Santander, 14 feb (EFE).- La Consejería de Educación estima que tendrá, para finales de marzo o en abril, el resultado del cuestionario para valorar el calendario escolar, que estará disponible para toda la comunidad educativa, del 28 de febrero al 9 de marzo, en la plataforma Yedra.

Esta previsión la ha apuntado hoy su titular, Francisco Fernández Mañanes, a preguntas de los periodistas sobre las críticas que ha suscitado entre los sindicatos la iniciativa de preguntar también a padres y alumnos su opinión sobre el calendario escolar.

Tras un encuentro con alcaldes, el consejero ha vuelto a defender esta consulta, que, según ha explicado, se ha tratado hoy en la reunión de la Sectorial de Educación, donde los sindicatos han advertido de que "puede reabrir un tema que consideran zanjado", ha señalado.

Sin embargo, Fernández Mañanes ha subrayado que la Administración está "en la obligación" de evaluar lo que hace, al igual que ocurre con el sistema educativo que "se evalúa todos los años", aunque ha recalcado que, en este caso, "no es un referéndum ni una encuesta".

Sí que ha reconocido que tiene como "elemento diferencial", con respecto a la evaluación que realizó el año pasado el Consejo Escolar, que se va a "consultar y recabar la opinión de todos y cada uno de los agentes de la comunidad educativa, lo que considera "conveniente".

A partir de ahí, ha aclarado que se analizarán también los resultados académicos y el clima escolar, como todos los años, y se tendrá en cuenta la opinión del Consejo Escolar para adoptar la decisión final en la mesa de negociación con los sindicatos "como establece la ley", ha apostillado.

"Espero que podamos estar en condiciones, en torno a finales de marzo o en abril, de poder ofrecer una visión de lo que supone esta consulta a través de un cuestionario a los agentes educativos, porque luego, además, tendremos en cuenta otros aspectos y, lógicamente, tendremos que sentarnos a negociar con los sindicatos", ha resumido Fernández Mañanes.

De todos modos, el consejero considera que "en general" la estructura del calendario escolar actual, dividido en bimestres y con periodos no lectivos intercalados, "se ha afianzado" en la sociedad de Cantabria "lo que ve positivo".

Aún así, ha incidido en la necesidad de contar con datos para certificarlo y se vuelto a mostrar partidario de "rectificar cuando se identifica un problema", pero ha preferido ser "muy cauto" a la hora de hablar de posibles cambios en el calendario.

"Si hay alguna cuestión en la que podamos mejorar, en la que podamos aportar algo más, pues la administración está en su obligación de hacerlo", ha concluido.

Francisco Fernández Mañanes ha informado, además, de que en la reunión de la Sectorial de Educación se ha alcanzado un "amplio" acuerdo sobre la orden para el baremo a los opositores que van a ser incluidos en las listas de interinos.

Según ha detallado, en este asunto del orden del día, los sindicatos consideraban que no se les había escuchado previamente para el procedimiento para cubrir plazas de interinos en situaciones de urgencia, cuando ya no tienen en las listas aspirantes.

El consejero ha indicado que esta consulta se ha incorporado y que también se ha aceptado que los aspirantes a interinos puedan aportar las notas como mérito de las dos últimas convocatorias a las que se presentaron.

"Era una pequeña discrepancia de carácter técnico, que se ha incorpora y, en principio, la orden ha salido con acuerdo", ha aseverado.

Lo que no estaba en el orden del día es el baremo para puntuar los cursos de formación de los opositores, en lo que Fernández Mañanes ha reconocido que hay discrepancia con los sindicatos, aunque ha precisado que no es total".

Ha detallado que algunos sindicatos plantean que los cursos recibidos en los centros de formación de profesorado o por parte de otras entidades, como las propios organizaciones sindicales, cuenten hasta dos puntos, que es el máximo en ese baremo.

Sin embargo, Fernández Mañanes ha alegado que, desde su departamento, se considera que también hay que dar cabida en esa puntuación a otras vías de formación como son los máster oficiales, los títulos de experto universitario o las acreditaciones en idiomas.