'El árbol de la vida' de Daguerre

Los títeres protagonizan una de las obras de esta exposición./DM
Los títeres protagonizan una de las obras de esta exposición. / DM

La muestra, compuesta por 30 obras de gran variedad temática donde el color es el gran protagonista, se inaugura el viernes en Torrelavega Espacio Garcilaso acoge la visión mágica y postimpresionista del pintor cántabro

Lola Gallardo
LOLA GALLARDOSantander

'El árbol de la vida' del pintor Victoriano Daguerre (Torrelavega, 1945) llega este viernes a Espacio Garcilaso. Se trata de una visión mágica y postimpresionista de gran variedad temática, desde escenas populares, bodegones y marinas, hasta paisajes, retrato social, flores y pájaros, sin olvidar los árboles. Son dibujos donde el verdadero protagonista es el color. La muestra, que permanecerá en la sala expositiva de Torrelavega hasta el 8 de junio y está formada por treinta obras, se inaugura el viernes, a las 20.00 horas.

Daguerre, que pertenece a la Tertulia Sago, se sumergió en el arte de la pintura con Modinos Paez a los 16 años y tras pasar cinco junto a él, comenzó a pintar por su cuenta. Tras una temporada alejado del arte para volcarse en su familia, volvió para exponer en distintas localidades de Cantabria. Define su pintura como «personal», aunque reconoce que se acerca al impresionismo. A base de trabajar ha forjado su propia personalidad y ha pasado de emplear el pincel a decantarse más por la espátula. «Si la pintura es sobre todo luz y color, estamos ante un buen artista que sabe muy bien su oficio», han señalado sobre este artista.

El pintor torrelaveguense cuenta con un amplio curriculum y sus méritos como pintor son reconocidos en los ambientes artísticos de Cantabria. La creatividad es uno de los elementos más importantes de su pintura, según señala el doctor en Historia José Manuel Gutiérrez Bravo en el catálogo de la exposición que se inaugura este viernes. A su juicio, «la pintura de Daguerre es toda creatividad y color. Solo por esas dos notas estamos ante un pintor que merece nuestra mejor valoración». En la muestra en Espacio Garcilaso ha reunido 30 obras de temática variada.

Apasionado de la creatividad y del color, no tardó en encontrarse a si mismo en un estilo desenfadado, sincero y directo, como reflejo de su personalidad. La visión personal, mágica y postimpresionista del mundo, con un desenfadado sentido del humor, sitúan a la obra de Daguerre en ocasiones en el mundo de lo abstracto. Para Gutiérrez Bravo, «esta nueva exposición nos presenta la obra madura de un pintor con mucho oficio».

Para el responsable de Espacio Garcilaso, Antonio Castillo, la muestra es «una auténtica fiesta de colores que habla de la percepción del mundo del artista». Reconoce que su pintura no es solo color, su pincelada también tiene «una hondura metafísica que, sobre todo, se aprecia cuando aborda el retrato de personas o cuando describe ambientes». A su juicio, 'El árbol de la vida' «presenta la esencia misma de nuestra existencia y sus obras transmiten fuerza y positividad. Representa el ciclo de la vida: nacimiento, vida, crecimiento personal y espiritual, toma de decisiones progreso y reencarnación».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos