Torrelavega, 20 abr (EFE).- El Ayuntamiento de Torrelavega y la asociación Cultura Base Besaya cogestionarán el futuro espacio con locales de ensayo y escenario que se habilitará en un solar municipal junto a la Escuela de Minas, utilizando para ello 9 contenedores de transporte marítimo del tipo "High cube" reciclados.

Este proyecto supone una inversión de 202.000 euros y las obras de acondicionamiento del terreno se han iniciado hoy con el objetivo de instalar los contenedores en las próximas semanas, ya que se pretende que entren en servicio antes de tres meses.

En una visita a la zona, el alcalde de Torrelavega, José Manuel Cruz Viadero, y el concejal de Obras, Javier López Estrada, han explicado que en este tiempo se terminará de redactar la normativa para regular la gestión compartida del espacio y determinar qué colectivos pueden usar los locales y en qué condiciones.

El regidor ha adelantando que habrá cinco locales de ensayo que serán adjudicados de entre los colectivos adheridos a Cultura Base Besaya, aunque el escenario podrá ser utilizado por todos aquellos existentes en el municipio, tanto para conciertos como para charlas o todo tipo de actividades culturales.

En este sentido, López Estrada ha anunciado que el proyecto tiene posibilidades de ampliarse en el futuro en función de la demanda de los grupos culturales, ya que para ello solo será necesario instalar más contenedores.

En conjunto, el espacio cultural dispondrá de una superficie útil de 255 metros cuadrados utilizando los ocho contenedores de 40 pies y uno de 20 pies, lo que permitirá acondicionar cinco locales de ensayo con un escenario, una zona multiusos, aseos y un cuarto de limpieza.

López Estrada ha insistido en que la intención es crear un espacio modulable, insonorizado, accesible, sostenible, creativo, reciclado e innovador, que dará respuesta a la demanda de locales que existe por parte de los colectivos culturales.

A su juicio, la puesta en marcha de este proyecto es un paso para cumplir los compromisos del equipo de gobierno con los colectivos culturales, así como "una segunda vida" a la iniciativa conocida como "casa de la música" que se ubicó en los años 90 en un palacete de la calle Julio Hauzeur, el hoy CNfoto.

Cruz Viadero ha calificado de "paso histórico" dado por el equipo de gobierno para dotar a la ciudad de locales de ensayo y sede de actividades culturales, a través de un "proyecto innovador".

Ha recordado que el proyecto incluye la mejora del entorno de la finca para convertirlo en un espacio verde colindante con el campus universitario de Nueva Ciudad.