Relaciones de pareja

Sole Otero describe los estragos de una relación posesiva y dominante.
Sole Otero describe los estragos de una relación posesiva y dominante.
  • El amor y sus conflictos han originado numerosas obras de ficción

Desde los versos de Safo a las tragedias de Shakespeare, las relaciones amorosas o eróticas y los conflictos que pueden generar han nutrido incontables obras de ficción en todo tipo de medios. La historieta no es ajena a esta preocupación ni sus autores desaprovechan semejante filón argumental, en dura pugna con otros géneros igualmente populares, como la aventura, la fantasía o la comedia. Las siguientes obras inciden en esa difícil relación personal desde diversos ángulos, ofreciendo un amplio espectro de escenarios y situaciones, tan reveladores como ilustrativos.

All you need is love

La vida en pareja más sencilla, común y reconocible es la que ha sabido captar Ana Oncina en ‘Croqueta y empanadilla’, una comedia protagonizada por estos dos seres que desde 2014 recrea con verosimilitud y encanto el día día de una relación amorosa entre dos jóvenes que comparten piso. Con base en las propias experiencias de la autora, la serie incide en los detalles que salpican la convivencia diaria, aquellos en los que se reconoce fácilmente una gran mayoría de los lectores. Oncina obtuvo el premio del público a la Mejor Obra en el Salón de Barcelona y ha sido elegida por la revista Forbes como uno de los menores de 30 años más influyentes en la categoría de Arte.

Por su parte, Frederic Boilet demuestra cómo una simple historia de amor revestida de cotidianidad puede generar un relato muy elaborado en su estructura y repleto de matices tanto en su argumento como en su desarrollo expositivo. El autor francés inauguró con esta obra el movimiento llamado ‘nouvelle manga’, un tipo de cómic capaz de combinar lo mejor de la tradición japonesa y la europea, tanto a nivel estético como argumental o narrativo. Su título es ‘La espinaca de Yukiko’, haciendo una cariñosa referencia al delicioso ombligo de la joven protagonista.

Corazones rotos

El aspecto negativo de las relaciones conyugales queda de manifiesto con absoluta lucidez en la novela gráfica ‘Poncho fue’. Obra de la argentina Sole Otero, constituye una descarnada radiografía del sometimiento psicológico, la culpabilización y la anulación de la voluntad a los que resulta sometida una de las partes de la pareja.

Finalmente, y aun en clave de humor, cabe examinar las consecuencias de la ruptura matrimonial en malos términos mediante la serie ‘Custodia compartida’. Pablo Velarde publica esta sátira despiadada en el semanario El Jueves y ahora un oportuno libro recopila tan inspiradas páginas. Se trata de una lúcida reflexión sobre los estragos de un divorcio gestionado con la máxima ineficacia, una colección de vivencias disparatadas pero tristemente reconocibles que protagoniza una niña de ocho años, hija de padres separados cuya responsabilidad se diluye hasta extremos irrisoriamente insólitos.

Ana Oncina. 130 páginas. 12,50 euros. La Cúpula.

Ana Oncina. 130 páginas. 12,50 euros. La Cúpula.

‘Croqueta y empanadilla’

Esta es la cara más amable y cotidiana de las relaciones de pareja. Oncina consiguió cautivar con esta creación al público, la crónica de una croqueta y una empanadilla que conviven felizmente y experimentan las mismas peripecias que miles de jóvenes españoles. Dibujados con rasgos sintéticos pero expresivos, en evidente clave de humor, estos dos seres encarnan los sencillos anhelos y preocupaciones de cualquier pareja común, incluida la propia autora y su compañero; es decir, aquellos que se refieren a la casa, el ocio, los amigos, la familia, el trabajo y, por supuesto, el amor. Este tercer volumen de nuevo destila ternura y optimismo. Aunque el tono de comedia ligera no invalide el acertado análisis de las pequeñas contradicciones y problemas inherentes a la vida sentimental compartida.

Sole Otero. 218 páginas. 19,90 euros. La Cúpula.

Sole Otero. 218 páginas. 19,90 euros. La Cúpula.

‘Poncho fue’

De la anulación psicológica más devastadora de un miembro de la pareja trata esta brillante novela gráfica. La autora describe con detalle la degradación de unas relaciones aparentemente sanas, óptimas incluso, que paulatinamente se desequilibran hacia la evidente prepotencia de una de las partes. Lucía es feliz con Santi, ambos mantienen un proyecto de vida, pero la fuerte personalidad de este último y sus estrategias retóricas progresivamente imponen una situación de dominación física y anímica. Ella desarrolla un alto grado de dependencia, sus discusiones se saldan con un sentimiento de culpabilidad y ello conduce a la inseguridad, los trastornos y la depresión. Distintas líneas temporales se alternan en el desarrollo de esta crónica que expone una realidad tan terrible como frecuente.

Frederic Boilet. 152 páginas. 16 euros. Ponent Mon.

Frederic Boilet. 152 páginas. 16 euros. Ponent Mon.

‘La espinaca de Yukiko’

El propio Boilet es quien protagoniza este fugaz y espontaneo romance durante su breve estancia en Tokio. Hay erotismo y candor en una vivencia descrita con delicadeza pero sin obviar esos pequeños detalles cotidianos que marcan cualquier relación sentimental, incluyendo una serie de equívocos con el idioma. También existe un componente metalingüístico, en tanto que el argumento incluye el propio proceso de realización del cómic, juego al que la joven japonesa se presta con desenfado. A nivel visual destaca el tono hiperrealista y un tratamiento de la imagen casi cinematográfico, con un empleo recurrente de la cámara subjetiva. La historia de Yukiko se muestra con intensidad, naturalidad y desparpajo, en un título representativo del movimiento que se ha dado en llamar ‘nouvelle manga’.

Pablo Velarde. 192 páginas. 20 euros. Dibbuks.

Pablo Velarde. 192 páginas. 20 euros. Dibbuks.

‘Custodia compartida’

El fin del matrimonio no solo conlleva desafortunadas consecuencias para los cónyuges sino que genera un desastroso estatus para los hijos de ambos. Sobre todo si los padres son tan ineptos como los de la pequeña Custodia, la atribulada protagonista de este libro. Por medio de un humor lúcido y descarnado, el autor brinda pequeños flashes de cotidianidad, breves anécdotas que describen la dificultad de tener ocho años y vivir alternativamente con dos catastróficos progenitores. Él es un exasperante ecologista, amigo de la nostalgia y la corrección política, y ella una egoísta fashion victim que no asume la decadencia física. Sus continuas querellas, sus nuevas parejas y sus mensajes contradictorios moldean en la niña una personalidad basada en la inseguridad, el escepticismo y el sarcasmo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate