Casi dos de cada tres cántabros menores de 35 años aún viven en casa de sus padres

Casi dos de cada tres cántabros menores de 35 años aún viven en casa de sus padres

El 27% de los 239.600 hogares que existen en la región está habitado por una persona y otro 30% tiene dos moradores, según el INE

Daniel Martínez
DANIEL MARTÍNEZSantander

Hace algunas décadas una gran mayoría de los que alcanzaban los 35 años y echaban la vista atrás se encontraban con un largo historial laboral y uno o varios niños corriendo por una vivienda que casi siempre tenía en propiedad. El porcentaje de cántabros que entonces aún vivía con sus padres al llegar a esa edad era mínimo. Ahora, no es que sea relativamente frecuente pasar esa barrera y seguir en el hogar familiar, sino que cada vez es más habitual. En estos momentos sólo uno de cada tres personas de entre 18 y 35 años que viven en la comunidad autónoma está emancipada. Las circunstancias socioeconómicas –habrá quien no quiera por decisión personal– no les permiten dar el paso, pero a cambio tienen el consuelo de que, a nivel estadístico, el sistema les sigue considerando jóvenes.

Así se recoge en la información facilitada por el Gobierno de España a petición del Grupo Socialista en el Congreso de los Diputados y extraída de la Encuesta Continua de Hogares (ECH). A fecha de 31 de diciembre de 2016, cuando se actualizaron por última vez los datos, había en la región 100.298 jóvenes (mayores de 18 años y menores de 35) y de ellos 36.259 hacía vida lejos de sus padres. Es decir, el 36,1%, casi tres puntos menos que en el ejercicio anterior.

La radiografía

Numero de hogares
Actualmente existen 239.600 en Cantabria. Son 300 más (+0,25%) que hace un año.
2.41 personas
Es la ocupación media de los hogares cántabros, por debajo de la media nacional (2,49 individuos).
Hogares unipersonales
En la región hay 66.100 viviendas con un solo morador, el 27%del total.
Hogares monoparentales
Cantabria cuenta con 27.400 y la mayoría (81,4%) son de mujeres que viven con sus hijos.

El informe también explica cómo han conseguido estos cántabros habitar bajo un techo que pueden considerar como propio. La mitad de los emancipados (18.329 personas) optó por la vivienda en propiedad. Los jóvenes propietarios son el 50,6% de los que han salido de casa de sus padres, pero el porcentaje es muy inferior al histórico de los últimos años. El año antes era el 55,9% y en 2012 el porcentaje estaba todavía más arriba, en el 68,7%. La tendencia es justamente la contraria en el caso de los alquileres, que han pasado del 23,3%hace seis años al 39,7%actual (14.379 personas). La cesión de casas por parte de un familiar o allegado permanece estable en torno al 10%.

Más hogares que en 2016

Según la misma fuente, a lo largo de 2017 creció el número total de hogares que existen en Cantabria hasta alcanzar la cifra de 239.600, lo que supone 300 más que el año anterior. Más viviendas ocupadas, pero más pequeñas a tenor de una encuesta que afirma que su tamaño medio es de 2,41 personas por hogar. De esta forma, la comunidad autónoma se encuentra en la parte baja de la tabla en España, donde la densidad media es de 2,49 moradores.

Contribuyen a reducir esa cifra el alto número de hogares monoparentales localizados en la región. El último recuento ha sumado 66.100, lo que significa el 27% del total. También son muchos aquellos que acogen a dos cántabros, ya sean familia o no. En concreto, el 30,7%. En ambos casos hay leves repuntes respecto a 2016.

Es decir, que seis de cada diez viviendas ocupadas en la comunidad autónoma dan cobijo a menos de tres personas. Lo que bajan son los hogares monoparentales, que se reducen un 14,6% hasta los 27.100 y casi siempre son de mujeres que viven con sus hijos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos