Santander, 21 mar (EFE).- La Consejería de Medio Rural, Pesca y Alimentación ha regulado las zonas abiertas al marisqueo a partir de los resultados de los análisis del Plan de Vigilancia de las Zonas de Producción de Bivalvos, en una orden que entra en vigor mañana.

La orden, publicada hoy en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC), recoge en una anexo las zonas en las que se podrán recolectar o producir almejas, navajas, ostras y otros moluscos e invertebrados marinos.

Así se establece una clasificación de zonas según la calidad de sus aguas, en la Bahía de Santander, las Marismas de Santoña, la Ría de Mogro, San Vicente de la Barquera y la Ría de Tina Menor.

Según la orden, están cerradas al marisqueo cuatro zonas de la Bahía de Santander, entre ellas al sur del puente de Somo, todos los páramos del interior de la ría de Cubas y en la Ría de Boo, la comprendida dentro del polígono que forma la línea de tierra con la línea imaginaria.

También está cerrada la comprendida desde la línea que une el espigón de Pontejos con la otra línea de la orilla hasta el interior de las rías de Solía y Tijero y, por último, el área situada al oeste del puente de Somo hasta la línea imaginaria que une el puntal de Somo con el muelle de Pedreña.

La clasificación de las zonas de producción indica los tratamientos a los que se deben someter los productos que se extraigan.

Las zonas podrán ser reclasificadas en función de los resultados del Plan de Vigilancia y Control mediante una resolución del consejero de Medio Rural, Pesca y Alimentación.

Se podrán establecer nuevas zonas o subzonas de producción si se comprueba que las medidas de mejora establecidas reducen la contaminación o que nuevos impactos la aumentan.

Se hará un control de las zonas de producción para garantizar las condiciones higiénico-sanitarias adecuadas de los moluscos bivalvos vivos, según el plan de vigilancia, que determina los parámetros y la frecuencia de los muestreos a realizar.

Si los resultados de los controles indican que no se cumplen las normas sanitarias establecidas para los moluscos, o que puede haber cualquier otro tipo de riesgo para la salud humana se cerrará la zona afectada.