El PP propone encuestar a las familias para cambiar el calendario escolar de 2017

Escolares entran al colegio María Sanz de Sautuola, en Santander.
Escolares entran al colegio María Sanz de Sautuola, en Santander. / Javier Cotera
  • Señala que, "ante las evidentes dificultades para iniciar el curso en las fechas fijadas" y las "quejas", debería ser el Consejo Escolar quien elabore la propuesta

Cuando aún no se ha cumplido el primer trimestre del curso escolar en el que Cantabria ha estrenado su nuevo y polémico calendario, en el que se reparten los 175 días lectivos en cinco bimestres separados por cuatro periodos de descanso (en la primera semana de noviembre, Navidad, Carnavales y Semana Santa), el PP cree que hay que replantearse la fórmula para el año que viene. Señala que ante las "evidentes dificultades" para iniciar el curso en las fechas fijadas y las "quejas" suscitadas desde diferentes sectores de la comunidad educativa y la sociedad cántabra, debería ser el Consejo Escolar de Cantabria el que elabore la propuesta para el calendario del curso 2017-2018.

En nota de prensa, los populares plantean consultar a través de una encuesta la opinión y las necesidades de conciliación de las familias de los centros sostenidos con fondos públicos. Así consta en la moción que el grupo parlamentario popular ha registrado en el Parlamento autonómico para su debate en el pleno de mañana, y que defenderá la diputada regional Mercedes Toribio. El consejero de Educación, Ramón Ruiz, no se aparta de introducir "algunos cambios", aunque ha dejado claro también que el calendario "pervivirá porque es bueno para los alumnos, para la comunidad educativa y para la innovación".

"Impuesto"

La portavoz de Educación del PP ha criticado que el nuevo calendario escolar fuese «impuesto» por la Consejería y acordado sólo con la Junta de Personal Docente, "sin tener en cuenta a los alumnos y sin un diálogo previo con familias». Por eso, insta al Gobierno a que sea el Consejo Escolar el que, con la premisa de los 175 días lectivos prescriptivos, elabore una propuesta «consensuada y satisfactoria" para la comunidad educativa, que tenga en cuenta los aspectos laborales del profesorado, pero también los intereses y necesidades de las familias así como los condicionantes pedagógicos del aprendizaje de los jóvenes.

La iniciativa del PP plantea que se proponga al Consejo Escolar, además de otros instrumentos que considere necesarios, la elaboración de una encuesta que se pasaría a todas las familias de centros públicos, para recabar su opinión tras esta primera experiencia y conocer así las necesidades de conciliación generadas por el cambio. El Dictamen del Consejo deberá estar preparado y tenido en cuenta con antelación a la puesta en marcha del procedimiento que culmina con la publicación en el Boletín Oficial de Cantabria del calendario para 2017-2018.