La exposición 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' recala en Santander

La exposición 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' recala en Santander

La Obra Social 'la Caixa' y el Ayuntamiento presentan desde el próximo 4 de junio una muestra de 400 m2 en la que el visitante podrá descubrir el fascinante mundo de las ilusiones

Guillermo Balbona
GUILLERMO BALBONASantander

Convertirse en una araña, ver levitar un gran engranaje, crecer y empequeñecer como lo hizo Alicia en el país de las maravillas... ¿Cómo encontrar el punto ciego de cada ojo? Una ilusión es un fenómeno mental consistente en sensaciones y percepciones extrañas e inesperadas. Durante siglos los magos han explorado científicamente los límites de la mente y sus percepciones para crear ilusiones. Ahora son los científicos los que se interesan por el trabajo de esos artistas de la conciencia para comprender mejor el funcionamento del cerebro y la mente humana. 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' es el epígrafe de la nueva entrega expositiva de la Obra Social de 'la Caixa' para Santander.

La ciudad acogerá desde el próximo mes de junio, y durante un mes, con su tradicional puesta en escena, una carpa de múltiples módulos bajo la que se exhibirá un itinerario didáctico, interactivo y cargado de imágenes y efectos. La Porticada, que en los últimos años ha dado cabida a exitosas muestras de la entidad, fruto de la colaboración con el Ayuntamiento de Santander, como la dedicada a Méliès y los orígenes del cine.

La nueva muestra de la Obra Social 'la Caixa' profundiza en las relaciones entre ilusionismo y ciencia. La idea que vertebra la propuesta se inspira en la premisa de que el cerebro es una fábrica de ilusiones. «La realidad que percibimos se construye a partir de las señales que nos llegan del exterior a través de los sentidos. Estas confluyen en el cerebro, que se encarga de integrar y relacionar la información recibida con las propias experiencias, conocimientos y expectativas, generando así nuestra percepción particular».

Pero, en este proceso de interpretación, intervienen múltiples factores que pueden alterar el resultado final y abrir fisuras que artes como el ilusionismo pueden aprovechar para producir unos efectos sorprendentes que parecen contradecir los hechos naturales.

La exposición

En Santander
La exposición 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' de la Obra Social «la Caixa» presentará en la cudad una propuesta que profundiza en las relaciones entre ilusionismo y ciencia. Del 7 de junio al 7 de julio.
Contenido
Exhibe la base científica del ilusionismo e invita a conocer cómo se consigue la sensación de que lo imposible resulte probable ante nuestros ojos. Es completamente interactiva y no faltan experimentos y trucos. Los sentidos, el cerebro y el cine son protagonistas. La muestra tendrá actividades complementarias.
Extructura
La integran divertidos módulos interactivos, vídeos en los que prestigiosos científicos cuentan cómo interpreta nuestro cerebro la realidad y un espacio chill out donde relajarse y poder profundizar en los contenidos de la muestra consultando libros de divulgación científica.

De una manera «asequible, didáctica y lúdica», 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' acercará al visitante a estos fenómenos y propone conocer los fundamentos científicos del ilusionismo y algunos de los mecanismos que utiliza. Los módulos y recursos museográficos están especialmente concebidos para propiciar el diálogo entre amigos y la comunicación entre padres e hijos, a fin de favorecer el intercambio de opiniones y experiencias en torno a este mundo tan atractivo.

La magia de la sorpresa

Uno de los rasgos distintivos de esta carpa CosmoCaixa consiste en «ofrecer la oportunidad de disfrutar del conocimiento a través del descubrimiento de las bases científicas que subyacen a los fenómenos de la naturaleza». En la exposición a este factor se suma «la magia de la sorpresa».

Los sentidos y la percepción del mundo, el cerebro, el cine, los espectáculos de ilusionismo…la muestra está fundamentada en «mostrar la base científica del ilusionismo e invita a conocer cómo se consigue la sensación de que lo imposible resulte probable ante nuestros ojos». 'Ilusionismo, ¿magia o ciencia?' mostrará el cerebro y el mundo de los sentidos que «combina la instrucción científica y la diversión como todas las que organiza 'la Caixa'».

Ese epicentro didáctico que poseen todas las convocatorias de la Obra Social se plasma aquí en explicar «cómo es el cerebro, la mente humana y el mundo de los sentidos».

Y lo hace a través de experimentos realistas y objetos originales que se combinan con metáforas y contradicciones museográficas. Tampoco faltan vídeos en los que científicos de reconocido prestigio explican cómo es el proceso por el que nuestro cerebro interpreta la realidad, dando lugar a paradojas e ilusiones.

La realidad que percibimos se construye a partir de las señales que nos llegan del exterior a través de los sentidos. Éstas confluyen en el cerebro, que se encarga de integrar y relacionar la información recibida con las propias experiencias, conocimientos y expectativas, generando así nuestra percepción particular. Pero, en este proceso de interpretación, intervienen múltiples factores que pueden alterar el resultado final y abrir fisuras que artes como el ilusionismo pueden aprovechar para producir unos efectos sorprendentes que parecen contradecir los hechos naturales.

El cerebro es una fábrica de ilusiones. Pero ¿qué es una ilusión? «Es un producto mental, resultado de fenómenos sensoriales y cognitivos, una combinación entre lo que se percibe de la realidad y lo que se espera de ella. Nuestro cerebro es el responsable de todo este proceso», subraya la propuesta. Crear una ilusión es preparar todos los ingredientes para hacer posible la percepción de una realidad improbable. En esta tarea, pueden intervenir las disciplinas más variadas, como la psicología, las técnicas de comunicación, las artes escénicas, la física, la química, la arquitectura, la ingeniería o las matemáticas.

En este sentido la cita en La Porticada se plantea como un recorrido por el mundo de las ilusiones a través de módulos interactivos, «vídeos en los que prestigiosos científicos cuentan cómo interpreta nuestro cerebro la realidad y un espacio 'chill out' donde relajarse y poder profundizar en los contenidos de la muestra consultando libros de divulgación científica».

En la exposición, asimismo, se podrá comprobar cómo funcionan los sentidos desde el punto de vista físico, fisiológico, psíquico y cultural, siempre teniendo en cuenta que no actúan por separado. Los ilusionistas, investigadores y artistas han aplicado estos fundamentos para crear una variada gama de efectos e ilusiones.

Trucos de perspectiva

Entre recreaciones y efectos, en la carpa el visitante se enfrenta, por ejemplo, a los trucos de perspectivas, como la habitación de Ames, y a las ilusiones ópticas y auditivas, recursos que utilizan los magos en sus juegos visuales.

En este espacio de la muestra también se podrá ver «cómo un lápiz gigante y mágico atraviesa dos piezas en un ángulo imposible, una anamorfosis, una imagen deliberadamente distorsionada», entre otras sorpresas. También se podrá observar, por ejemplo, que una misma pieza musical interpretada por el mismo músico y con igual virtuosismo, pero en escenarios diferentes, produce diferentes sensaciones y genera distintos grados de expectación en las personas que la escuchan.

O descubrir que «una observación parcial, centrada exclusivamente en uno de los sentidos, no es del todo fiable, y que la combinación de estímulos de diferente signo puede alterar drásticamente la percepción global de una determinada realidad. Si esto se provoca de manera premeditada, se consigue que el cerebro vea, únicamente, lo que nosotros queramos que vea».

Sentidos

Para entender el proceso de cómo captan nuestros sentidos la realidad y envían la señal a nuestro cerebro, que la interpreta, el público podrá experimentar con los módulos de los sentidos: la vista, el oído, el olfato y el tacto. ¿Depende el olfato de nuestra nariz? ¿De nuestros ojos?, etc». En esta exposición veremos que la percepción se produce en el cerebro, que combina e integra toda la información que procede de cada uno de los sentidos y la matiza a través de nuestras experiencias vividas y de nuestras expectativas futuras.

En un espectáculo de ilusionismo, el espectador es cómplice del mago y acude al espectáculo para disfrutar del arte y la ciencia. Juntos permiten al ilusionista crear efectos de realidades improbables. Pero, desde la antigüedad, algunas personas han usado técnicas de ilusionismo con finalidades deshonestas, como el fraude, el timo y el engaño. Los trileros aún engaña a la gente en la calle.

Esto será casi imposible después de visitar esta exposición, «ya que el público podrá ver el truco que utilizan y así nadie caerá en el engaño».

el cine: la más grande de las ilusiones

En el universo de las ilusiones, el cine se encuentra en una posición preferente. Por ello, en esta muestra, el séptimo arte ocupa un lugar privilegiado. La cámara oscura, la linterna mágica, los juegos ópticos, las luces y las sombras... Los diferentes módulos de este apartado pasan revista a las ilusiones, unas más celebres que otras, pero todas con un enorme potencial para generar admiración o incredulidad y, sobre todo, sorpresa. Un gran zootropo, una cámara oscura... son algunas de las experiencias que se proponen al visitante. Magia y documento, divulgación y viaje en el tiempo. La figura de Georges Méliès, considerado el primer director de la historia del cine, autor del mítico 'Viaje a la luna', ya fue una de las apuestas de la Caixa en Santander. La muestra 'Empieza el espectáculo. Méliès y el cine de 1990', comisariada por el guionista y escritor Sergi Martín, se exhibió hace dos años en la Plaza Porticada. Más de 26.000 personas visitaron la exposición.

Esta muestra revela que « la frontera ética del uso del ilusionismo es delicada» Los métodos empleados para fabricar ilusiones pueden ser, en ocasiones, utilizados como auténticos fraudes. Como toque final, el ilusionista Juan Tamariz –qué actuó el pasado año en el Palacio de Festivales–, invita virtualmente al público a convertirse en un auténtico mago.

Como en otras ocasiones, la Caixa contempla la convocatoria de actividades complementarias, caso de la proyección de una conferencia: 'Los engaños de la mente: trucos de magia para saber cómo funciona el cerebro', a cargo de Susana Martínez-Conde, directora del Laboratorio de Neurociencia Visual del Barrow Neurological Institute de Phoenix, EE UU, y del ilusionista Miguel Ángel Gea. Y se impartirán talleres como 'El misterio de la noche desaparecida' (para niños de 3 a 7 años) y 'Altamente improbable. Sentidos, percepción y cerebro' (para niños a partir de ocho años).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos