Los Zigarros, esta noche en Santander

Los Zigarros, esta noche en Santander

La banda valenciana encara la recta final de su gira

Pilar González Ruiz
PILAR GONZÁLEZ RUIZSantander

Alvaro y Ovidi Tormo montaron su primera banda con diez y trece años respectivamente. Querían ser como los Rolling Stones, «la primera banda con la que flipamos». Veinte años después, aquellas emociones de preadolescentes se convirtieron en realidad; abrieron el concierto de la banda británica en Barcelona el pasado mes de septiembre con su grupo actual, Los Zigarros. El techo del rock Abad roll. «La última planta de algo que nos ha cambiado la vida a tantas personas durante muchas décadas».

Los valencianos llegan este viernes a Cantabria (Escenario Santander) para completar el trío de fechas que dará por concluida su gira. Necesitan parar. «Entre el disco anterior, la grabación y este, llevamos casi cinco años sin parar», explica el menor de los Tormo. Tras el éxito del primer álbum con su nombre (2013) y de ‘A todo que sí’ (2016), quieren volver a casa, a Denia, y retomar el proceso compositivo que trabajan a cuatro manos.

Durante estos veinte años los hermanos Tormo junto a Nacho Tamarit y Adrián Ribes, han ido «cometiendo errores y aprendiendo». Álvaro recuerda una frase que no tiene claro a quién atribuir pero que utiliza como referencia: júntate siempre con gente que sea mejor que tú. Una de las personas que responden a esa máxima es su productor, Carlos Raya, tótem del rock patrio y guitarrista excepcional. Sentarse delante de él por primera vez no fue sencillo: «Nosotros somos guitarristas y de pronto estábamos allí, tocando delante de Carlos, con un terror absoluto ¡pensando en lo que estaría pensando él!». Tras tres canciones, todo fluyó. «Hacemos música para disfrutar», razona. Y hasta hoy. Raya siguió con ellos en su segundo álbum y repetirá con el tercer disco de Los Zigarros, que, si todo va bien, se publicará a finales de 2018.

En su periplo han sido también teloneros de Fito y Fitipaldis para quienes todo son buenas palabras. «Son una de las mejores bandas del rock español y no solo de rock; da igual el género que toquen». Destacan su versatilidad instrumental y recuerdan el vértigo de abrir sus conciertos: «¡Teníamos que salir antes que esos tíos!».

Los Zigarros funcionan como un mecanismo en el que «todos tenemos que estar a gusto en el escenario». Todos, pero especialmente Ovidi. «Él es el maestro de ceremonias y el show tiene que ser lo más cómodo posible». Un consejo que trasladarían a cualquier grupo que esté dando sus primeros pasos. Un directo que les puso en el mapa por su garra y autenticidad, de ir abriendo para otros a llenar La Riviera, como harán el próximo 29. «Vivimos de la música -señala Álvaro- Cada día al levantarnos y pensarlo tenemos que hacer un esfuerzo por creérnoslo». Ya no toca dar clases, buscar otros trabajos o dedicarse a cosas que no les gustan. La música paga las facturas. «Vemos a otros colegas que no llegaron a lo mismo y nos preguntamos, ¿por qué nosotros y no ellos?».

Cuando con veintitantos le contaron a su madre que iban a dejar el trabajo y la estabilidad para dedicarse a la música recibieron una respuesta definitiva: adelante.

Desde entonces han teloneado dos veces a AC/DC, han llorado la muerte de una referencia, confesándose «psycho fans» de Tom Petty y han disfrutado de cada paso en lo que parece, con apenas dos trabajos, una trayectoria firme y clara. Eso sí, terminando la gira en La Riviera en apenas siete días, el fin de año les va a pillar con la fiesta en el cuerpo. ¿Y a lo que esté por venir? A todo que sí.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos