«La música me ha hecho cumplir muchos más sueños de los que imaginaba»

Rulo, flanqueado por los guitarristas Pati Baraldés y Fito Garmendia en una imagen de la actual gira de teatros. /Mario Olmos
Rulo, flanqueado por los guitarristas Pati Baraldés y Fito Garmendia en una imagen de la actual gira de teatros. / Mario Olmos

Rulo se sube este próximo fin de semana al escenario del Palacio de Festivales junto a referentes de la música nacional «a los que admiro desde hace muchos años»

José María Gutiérrez
JOSÉ MARÍA GUTIÉRREZSantander

Rulo abre este próximo fin de semana en Santander las puertas de su bar, de par en par. Un local de nombre 'Objetos perdidos' que, aunque proceda del título de una de sus canciones y dé nombre a la actual gira de teatros, es más una metáfora de la vida. «El punto de encuentro real en la cultura mediterránea es el bar, con eso no podrán las redes sociales», señala el músico cántabro sobre la elección de la escenografía, que representa un vetusto local que por momentos recuerda a cualquier 'saloon' de los western de Sergio Leone aunque aquí la pólvora no está en las balas sino en los mensajes de las canciones, a veces también dolorosos, directos al corazón.

Allí, delante de la barra se reúne con la Contrabanda, con tres figurantes que refuerzan los guiños teatrales de la gira y, en este caso, con amigos de la música que han aceptado la invitación del reinosano para tomarse una copa en forma de canciones compartidas sobre el escenario del Palacio de Festivales. En casa, en su tierra. «Podíamos haberlo hecho en Madrid, hubiese sido más fácil y cómodo para todos, pero quería que fuese aquí», refleja Rulo. «Es mi forma de agradecer al público de Cantabria todo el cariño que me ha demostrado siempre», subraya. A esa invitación se han sumado Luz Casal, Fito Cabrales, Leiva, Dani Martín, Pau Donés, Nina -voz de Morgan-, El Drogas... Algunos estarán en el concierto del sábado 21 y otros en el del domingo 22, pero no quiere desvelar cuál es el reparto para mantener vivo el factor sorpresa. El quebradero de cabeza está siendo «repartir» a los artistas entre las dos citas, aunque en algunos casos sus particulares compromisos profesionales «facilitan» la compleja tarea. «Estamos haciendo malabares», ironiza. También puede que se incorpore «algún nombre más» a los ya anunciados. En cualquier caso, «es mucho más de lo que podía pensar», resalta Rulo agradeciendo el esfuerzo que van a realizar figuras de primera línea de la música española para estar en Santander interpretando algunas de sus canciones. «Los amigos son de lo mejor que me ha dejado el mundo de la música. Con muchos de los artistas de los que soy fan desde hace muchos años he terminado cantando con ellos. Y no sólo compartiendo escenarios, discos o proyectos, sino también vida», destaca Rulo haciendo referencia a la intensa amistad que le une con Rosendo, Fito Cabrales, El Drogas o Dani Martín, padrino de su hijo, por citar unos ejemplos. «La música me ha hecho cumplir muchos más sueños de los que hubiese imaginado, con el paso del tiempo agradezco mucho más lo que me está pasando», destaca.

LOS CONCIERTOS

Fechas.
Sábado 21 (20.30 horas) y domingo 22 de abril (19.00 h).
Lugar.
Sala Argenta del Palacio de Festivales. Santander.
Artistas invitados.
Luz Casal, Fito Cabrales, Leiva, Dani Martín, Pau Donés, El Drogas, Nina...
Entradas.
Están agotadas en ambos casos, aunque los mismos días de los conciertos se pondrán a la venta 60 entradas más, desde la medianoche en la web del Palacio y, si restan, en taquilla antes del inicio del show.

Dos conciertos muy especiales, incluidos en el cierre de la programación cultural del Año Jubilar Lebaniego, que se filmarán para ser editados en una cuidada edición. La idea original era hacer una única cita, la del domingo, pero el calor del público, que agotó las entradas en menos de una semana, sin ni siquiera darse a conocer qué artistas se subirían al escenario con Rulo, empujó a organizar otra, la del sábado, que también tiene colgado ya el cartel de aforo lleno. Los rezagados tendrán una última oportunidad de sumarse a la fiesta. Los mismos días de los conciertos, tal y como obliga la Ley de Espectáculos, se pondrán a la venta las últimas 60 entradas (desde la medianoche en la web del Palacio y, si restan, en taquilla).

'Objetos perdidos' es una gira de teatros, «pero no acústica», advierte Rulo, siempre en contra de etiquetas y encasillamientos. «El concierto no es acústico ni eléctrico, es todo a la vez», define expresivo. Es decir, que en el paseo musical que propone por canciones de «todas las etapas» de su trayectoria hay lugar tanto para los momentos «íntimos» como para otros «casi de discoteca», para la seda y el trueno, para el corazón y la pólvora, para la caricia y el arañazo, para las baladas y la electricidad, dando rienda suelta a la doble cara de cantautor y rockero que conviven en su interior. «Los conciertos son una montaña rusa de emociones, dos horas en las que pasan cosas sin parar», define.

Emociones que en la capital cántara se multiplicarán con los invitados de lujo que visitarán su bar itinerante, pero que «no van a alterar el concepto y la esencia de lo que hacemos todos los días en el show».

Lo que opina Rulo de sus 'amigos'

Fito Cabrales.
«Amigo con mayúsculas. La primera vez que cantamos juntos fue hace 18 años y desde entonces hemos compartido giras, escenarios y muchas anécdotas de carretera»
El Drogas.
«Cuando con 10 años llevaba camisetas de Barricada por Reinosa, ¡quién me iba a decir que terminaría cantando con él! Lo sigo viendo como una auténtica referencia»
Luz Casal
«Su música se oye en mi casa desde que tenía 9 años. Es la más grande cantante de la música española y la que más admiro. Me tiembla todo sólo de pensar que voy a cantar con ella»
Dani Martín.
«Nuestra relación va mucho más allá de lo musical, hasta el punto de que es el padrino de mi hijo pequeño. Es increíble como artista y como persona»
Leiva.
«Poca gente tiene tanto talento como él, y su calidad humana es tremenda. Pese a nuestra intensa relación de los últimos años, nunca hemos cantado juntos»
Pau Donés.
«Nunca hemos cantado juntos y es un orgullo poder hacerlo ahora. Además aprovechará para coger olas en Somo... Siempre nos ha mostrado mucho cariño a la Contrabanda»
Nina (Morgan) .
«Tiene una voz maravillosa. Cuando canta, el vello se me pone de punta. El que no la conozca todavía, que se acerque a hacerlo. Nos profesamos admiración mutua»

Pese al marcado carácter teatral del espectáculo, «las protagonistas son las canciones, que no se asuste la gente», indica. Pero unas canciones que Rulo y la Contrabanda sacan de su zona de confort, las sacuden el moho, las maquillan con hasta una veintena de instrumentos y las visten con un nuevo traje para rendir pleitesía a los 22 teatros por donde va recalando la gira, unos formatos por los que el reinosano siempre ha demostrado una filiación especial. «Los teatros tienen un punto especial para encontrar la magia, la compenetración con el público», defiende el autor de 'Señales de humo', 'Especies en extinción' y 'El doble de tu mitad' . Así, no hay barreras entre artistas y público, el bar sitúa a todos a la misma altura y el vacío de la cuarta pared desaparece por completo, a lo que contribuye aún más las continuas interacciones que mantiene con el público. Tanta es su admiración por estos escenarios que llega a confesar que «cuando tenga la edad de jubilarme, en vez de hacerlo me dedicaré a tocar sólo en teatros».

Rulo y la Contrabanda, que completan 'Txarli' Arancegui, Quique Mavilla, 'Pati' Baraldés y el también cántabro 'Fito' Garmendia («nos conocemos demasiado musicalmente después de siete años tocando juntos ya, y sin ningún arañazo», bromea), llegarán a Santander con la gira bien rodada: han actuado ya en Valladolid, Salamanca, León, Ávila, Granada, La Coruña, Zaragoza, Irún, Elche... Citas de las que el cantante y compositor de Reinosa destaca «la cara de sorpresa» con la que termina el público los conciertos, «hasta gente habituada a vernos con frecuencia, hasta para ellos es algo diferente», resalta poniendo voz a la sensación «única» que le está proporcionando esta gira. «Estamos disfrutando cada segundo, cada milímetro de ella», afirma.

Profeta en su tierra

No se puede negar que Rulo es profeta en su tierra: por la respuesta multitudinaria que tienen cada uno de sus conciertos y por las numerosas distinciones que ha recibido en los últimos años. La última en el barrio donde vive en Santander, Tetuán, donde descubrirá el 6 de mayo su Estrella de la Fama en reconocimiento «a su trabajo y a la difusión que hace de Cantabria allá donde actúa». Una nueva distinción más que se suma al título de embajador de Cantabria, de socio de honor del Racing, al premio Horeca de la Asociación de Hostelería, a la Medalla de Plata de Reinosa o a la Pantortilla de Oro. «Recibir tanto cariño conmueve», asegura.

Un cariño que promete devolver desde el escenario de la Sala Argenta en lo que considera «el mejor fin de semana de mi carrera». «Lo considero como un regalo que me hacen mis amigos viniendo a tocar conmigo en casa y el público llenando dos noches consecutivas el aforo. No puedo pedir más», sentencia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos