«Es un ejercicio apasionante sentar en un teatro a abuelos, padres e hijos»

Imagen del espectáculo 'Aire', fruto creativo de Emilio Aragón y Paco Mir, se presenta hoy en el Festival . / JOSEP AZNAR

'Aire', espectáculo de Emilio Aragón, recala este jueves en el FIS. El músico, payaso y director ideó una singular mezcla de música y humor que presenta el grupo Bovoj

GUILLERMO BALBONA SANTANDER.

Se define y postula a medio camino entre Mayumana, Tricicle y los Luthiers. 'Aire', espectáculo ideado por Emilio Aragón y dirigido por Paco Mir, combina humor y música. La compañía Bovoj, integrada por cinco músicos y cómicos que forman parte del clan Aragón, recala en el FIS para combinar música y sonidos de más de 150 artefactos diferentes, desde una silla a bidones de agua, cerditos de goma o un paquete de pañuelos.

A través de la música, la percusión y los efectos sonoros se descubre en clave de humor la historia de cinco personajes. Con una estética cuidada y contemporánea 'Aire' hace de la música y el ritmo su propuesta vital. La compañía formada por Alejandro, Alonso, Gonzalo, Rodrigo y Punch Aragón, presenta 'Aire'.

AGENDA FESTIVAL

Este jueve.
Sala Argenta · Palacio de Festivales · 20.30 hoas. 'Aire', Compañía Bovoj. Un espectáculo de Emilio Aragón desmadrado por Paco Mir.
Marcos Históricos
Academia Música Antigua de Cantabria. El Torco, Fuerte Antiguo · Suances · 21.30 horas. Daniel García y Enrique Campos, violín, Ricardo Cuende, viola, Guillermo García, violonchelo, Francisco Guazo, flauta, Paulino García, guitarra goyesca.
Viernes
Sala Argenta · Palacio de Festivales. 20.30 horas. Academy of Ancient Music. Rachel Brown, flauta. Alastair Ross, clave. Pavlo Beznosiuk, director y violín.

-El público del Festival tendrá la oportunidad de disfrutar con 'Aire'. ¿En qué estaba pensando cuando surgió, en el buen sentido de la palabra, esta 'locura'?

-Llevaba mucho tiempo queriendo producir un espectáculo de humor donde la música fuera la protagonista. Probamos varios estilos y formas diferentes hasta llegar a la versión actual, en la que Paco Mir acabó dándole el toque diferente y 'desmadrado'.

-¿La obra está cumpliendo sus expectativas?

-Sin duda, recibimos en cada función el regalo del entusiasmo del público. Es un disfrute enorme ver cómo tanto los niños como los adultos se ríen, interactúan con los artistas y lo disfrutan. Es un ejercicio apasionante poder sentar en un patio de butacas a abuelos, padres e hijos.

-¿Lo más primario y primitivo, lo esencial, sigue siendo el mejor efecto especial frente a tanto artificio?

-A mí personalmente me gusta mucho la máxima de 'menos es más' porque hace que nuestro esfuerzo a la hora de afrontar un proyecto artístico se centre en qué queremos contar, qué queremos compartir, y luego cuando eso lo tenemos claro, pasamos a pensar en cómo lo queremos contar. Y el reto es encontrar la mejor manera de contarlo, de forma sencilla, pero emocionando.

-¿Paco Mir sigue 'desmadrando' el espectáculo? ¿Cómo ha evolucionado 'Aire' desde su estreno, en 2015, hasta ahora?

-Paco Mir sigue regalándonos su talento y su enorme humanidad en cada paso que damos. Él ha aportado a 'Aire' su manera de entender el humor con la sencillez y contundencia de alguien que lleva más de treinta años subido a un escenario y que sigue cosechando grandes éxitos.

- ¿Qué reacciones son las que más le sorprenden del público?

-Sobre todo, me emociona el aplauso final, cuando el público se levanta y ovaciona a la compañía. De alguna manera siento que el trabajo de mi padre y mis tíos sigue vivo en cada uno de mis primos, y que han encontrado la manera de hacerse un hueco en una nueva generación...

-Sobre el escenario, la compañía Bovoj. Músicos y cómicos con la misma sangre. ¿Cómo ha conseguido que el binomio trabajo-familia haya dado tan buenos frutos?

-Creo que es la herencia del trabajo de mis bisabuelos, de mis abuelos, de mi padre y de mis tíos. Ellos trabajaron y recorrieron el mundo juntos y con su manera de vivir aprendimos de una forma muy natural a respetarnos y querernos.

- ¿Qué cosas le permiten a Emilio Aragón 'coger aire'?

-¡Uy, son tantas! Muchas cosas. Soy un insatisfecho estructural y eso hace que necesite retos nuevos e ilusiones renovadas. ¡Pero he de confesar que desde que soy abuelo empiezo a sentir que mis nietos son mi alegría renovada!

- Es usted muy polifacético y multidisciplinar, pero si tuviera que elegir...

-Me resisto a hacer elecciones que me constriñan, prefiero vivir la vida como un abanico inmenso de posibilidades y elegir en cada momento la que me ayude a crecer como persona. Pero como la vida, en ocasiones, impone sus límites, me quedo con la música, me siento en esencia músico.

-En la era de la tecnología, con la llamada generación de nativos digitales y con los niños cada vez más familiarizados con móviles, ordenadores, tabletas a edades muy tempranas, ¿qué lugar ocupan el arte, las emociones y los sentidos?

-Vivimos una época apasionante de profundos cambios motivados por los avances tecnológicos y el impacto de éstos en nuestra manera de relacionarnos, de vivir. Pero yo soy optimista y estoy convencido que encontraremos la manera de tender puentes entre el mundo analógico y digital y nuestros nietos nos enseñarán que el arte, las emociones y los sentidos son también el motor de sus vidas.

-Después de tanta exposición pública, ¿quién es ahora Emilio Aragón?

-Un hombre que tiene el enorme privilegio de disfrutar mucho de su trabajo, que ha tenido la felicidad de contar siempre con una compañera indispensable que es mi mujer, Aruca, y que vive agradecido a la vida por mis hijos, mis nietos y todos aquellos que llenan mi vida de amor y alegría.

-¿La música está en el punto de mira creativo de sus inquietudes?

-La música es mi inspiración esencial y la manera en la que logro compartir lo más íntimo. No entiendo la vida sin música. Cuando escribo un guión, cuando dirijo una película o un capítulo de una serie, utilizo para ello la música como vehículo. Todo tiene, de alguna manera, una dinámica musical.

-¿Seria posible ahora otro formato y fenómeno similar a lo que representó su circo familiar?

-Sin duda, creo que 'Aire' representa esa posibilidad y demuestra que los niños siguen disfrutando del humor inocente y amoroso de una comedia fresca y directa. Sólo hay que encontrar la manera de contextualizarlo de una forma más actual, no podemos olvidar que un buen camino para llegar a ser un adulto feliz es cuidar a nuestro niño siempre...

Fotos

Vídeos