Caza y pesca

La Reserva cumple las expectativas con un arranque más que positivo

Miembros de la cuadrilla 35, dirigida por Jaime Parra, con los diez jabalíes abatidos en el lote de Arabedes/Pedro Álvarez
Miembros de la cuadrilla 35, dirigida por Jaime Parra, con los diez jabalíes abatidos en el lote de Arabedes / Pedro Álvarez

La comarca del Nansa fue la 'estrella' del fin de semana, ya que en las dos cacerías celebradas, en Casal Norte y en Soligote, se consiguió sumar el cupo de seis animales

Francisco Fernández-Cueto
FRANCISCO FERNÁNDEZ-CUETOSantander

Después de dos fines de semana de actividad cinegética en la Reserva, las mejores expectativas de los aficionados a la caza parecen estar cumpliéndose. Hay jabalíes, bastantes, y muy repartidos por la práctica totalidad de los montes. Además, las cuadrillas están acertadas, lo que hace que las cifras de capturas sean algo mejores que las que por estas fechas se registraban en la pasada campaña.

Ni la excesiva maleza que aún reina en todos los lotes, ni la falta de forma de los perros -pese a que han tenido la oportunidad de hacer su particular 'pretemporada' con las jornadas de perreo habilitadas por la Administración- están teniendo una excesiva repercusión en las cacerías que, por el momento, se han celebrado.

Durante el último fin de semana la comarca 'estrella' fue la del Nansa. Había programadas dos batidas y en las dos se completó el cupo de seis jabalíes. En Casal Norte cazó el grupo de Eduardo Alonso, mientras que en Soligote la cuadrilla que actuó fue la de Ángel Pablo Alonso.

Por comarcas, como casi siempre, Liébana se lleva la palma en cuanto a número de animales abatidos. Claro está que el cupo de 12 ejemplares que este año se ha extendido a todo su territorio ayuda, y mucho, a obtener los resultados más abultados, pero también es cierto que los jabalíes en sus montes son muy abundantes. En las cuatro cacerías que se celebraron en esta comarca durante el último fin de semana se 'tocó pelo'. La mejor, sin duda, fue la batida realizada por la cuadrilla que dirige Jaime Parra en Arabedes, de donde se volvió para casa con una decena de animales. Magnífico inicio de temporada el de este grupo de cazadores, pues la pasada semana, en la primera cacería del año ya completaron un cupo en el monte de Dobra Regaos. Algo peor fueron las cosas en Barcenilla Carrascal, en donde los de Ismael Blanco mataron dos cerdos salvajes. Cinco consiguieron los de Alberto Marañón en Margaperas, mientras que el grupo que capitanea Manuel Ángel Cosío se bajó de Peñas Salvorón con la muestra. En la cuenca del Besaya se cazaron dos montes: La Bacera, en donde la cuadrilla de Ángel Puente consiguió hacerse con dos suidos; y Vaocerezo, en donde el grupo de Óscar Solar se pasó accidentalmente del cupo establecido por la Consejería, sumando cuatro jabalíes, uno más de los permitidos.

En la comarca de Cabuérniga el mejor monte del fin de semana fue el de Peña Colsa, en el que la cuadrilla que dirige Fernando González fue capaz de hacerse con cuatro cerdos salvajes. Con uno menos tuvieron que conformarse Eloy Martínez y sus compañeros en el lote de Viaña, mientras que Luis Gutiérrez y los suyos consiguió un par de animales en Mozagro.

Por último, en la comarca de Campoo, la cuadrilla de José Emilio López tuvo un buen día el sábado, día en el que abatió un jabalí en la cacería celebrada en Abiada, y algo peor el domingo, cuando se bajó con el único cero del fin de semana de Palombera Este.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos