, que la coalición PRC-PSOE ha diseñado con un objetivo de déficit del 0,5 por ciento.

El Gobierno de España presentará en esa reunión el techo de gasto para 2017 y el objetivo de deuda y déficit para el año que viene, que la Comisión Europea ha ampliado del 0,3 al 0,7 por ciento del PIB.

En declaraciones a los periodistas durante una visita a un taller de empleo de AMPROS, el consejero ha explicado que si los objetivos que marque el Estado concuerdan con las previsiones del Gobierno, lo celebrará, pero si no, "con toda seguridad habría que introducir alguna modificación".

Sota ha puesto como ejemplo el objetivo de déficit, puesto que el Gobierno de Cantabria ha elaborado el documento con la previsión del 0,5 y "hay voces que hablan del 0,6 ó el 0,7".

El consejero les ha dicho a los grupos de la oposición que lo que les entregó ayer no es el presupuesto, sino un borrador del anteproyecto de ley de presupuesto, para que puedan analizarlo.

Esta mañana, les enviará la Ley de Acompañamiento que, según el consejero, ha tenido que adaptar ante el retraso en la entrada en vigor, que "altera" las previsiones.

El presupuesto definitivo será aprobado por el Consejo de Gobierno una vez que se negocie con los grupos parlamentarios, para después remitirlo oficialmente al Parlamento, ha insistido Sota, quien ha hecho hincapié en que todavía se está "en la fase anterior".

Sota ha vuelto a responsabilizar a los grupos parlamentarios de la oposición de que el presupuesto no se pueda aprobar a tiempo para que entre en vigor el 1 de enero, como, según sostiene, sí se hizo en 2011, cuando el PP, que a su juicio ahora ha encabezado esa posición de no facilitar la tramitación al Gobierno, presentó el presupuesto pasadas las elecciones del 20 de noviembre.

El Gobierno, ha añadido Sota, ha asumido esta situación, por lo que ahora tiene "más tiempo" para poder aprobar el presupuesto "de una manera participativa, como nunca se había hecho hasta ahora".

"Jamás en la historia democrática de Cantabria ningún Gobierno había sido tan transparente y tan participativo a la hora de elaborar el presupuesto de la comunidad", ha dicho Sota, quien ha asegurado que no entiende las críticas de la oposición.

Sota ha subrayado que la elaboración del presupuesto se ha retrasado por circunstancias como la falta de los datos del Estado y ha reiterado que el Gobierno de Cantabria quería tener presupuesto el 1 de enero sobre todo por la Ley de Acompañamiento, para que entraran en vigor en esa fecha las modificaciones previstas.

Por eso, ha insistido, el Gobierno se planteó hacer un borrador del presupuesto sin esos datos, por lo que su voluntad, ha añadido, no ha sido retrasarlo, sino que entraran en vigor a tiempo.