Santander, 7 mar (EFE).- El Colegio Veterinario de Cantabria ha puesto en marcha la campaña "Educando a mi dueño", iniciativa educativa ideada para sensibilizar a los niños en edad escolar sobre la tenencia responsable de animales de compañía.

La campaña ha arrancado este martes en el colegio público Quinta Porrúa de Santander, con un acto en el que han intervenido el presidente de los veterinarios, Juan José Sánchez; el director del centro educativo, Leonardo Galerón; y las veterinarias responsables de impartir los talleres, Verónica Ruiz y Raquel López Magaldi, especialistas en clínica de pequeños animales y educación para la salud y "Koko", la mascota protagonista de la campaña, un schnauzer miniatura de cinco años.

La campaña se desarrollará a lo largo de los próximos meses en una docena de centros escolares de la región (Quinta Porrúa, Gerardo Diego, San José de Santander, Santa María Micaela, Haypo, Verdemar, Cabo Mayor, Fernando de los Ríos de Torrelavega, Atalaya, Torrevelo-Peñalabra, Jesús Cancio y Purísima Concepción) y llegará a 843 niños.

Va dirigida a alumnos de tercero y cuarto de Primaria y consta de dos actividades paralelas: un taller de Educación para la Salud, consistente en charlas interactivas y un concurso de dibujo en grupo, en el que el colegio ganador disfrutará de una jornada especial en el Parque de la Naturaleza de Cabárceno y el segundo y tercer premios de una visita a una explotación ganadera, donde podrán ver de primera mano de dónde procede la leche.

El objetivo que se persigue es la sensibilización de los niños durante la etapa escolar, transmitiéndoles la importancia de desarrollar una convivencia armónica y responsable con los animales de compañía y la necesidad de atenderlos y cuidarlos para disfrutar de ellos y proteger su salud y la de todos los ciudadanos, previniendo las enfermedades transmisibles al hombre como resultado de la convivencia con animales.

Igualmente se pretende fomentar las actitudes de respeto hacia los animales y la necesidad de su defensa y protección, incrementando la sensibilidad ciudadana, a través de los niños, hacia comportamientos éticos propios de una sociedad moderna, a fin de prevenir el abandono de animales y promover la adopción de animales abandonados.

El taller se inicia con una charla-debate en la que, por medio de una mascota real, "Koko", se valoran las necesidades y cuidados que requieren los animales, las normas cívicas de convivencia en el hogar y la ciudad, los consejos sanitarios, el registro sanitario y los animales considerados potencialmente peligrosos.

Se desarrollará un juego con los niños sobre la utilidad del microchip y el registro de los animales para localizar a los propietarios en caso de extravío.

También se hará hincapié en la labor social que nos ofrecen distintas especies animales, como los perros de salvamento o la terapia con perros, caballos, delfines_

Los alumnos participantes recibirán material de divulgación con consejos prácticos.