Sospechas de peleas de perros ilegales tras la muerte de uno por colmillazos profundos

Sospechas de peleas de perros ilegales tras la muerte de uno por colmillazos profundos

Miembros del colectivo Ayrecan encontraron al animal malherido en Ciriego, aunque falleció poco después

María de las Cuevas
MARÍA DE LAS CUEVASSantander

Una perra fox terrier castaña fue encontrada malherida el domingo por la mañana en las inmediaciones de Ciriego, en Santander, tras sufrir una brutal agresión por el ataque de otro perro. Según explicaron miembros de la asociación Ayrecan, «tenía laceraciones en el 80% del cuerpo y 31 colmillazos profundos», uno de los cuales le había desgarrado un pulmón.

Los propios integrantes de esa asociación recogieron al animal y le llevaron a la clínica veterinaria Animals Cantabria, donde falleció el lunes.

La perra permaneció toda la noche en la UCI, conectada y vigilada, y su evolución fue favorable. De hecho, «se despertó animada, comió algo y hasta movió la cola». Sin embargo, tiempo más tarde fallecía como consecuencia de una parada cardiorrespiratoria.

El director del centro aseguró que nunca había visto algo igual. «Estaba destrozada». El animal había sido sometido a tortura, «con mordiscos provocados por un perro de potente mandíbula capaz de romperle dos costillas y de causarle neumotórax. Tenía su cuerpo cubierto de heridas penetrantes», según informó Alfonso Toyos.

Fuentes del colectivo sospechan que pudiera haber sido utilizada como sparring para peleas de perros, una práctica cruel e ilegal en la que dueños de ejemplares de razas peligrosas que se utilizan en los combates eligen otros de pequeña tamaño para potenciar su agresividad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos