Investigan por calumnias al policía involucrado en un robo de móviles

Investigan por calumnias al policía involucrado en un robo de móviles

Su nombre aparece ligado ahora al caso de unos panfletos difamatorios que alguien buzoneó en Cartes y envió de manera anónima al alcalde

Mariña Álvarez
MARIÑA ÁLVAREZSantander

Al policía local Manuel Acereda se le acumulan los problemas con la justicia. Su nombre salió a la palestra tras su detención por un presunto delito de robo con fuerza de varios teléfonos móviles en el Ayuntamiento de Reinosa. Lejos de Campoo, y por otra investigación en marcha desde hace tiempo, ha tenido que volver a prestar declaración ante la Guardia Civil. Nada que ver con lo anterior, ahora está siendo investigado por un supuesto delito de calumnias cometido en Cartes.

Sobre las diez de la mañana del jueves tuvo que acudir con su abogado a las dependencias del instituto armado en Torrelavega para prestar declaración por este nuevo caso. Se trata de una denuncia presentada por el Ayuntamiento de Cartes a raíz de unos carteles difamatorios que alguien buzoneó por el municipio y esparció por algunas calles. Al parecer, en ellos se acusaba a algunas vecinas de mantener relaciones extraconyugales y también se mencionaba a una concejala, a la que se atribuían cobros por acudir a comisiones a las que no había asistido. Pero, además, después alguien envió tanto al alcalde de Cartes como al exalcalde sendas cartas anónimas que contenían esos mismos pasquines. Tras estas acciones, el Ayuntamiento de Cartes presentó una denuncia por calumnias por la que un juzgado de Torrelavega abrió las correspondientes diligencias, que pudieron quedar en un ‘limbo’ al no haber autor conocido.

Las gestiones y tomas de muestras realizadas por la unidad que se encarga de este asunto guiaron hasta el policía local de Reinosa ‘fichado’ por otro tema radicalmente distinto. Tras prestar declaración, quedó en libertad. Tendrá que pasar a disposición del juzgado que estaba de guardia (aún no ha ocurrido), el que, a su vez, remitirá la causa al juzgado que en su día abrió las diligencias penales por la denuncia de Cartes para que se pueda reabrir el caso.

Policía, político y abogado

Mientras tanto, el caso de los móviles robados en Reinosa sigue su curso. El pasado lunes, 3 de julio, el policía tuvo que acudir a declarar ante la titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de la capital campurriana como presunto autor de un delito de robo con fuerza. Además del agente, también declaró el alcalde de Reinosa, José Miguel Barrio, que debía aportar la documentación relativa a la compra de los 13 teléfonos presuntamente sustraídos, valorados en 1.675 euros. Los teléfonos fueron comprados en 2015 y en mayo de 2016, un funcionario informó de que alguien había roto el cajón en el que estaban guardados y se los había llevado. La denuncia derivó en unas investigaciones, y éstas llevaron a los agentes de la Policía Judicial a rastrear los datos de una tarjeta que había sido introducida en uno de los móviles robados. Tal tarjeta pertenecía al policía, que fue detenido en mayo de este año.

Además de ser policía local, Acereda formó parte de la lista del PP en el Ayuntamiento de Torrelavega en las elecciones municipales de 2015 como número diez. Sin embargo, no llegó a presentarse precisamente por su trabajo como policía local en Reinosa, ya que la Ley Electoral le obligaba a solicitar una excedencia. Su ‘fichaje’ fue una apuesta personal de Ildefonso Calderón que levantó bastantes ampollas en la agrupación municipal porque se le situó por encima de algunos históricos militantes cuando llegaba rebotado del PRC y después de presentarse como cabeza de lista del fallido ‘Torrelavega Importa’. Además, Acereda tiene un despacho de abogados en Torrelavega.

Fotos

Vídeos