La desaparecida en Ruesga abandonó su hogar voluntariamente

Efectivos de rescate, en el dispositivo de búsqueda esta pasada noche.
Efectivos de rescate, en el dispositivo de búsqueda esta pasada noche. / SOS Cantabria 112
  • La Guardia Civil y el 112 desactivan el dispositivo de búsqueda, aunque la Benemérita aún no ha cerrado la investigación

La mujer de 72 años desaparecida en Ruesga pudo abandonar su hogar voluntariamente, y ante este indicio la Guardia Civil y el 112 han desactivo el dispositivo de búsqueda, aunque la Benemérita no ha cerrado la investigación hasta esclarecer qué le ha ocurrido.

Los efectivos de emergencias comenzaron a buscar el miércoles por la tarde a una mujer de 72 años de nacionalidad rumana que había desaparecido en la localidad del Asón-Agüera. La afectada, que apenas habla español, no había vuelto a su domicilio horas después de haber salido a dar un paseo por la mañana. Al no regresar, sus familiares advirtieron de su desaparición al Centro de Gestión de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria, sobre las 17.30 horas.

Tras el aviso, miembros de la Guardia Civil, efectivos de las Dirección General de Medio Natural del Ejecutivo autonómico, personal del Ayuntamiento de Ruesga, familiares y vecinos iniciaron la búsqueda, contando además con el apoyo de la central del 112 en las labores de coordinación de medios.

Uno de los carteles que se han colgado para buscar a María.

Uno de los carteles que se han colgado para buscar a María. / DM

Ya por la noche, agentes y voluntarios de las agrupaciones de Protección Civil de Ramales de la Victoria, Solórzano y Arredondo realizaron un rastreo por los caminos por los que podía haber transitado, con resultado negativo.

El operativo se retomó este jueves por la mañana con perros, y efectivos de las direcciones generales de Medio Natural, y Protección Civil y Emergencias del Gobierno. a última hora de esta tarde, la Guardia Civil y el 112 han desactivado el operativo al hallar indicios de que la mujer pudo abandonar su hogar de forma voluntaria, pero la Benemérita sigue con la investigación abierta hasta que se esclarezca lo sucedido.