Varios miembros de un clan, detenidos ahora por robar perros

Imágenes facilitadas por la Guardia Civil y la Policía Nacional de los animales y el vehículo presuntamente robados por los detenidos.
Imágenes facilitadas por la Guardia Civil y la Policía Nacional de los animales y el vehículo presuntamente robados por los detenidos. / OPC/PN

Guardia Civil y Policía Nacional montaron una operación conjunta para dar con los autores de una serie de sustracciones de animales denunciadas desde abril

Mariña Álvarez
MARIÑA ÁLVAREZSantander

Una operación conjunta de la Guardia Civil y la Policía Nacional se ha saldado con la detención de cuatro miembros de un clan, todos con un largo historial delictivo, ahora envueltos en varios robos de perros, un pony y un quad. Ocho de los perros han sido devueltos a sus legítimos dueños y los presuntos autores de las sustracciones, puestos a disposición judicial.

Los detenidos son A.P.J., de 42 años; F.G.G., de 38, y dos hijos de éste último: J.A.G.J., de 19 años, y un hermano menor (de 16 años). Según ha podido saber este periódico, el primero (A.P.J.) y los dos hermanos ya habían protagonizado otro importante dispositivo policial solo tres días antes, cuando acabaron detenidos en San Pedro de Rudagüera (Alfoz de Lloredo) después de un presunto robo a una vivienda que movilizó a numerosas patrullas de la Guardia Civil, con fuga, persecución y hasta un intento de esconderse dentro de una tubería.

Ese 'percance' ocurrió el 14 de agosto. Hoy, día 24, las fuerzas de seguridad han informado de esta nueva detención ocurrida el día 17 tras culminar unas investigaciones iniciadas en abril. En ese mes, el dueño de dos perros de la raza Bull Mastiff denunció su robo del interior de las instalaciones de una protectora de animales situada en San Román. Efectivos de la brigada de Policía Judicial localizaron uno de los perros y consiguieron recuperar el otro, que fue felizmente entregado a su dueño.

De forma paralela, agentes del Seprona de la Guardia Civil estaban investigando el robo de tres perros de la raza American Bully en Guarnizo (Astillero), ocurrido también en abril. A principios de mayo pudo ser localizado en Santander uno de los ejemplares robados, «gracias a la importante colaboración de un policía local», según informa tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional en un comunicado conjunto.

A la vista de ambos robos, se estableció una colaboración entre los dos cuerpos de seguridad que investigaron de manera coordinada en una operación bautizada como 'Bullmastiff-Bully'.

Consiguieron esclarecer seis hechos delictivos -unos son robos con fuerza y otros son hurtos- cometidos en Cantabria, en un dispositivo que se extendió por Santander, Guarnizo, Puente Arce, Miengo y Pontejos. Entre los delitos que se les atribuyen destaca el robo de un perro valorado en mil euros, denunciado en julio en Torrelavega; también el hurto de un pony en Miengo y la sustracción de un quad en una vivienda de Cueto (Santander). Los animales y el vehículo fueron recuperados y entregados a sus propietarios.

La operación 'Bullmastiff-Bully' fructificó con la identificación de los cuatro varones -los cuatro con múltiples antecedentes- como presuntos autores de los hechos. Los tres mayores fueron detenidos en la mañana del pasado jueves, día 17, en sus viviendas (varios de ellos residen en Santander) y el menor ha sido puesto a disposición de la Fiscalía de Menores.

Fotos

Vídeos