Eduardo Noriega admite que quiere seguir rodando películas en Latinoamérica

Noriega en el festival de Panama del que acaba de llegar /DM
Noriega en el festival de Panama del que acaba de llegar / DM

El actor cántabro recibe el premio de Honor de la Muestra de Cine Latinoamericano de Cataluña

AGENCIAS

El actor santanderino Eduardo Noriega ha recibido este viernes en Lérida el Premio de Honor de la Muestra de Cine Latinoamericano de Cataluña, un galardón que espera que sea «prometedor con su trabajo en Latinoamérica».

En declaraciones realizadas a los medios de comunicación antes de recogerlo, Noriega se ha mostrado «muy contento y muy orgulloso» con este galardón y ha asegurado que coincide con el cineasta Pedro Almodóvar en que «un premio es una declaración de amor».

Noriega ha confiado en «seguir haciendo muchas películas en toda Latinoamérica». «Ahora acabo de llegar del festival de Panamá, he rodado en México una película de terror con Diego Cohen que se llama 'La marca del demonio' y en 2017 he rodado en la República Dominicana una película escrita y dirigida por David Maler que se llama 'La Boya'«, ha explicado. El áctor cántabro ha reocnocido que desde el estreno en España de »Perfectos desconocidos«, de Álex de la Iglesia, no ha hecho más que rodar fuera del país, especialmente, en Latinoamérica.

Asimismo, Noriega ha tildado de «extensión natural cinematográfica» la relación de los actores españoles con el cine de América Latina, y viceversa.

En este sentido, ha insistido, «cada vez hay más coproducciones y ya a nadie le llama la atención que aparezcan, por ejemplo, actores argentinos en alguna producción».

Por su parte, la directora y actriz Silvia Munt, Premio Jordi Dauder ha señalado que un premio es «una sonrisa en una carrera que siempre es una montaña rusa». El Premio Ángel Fernández-Santos ha sido para el director del programa de La2 de TVE 'Días de cine', Gerardo Sánchez en una edición en la que la Mostra ha creado un nuevo galardón Premio Talento Latino dirigido a profesionales que trabajan detrás de la cámara que ha recaído en el compositor argentino, Osvaldo Montes.

Los largometrajes que se podrán ver en esta edición del festival son «Al desierto» (Argentina, Chile), de Ulises Rosell; «Amateur» (Argentina), de Sebastián Perillo; «Como nuestros padres» (Brasil), de Laís Bodanzksy; «Maracaibo» (Argentina, Venezuela), de Miguel Ángel Rocca; y «Niñas araña» (Chile), de Guillermo Helo.

También «O filme da mina vida» (Brasil), de Selton Mello; «El Pampero» (Argentina, Uruguay, Francia), de Matías Lucchesiu; «Simfonía para Ana» (Argentina), de Ernesto Ardito y Virna Molina; «Vida de familia» (Chile), de Cristián Jiménez y Alicia Scherson; y «El viajero» (México), de Diego Ros.

Por otra parte, se podrán visionar los cortometrajes «The back of my mind» (Argentina(EE.UU), de Luciano Podcaminky; «El corto del año» (Argentina), de José Mariano; «Debis» (Perú, EUA), de Julio O. Ramos; «Madre» (España), de Rodrigo Sorogoyen; «Matria» (España), de Álvaro Gago; «Pequeño manifiesto en contra del cine solemne» (Argentina), de Roberto Porta; «Pixied» (Argentina), de Agostina Ravazzola y Gabriela Sorroza; «Premonición» (Chile), de Leticia Akel; «Sob, o véu da vida oceánica» (Brasil), de Quico Meirelles; y «Verde» (México), de Alonso Ruizpalacios

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos