Santander, 19 mar (EFE).- CCOO de Cantabria celebrará su Congreso el 12 y el 13 de mayo y su líder, Carlos Sánchez, no tiene decidido si optará o no a la reelección, pero ha dicho que le gustaría que concurriera una sola candidatura y que, de ser necesario, está dispuesto a dar "un paso a un lado".

"Yo no tengo decidido qué voy a hacer", ha manifestado Carlos Sánchez en unas declaraciones en Rne, que ha recogido Efe.

El secretario general de CCOO apuesta por que este sindicato, que, según advierte, "ha estado muchos años dividido internamente", con varias candidaturas y "posiciones distintas", sea capaz "de ponerse de acuerdo".

"Yo me daría con un canto en los dientes, sería un motivo de satisfacción, que seamos capaces de presentar en el Congreso una sola candidatura a la Comisión Ejecutiva y a la Secretaría General", ha comentado.

Sánchez ha señalado que, si se dieran esas condiciones, él podría "dar un paso". "Si es necesario porque el sindicato está en condiciones de proceder a hacer un cambio generacional, yo ya no soy muy joven, pues estaría dispuesto a darlo también", ha abundado.

Y ha agregado que el paso que daría "nunca sería atrás", sino "a un lado" y "sin molestar".

Sánchez ha confiado en que el próximo Congreso de CCOO de Cantabria sirva "para renovar las estructuras". "Y si es necesario renovar al secretario general, yo soy el primero en apartarme", ha destacado.

El líder de CCOO también ha hablado de la situación de Cantabria, que piensa que es "muy comprometida", y ha lamentado que el crecimiento no se reparte entre todos.

A su juicio, ese crecimiento, que se produce con poca fortaleza, no sirve "para sentar unas bases más sólidas para el futuro".

El líder de CCOO de Cantabria cree que esta región tiene que elegir en qué sector se quiere especializar "e invertir ahí", porque si se quiere optar a todos, en su opinión, "se dan palos de ciego".

Sánchez ha lamentado además que el diálogo social está "trancado" y se ha quejado de que en el Gobierno "falta un director de orquesta", una dirección política "y más coordinación en las actuaciones de las consejerías".

Además, ha advertido de que los empresarios "que han tomado el camino de precarizar el empleo" se están "pegando un tiro en el pie". "Si se empobrece a la gente no se va a tirar del consumo, y eso supone un tiro en el pie", ha destacado, antes de pedir al empresariado que piense, "más que en mañana, en pasado mañana".