Santander proyecta su memoria

fotogalería

Monumental videoproyección sobre la estación de Adif, este sábado por la noche. / Daniel Pedriza

  • El MAF se clausura hoy con un espectacular desfile de lobos gigantes en la Plaza de Cañadío

  • Las actividades salen por primera vez de Santander y hasta el teatro La Redonda, en Vioño, viaja la compañía checa Teatro Konmo con Caperucita Roja y el lobo

Santander volvió anoche a vivir el incendio de 1941. Una gran videoproyección sobre la estación de Adif rescató de la memoria aquel desastre que cambió la ciudad. ‘1941: año 0’, un trabajo de la creadora Amanda Pola y el Café de las Artes dará paso hoy a un espectacular desfile de lobos gigantes. La octava edición de la Muestra de Artes Fantásticas (MAF) toca hoy a su fin con laberintos, una Caperucita Roja muy especial, un mêtre con mucho humor y una versión libre del Lazarillo de Tormes.

El buen tiempo acompañó durante dos días al MAF, que llenó calles y plazas de Santander de magia, fantasía y mucho público. Anoche Santander volvió a arder en una videocreación de Amanda Pola y El Café de las Artes sobre la torre de Adif, en la plaza de las Estaciones. Sus creadores han entrevistado durante tres meses a numerosos vecinos de Castilla-Hermida y el Barrio Pesquero. «Un acto vivo, emotivo, un evento profundamente ligado al lugar donde se proyecta, que simboliza la frontera entre el Santander quemado y el que surgió después», señalan sus organizadoras.

Malabaristas, payasos, magos y acróbatas deslizaron su arte por Santander. Hoy, un espectacular desfile de lobos gigantes clausura el MAF, un proyecto dirigido por Ana Lekube, con el apoyo de la Fundación Santander Creativa (FSC). Después de un intenso fin de semana, el MAF dice adiós con nuevas actividades. Quizá una de las más llamativas es la intervención en plena calle de ‘Las bestias danzan o el sigiloso conjuro de lo salvaje’, de la compañía mejicana La Liga-Teatro Elástico, en la Plaza de Cañadío. Se trata de una intervención itinerante con títeres no convencionales e improvisación sonora que se consolida con la participación activa de las 26 personas que durante esta semana acudieron al taller para diseñar los títeres y ensayar el montaje.

Este proyecto se centra en la relación entre lo humano y lo animal. La fascinación, el conflicto, la distancia y el parecido, el dominio y la idealización... Se trata de animar al animal, de jugar al conjuro, a infundir la sensación de vida, partiendo de una figura icónica de lo salvaje: el lobo. Se busca reconstruir una manada que cobra vida ante los ojos del espectador. Un festivo ritual colectivo en el espacio público que celebra la belleza y el misterio de la vida en la tierra. Bestias de tamaño natural aparecerán por el centro de la ciudad, a su paso la atmósfera se cargará de sonidos y movimiento; nuevas criaturas se sumarán al rito. Algo está a punto de ocurrir...

La Liga-Teatro Elástico es una compañía mexicana de teatro de objetos y figuras animadas fundada por la actriz y directora Jacqueline Serafín, y por el dibujante, escultor e inventor de títeres Iker Vicente. Mediante el juego, la atenta observación de la materia, la imaginación y el humor procuran un espacio de comunicación viva con el público.

No será la única propuesta inédita para hoy. De hecho, el público familiar también podrá disfrutar con la obra ‘El mêtre’ de la compañía JAM. Una mesa, dos sillas, un parasol, un perchero y un espejo. Eso es todo. El mêtre no necesita más para componer un mundo a su medida, una terraza a la que invitarle. Pasean una señora y un perrito, dos enamorados se besan, se oye el llanto de un bebé y el caminar frenético de un hombre... El mêtre nos ofrece humor y amor, guiños, juego, complicidad y el mejor teatro gestual. Para conocerlo, tendrán que acudir a la Plaza San Martín.

En cuanto a la Chana Teatro, que ya ha agotado las localidades para el espectáculo ‘Del Lazarillo de Tormes’, todavía guarda algunas entradas para ‘Vulgarcito’. El pase será en el Palacio de Festivales a las 12.00 horas. Esta es una dramatización muy libre, con objetos del famoso cuento Epaminondas. Sobre una mesa, el manipulador crea un mundo de objetos y títeres en el que se da cuenta de las aventuras que, Vulgarcito, su protagonista, sufre en los distintos trabajos por los que va pasando. De manera rimada, articulada, redondeada, recta e inclinada, como una carcajada, se nos presenta la vida de un pobre muchacho que habita en un reino triste.

Respecto a ‘Del Lazarillo de Tormes’, se trata de una versión libre de uno de los relatos más representativos y precursores de la novela picaresca dirigida a jóvenes y adultos. Comedia y poesía a partes iguales bajo la mirada aguda e irreverente de Jaime Santos.

Áurea Pérez y Jaime Santos crearon La Chana Teatro en 1987. A lo largo de estos años han encontrado una forma propia de contar historias teniendo siempre como protagonista el objeto, la palabra, el espacio y la interpretación.

Y para finalizar, cabe recordar que ‘Laberint’ continuará abierto hoy hasta las 21.00 horas en los Jardines de Pereda. Un mar de paredes de colores lleno de encrucijadas que retan a los participantes más intrépidos. Construido básicamente en hierro, se trata de un laberinto de gran formato cuyas puertas solo se abren cuando el viajero es capaz de resolver los enigmas y pruebas de habilidad e ingenio que proponen. Una instalación de libre participación donde perderse será la mejor de las aventuras. Un reto intemporal que invita a recorrer los caminos menos transitados de la imaginación.

En Vioño

El MAF sale, por primera vez, de Santander y acude al teatro La Redonda, en Vioño de Piélagos. Hasta este espacio independiente gestionado por Nacho Fernández e Hilo Producciones, llegarán los checos de Teatro Konmo, quienes descubrirán el secreto de la tradicional historia protagonizada por Caperucita Roja con una función muy especial de ‘El cuento del viejo lobo’.

El MAF dice hoy adiós, pero la exposición ‘El show de las pequeñas cosas’, del ilustrador francés Gilbert Legrand se queda unos días más, hasta el viernes. Es la primera vez que presenta su obra en España y lo hace en la Escuela de Náutica. Su trabajo es creativo, original y demuestra un gran sentido del humor. Su mirada extrae de los objetos cotidianos todo un universo de personajes. Manillas, brochas, sierras, perchas... se transforman en habitantes de su fantástico cosmos. El gran show de las pequeñas cosas’ consta de 70 piezas e ilustraciones en 3D que no dejan de sorprender. Son pequeñas joyas.

Y es que este diseñador francés observa los artilugios comunes que cualquiera puede tener en casa, concibe para ellos una personalidad, y los convierte en seres inertes con vida propia.