El gris como color para el fin de semana

Ilustración de Belén García-Mendoza / Belén García-Mendoza

Las nubes van a ser las grandes protagonistas, con alguna lluvia ligera el sábado

PAULA DE RUFINO AÑORBE

Al contrario que el fin de semana anterior, en esta ocasión, las nubes no van a dejar asomarse mucho al sol. Parece que sólo ellas van a ser las que ocupen el cielo cántabro, una vez más. Por lo que ir a la playa va a resultar un plan no muy agradable, como muestra Belén García-Mendoza. Pero no hay que desanimarse tan pronto. Estas nubes no parece que vayan a descargar mucha agua, así que los cántabros y cántabras podrán disfrutar de las fiestas de Santiago sin problema y con un paraguas «pequeñuco», por si acaso.

El sábado amanecerá poco cubierto con intervalos de nubes bajas que aumentarán a nuboso o cubierto. Por la tarde será el momento en el que, según Aemet, las nubes puedan dejar algún que otro chubasco aislado en la zona de Liébana. Entretanto, a lo largo de toda Cantabria puede que aparezca alguna que otra lluvia débil y dispersa, que serán menos probables en la zona sur de la provincia.

Las temperaturas se presentan con pocos cambios; la máxima será de 23 grados en Potes y en diferentes zonas del litoral, mientras que la mínima será de 12 grados en Reinosa. Además, el viento soplará flojo con tendencia variable en el litoral, donde vendrá del noroeste y oeste, siendo algo más intenso en las horas centrales del día. En el interior, se mostrará de componente norte.

Por otro lado, el domingo, parece que mejorará la situación que deje el sábado. En este día habrá intervalos de nubes bajas, pero que tenderán a poco nuboso. Las temperaturas mínimas irán en ligero ascenso y las máximas se mantendrán estables. En cuanto al viento, soplará prácticamente igual que en el día anterior, siendo de componente oeste flojo en la zona del litoral, tendiendo a norte en las horas centrales del día, y de componente norte en la zona del interior.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos