Camargo estudia volver a congelar tasas e impuestos el año que viene

Imagen de archivo de un pleno de Camargo.
Imagen de archivo de un pleno de Camargo. / María Gil Lastra
  • La intención es congelar "por completo" la subida que experimentaron los tributos municipales en los cuatro años de la anterior legislatura

El equipo de gobierno en el Ayuntamiento de Camargo (PSOE, PRC y un edil no adscrito) está estudiando la congelación de las tasas e impuestos municipales para 2017, tal y como se aplicó para el actual ejercicio y para dar cumplimiento al compromiso que hizo posible el pacto de gobierno municipal.

Así lo ha explicado a Efe el concejal de Economía y Hacienda, Héctor Lavín (PRC), quien también ha señalado que la intención es congelar "por completo" la subida que experimentaron los tributos municipales en los cuatro años de la anterior legislatura, cuyo primera medida al respecto ya se adoptó en 2015 de cara a este año.

En este sentido, Lavín ha recordado que el tipo impositivo mínimo que se puede aplicar al Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) es de un 0,40 por ciento, y que, en la actualidad, en Camargo está en un 0,47, porque hasta ahí lo redujo el equipo de gobierno el primer año de legislatura.

Esta bajada, ha destacado el edil, supuso que el IBI de 2016 se quedara prácticamente igual que el año anterior y que los vecinos pagaran "exactamente" lo mismo por este tributo, por lo que ha puesto en valor que el municipio esté "muy cerca de ese 0,40, que es el mínimo", ha dicho.

De cara a 2017, el concejal de Economía y Hacienda ha señalado que el equipo de gobierno está estudiando los tipos impositivos del IBI y de la plusvalía, "aquello en lo que sólo puede actuar para congelarlos", y ha apuntado a la situación de interinidad del Gobierno de España al respecto.

Y es que ha afirmado que la idea es "estar preparados" para las dos situaciones posibles antes de que finalice el actual ejercicio, es decir, tanto si se forma Gobierno y hay presupuestos generales del Estado como si no los hay y se prorrogan los actuales.

Al respecto, ha asegurado que, tanto en un caso como el otro, "se podría corregir" para poder cumplir con el compromiso de congelar, también en 2017, los impuestos y las tasas municipales, especialmente, el IBI y la plusvalía, ha apuntado.

Por todo ello, Héctor Lavín ha manifestado que lo único "novedoso" respecto a las ordenanzas fiscales del año que viene es lo que aprobó por unanimidad esta semana el pleno en la sesión ordinaria de septiembre.

Lavín se ha referido así a la gratuidad del servicio de teleasistencia domiciliaria para los años 2017, 2018 y 2019, una medida que garantiza su prestación sin coste alguno para los usuarios durante el tiempo que resta de la actual legislatura y que, hasta ahora, se adoptaba "año a año".

Asimismo, se ha modificado la ordenanza fiscal que regula los precios y tasas por uso de las instalaciones deportivas municipales para introducir novedades y favorecer la integración y el uso de los equipamientos por parte de personas con algún tipo de discapacidad, además de por quienes estén atravesando por dificultades económicas.

Así, las personas con discapacidad en grado igual o superior al 33 por ciento tendrán derecho a una subvención equivalente al 50 por ciento del abono individual para el acceso a las instalaciones deportivas del municipio.

Además, se exime del pago de la entrada a las personas acompañantes del usuario o usuarios con algún tipo de discapacidad y se disminuye o elimina totalmente el abono de las tasas a las familias en situación de necesidad cuando haya un informe del departamento municipal de Servicios Sociales que así lo recomiende o solicite.