fotogalería

/ SANE

Medio Natural autoriza de nuevola tala en el Bosque de Loredo

  • Se levanta la suspensión cautelar de la corta autorizada, mientras la plataforma vecinal anuncia que seguirá "luchando y denunciando"

La Dirección General del Medio Natural ha levantado la suspensión cautelar de la tala del Bosque de Loredo, junto a la playa de los Peligros en Ribamontán al Mar. De esta forma, la maderera que realizaba la limpieza de la finca propiedad de la extinta firma Emilia Bolado podrá continuar con la corta de pinos y eucaliptos.

Con los permisos en regla la empresa reanudará el trabajo «cuanto antes», según confirmó ayer su gerente, Jorge Madrazo. Eso sí, no podrán talar o realizar limpieza alguna dentro de la zona de servidumbre de Costas, pero se recordó que ya se ha tramitado en el Ayuntamiento la obtención del permiso de la Comisión Regional de Ordenación del Territorio y Urbanismo (Crotu) para actuar también allí.

Según la resolución de Medio Natural, emitida el pasado 9 de marzo, y a la que ha tenido acceso este periódico, todos los informes son favorables a autorizar la corta programada solicitada por Maderas Ison, y la condición urbanística de las parcelas objeto de actuación –a excepción de los 100 metros de servidumbre de costas– son compatibles con los permisos otorgados a la maderera por Medio Natural. En la misma, se especifica la autorización de la corta de 630 pinos y 480 eucaliptos con algunos condicionantes, como que se respeten las especies autóctonas (encinas, aladiernos, laureles y torviscos) y se eliminen plantas invasoras con arreglo a los protocolos de Medio Natural, o se gestionen correctamente los vertidos.

El pasado febrero, coincidiendo con el inicio de la tala masiva de árboles en la finca por encargo de los propietarios y a requerimiento municipal, vecinos de Loredo iniciaron una escalada de protestas al considerar que se estaba actuando en una zona protegida por el Plan de Ordenación del Litoral (POL) y definida como «área integral estratégica (AIE) ambiental», una figura que, a su juicio, garantizaría ya de por si su protección ambiental.

En este sentido, se denunció que se estaba cortando «centenares» de árboles en la línea de 100 metros de servidumbre de Costas, por lo que el 21 de febrero, la Dirección General de Urbanismo paralizaba los trabajos, que siguen así hasta día de hoy en esa misma franja, ya que la empresa contratada para limpiar la finca no contaba con los permisos en regla, a pesar de que el Ayuntamiento le autorizó por escrito a talar, y no le advirtió de que necesitaban la autorización de la Crotu, según relató el empresario aportando la documentación.

Asimismo, Jorge Madrazo, aseguró ayer que la empresa propietaria del bulldozer, que algunos individuos sin identificar quemaron parcialmente dentro de las fincas objetos de la tala, sigue adelante con la denuncia y hay por tanto una investigación abierta para buscar a los culpables. La plataforma vecinal que protesta legalmente contra la tala, ya se desvinculó en su día de estos hechos que también condenó.

"Que la Crotu intervenga"

Por su parte, los vecinos mantenían un encuentro ayer, tras enterarse de la noticia. Al respecto, según explicó, Iñigo Porres –uno de los integrantes activos de este colectivo vecinal contrario a la tala y a favor de la regeneración ambiental de esta zona–, la plataforma lo que quiere es que «la Crotu intervenga», porque, a su juicio, es el organismo que tiene que dar autorización, y no la Dirección General de Medio Natural, al tratarse de una zona protegida por el POL dentro de un Área Integral Estratégica.

No obstante, los vecinos también relataron que, a pesar de que han intentado hablar con su máxima responsable (la vicepresidenta regional, Rosa Eva Díaz Tezanos) o tratar de que este organismo intervenga, explican que se les deriva a ordenación del territorio que, a su juicio, no es la administración competente para solventar este tema.

Además, fuentes vecinales también confirmaban ayer que se sigue adelante con las denuncias por escrito dirigidas a la Crotu y que no se ha contestado a ninguna, denunciando «oscurantismo» al respecto. En cuanto al Ayuntamiento de Ribamontán al Mar, los vecinos opinaron también que «nunca ha tenido ningún interés» por proteger la zona.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate