Santander, 20 abr (EFE).- La Sociedad Española del Sueño ha advertido hoy de que "despreciar" los periodos necesarios de descanso, no solo provoca problemas de salud, sino que genera un "empobrecimiento" de los países.

Su presidente, Joaquín Terán-Santos, ha explicado en Santander, donde esta sociedad celebra su reunión anual con unos 300 especialistas, que hay estudios que estiman que el déficit de sueño de la población española tiene un impacto económico del 1,6 por ciento del PIB.

"El primer problema de la población es el déficit de sueño", ha recalcado Terán-Santos, quien ha llamado la atención sobre el efecto que situaciones laborales, como el trabajo a turnos o a destajo, tiene sobre el descanso.

Y ha subrayado que "despreciar" el periodo de sueño, por considerarlo "improductivo", cuando ha reivindicado que "debería ser considerado "indespreciable", tiene impacto para la salud y para la economía.

Acompañado por las especialistas de la Unidad del Sueño del Hospital Valdecilla, Marían Martínez y Mónica González, Joaquín Terán-Santos ha incidido, además, que dormir poco "agrava" problemas de salud y "genera" otras enfermedades como hipertensión o diabetes.

A este respecto, ha lamentado que el 70 por ciento de los niños españoles duermen menos de 7 horas, cuando se conoce que el déficit de sueño provoca un "deterioro cognitivo" en el desarrollo de la atención o la memoria, pero también influye en la obesidad, "que hoy es un problema epidemiológico de primera magnitud", ha sentenciado.

El presidente de la Sociedad Española del Sueño ha hablado también de otras enfermedades relacionadas con el descanso, como las neurodegenerativas, la apnea del sueño o el insomnio, que tiene una causalidad múltiple, ha recordado.

"Todo este desprecio al sueño no se corresponde con el impacto biológico, con el impacto en términos de salud o en términos económicos, y con el conocimiento que tenemos hoy del sueño", ha remachado Terán-Santos.

En una rueda de prensa para presentar este congreso de la Sociedad Española del Sueño que se desarrollará en Santander hasta el sábado, su presidente ha criticado también que el nivel de recursos que se dedican en España al estudio de las enfermedades relacionadas con el sueño, "no se corresponde" con el nivel de conocimiento que se tiene sobre ellas.

Marian Martínez ha reivindicado como "fundamental" una política de prevención para conseguir que la población adquiera unos buenos hábitos del sueño, al tiempo que ha alertado de la repercusión que tienen las nuevas tecnologías en la calidad del descanso.

"Más vale que nos centremos en cuidar el sueño, porque si no en el futuro vamos a ver más enfermedades relacionadas con esto. La política de prevención es más importante que tratar", ha rematado esta neurofisióloga del Hospital Valdecilla.

Su compañera en la Unidad del Sueño del hospital cántabro Mónica González ha insistido en lamentar que el "elevadísimo" conocimiento que se tiene de las patologías del sueño "no se corresponde con la sensibilidad de las autoridades sanitarias" y que "no llega a los pacientes".

González estima, en este sentido, que el grado de "infradiagnóstico" puede llegar al 80 por ciento de las personas que padecen alguna patología relacionada con el sueño.

"En realidad estamos viendo a la población más severa o con una problemática más acusada, pero hay miles de personas que no llegan a nuestras consultas y que se podrían beneficiar de un tratamiento de calidad", ha concluido esta neumóloga de Valdecilla.