Amistoso

Un misil de Marcelo con la derecha sacude a Japón

Marcelo celebra su golazo a la selección japonesa. /Reuters
Marcelo celebra su golazo a la selección japonesa. / Reuters

Neymar marcó un penalti y falló otro en el amistoso disputado en Lille, donde el VAR también fue protagonista

COLPISA/AFPLille

Neymar, que marcó un penalti y falló otro, lideró a Brasil ante un voluntarioso Japón (3-1) este viernes en Lille (Francia), en un amistoso de preparación del Mundial de Rusia 2018 en el que Marcelo logró un golazo gracias a un misil con la pierna derecha.

En el estadio Pierre Mauroy, además de Neymar (minuto 9) y Marcelo (minuto 18), también marcó Gabriel Jesus (36). Por Japón lo hizo Tomoaki Makino, en el 63. De esta forma Japón sigue sin ganar a Brasil en los 13 enfrentamientos que han jugado ambas selecciones desde 1989.

Neymar logró su octavo gol contra el equipo asiático, sin duda su 'víctima' favorita, lejos de la siguiente (Estados Unidos, cuatro).

3 BRASIL

Alisson (Cássio, m.46); Danilo, Jemerson, Thiago Silva, Marcelo (Alex Sandro, m.59); Fernandinho, Casemiro, Giuliano (Renato Augusto, m.80); Willian (Taison, m.71), Neymar (Douglas Costa, m.71) y Gabriel Jesús (Diego Souza, m.58).

1 JAPÓN

Kawashima; Sakai, Yoshida, Makino, Nagamoto; Ideguchi (Endo, m.86), Hasebe (Morioka, m.70) Yamaguchi; Osako (Sugimoto, m.81), Kubo (Asano, m.46) y Haraguchi (Inui, m.70).

GOLES:
1-0, m.9: Neymar, de penalti; 2-0, m.18: Marcelo; 3-0, m.36: Gabriel Jesús; 3-1, m.63: Makino.
ÁRBITRO:
Benoît Bastien (FRA). Amonestó a Yashida, Haraguchi, Neymar, Ideguchi y Sakai.
INCIDENCIAS:
Partido amistoso disputado en el estadio Pierre Mauroy de Lille (Francia), ante 16.922 espectadores.

En un partido que comenzó bajo una fina lluvia y terminó con sol de invierno, Brasil, capaz de jugar con posesiones largas o rápidos contraataques, desarboló a Japón desde el primer minuto.

Más información

Ofensivamente el equipo de Tite combinó las triangulaciones, principalmente en la banda izquierda gracias a Marcelo, Fernandinho y Neymar, con los pases largos que rompían la monotonía.

Con ganas de balón después de no jugar la semana pasada con el PSG debido a unas molestias, Neymar fue el dueño del arranque. Regates, caños y paredes barriendo todo el frente de ataque de la 'Seleçao'.

Cañón de Marcelo

El atacante abrió el marcador al transformar un penalti por empujón a Fernandinho, que el árbitro francés Benoit Bastien señaló tras repasar la jugada en el asistente de vídeo (VAR). Los espectadores pudieron seguir su consulta a través de las pantallas.

Neymar dispuso de una segunda pena máxima (17), en una acción de Hotaru Yamaguchi sobre Gabriel Jesus, al que la estrella del PSG había dejado el balón con el pecho dentro del área. En esta ocasión cambió el lanzamiento a la izquierda y lo despejó a córner el arquero Eiji Kawashima. Tras el saque de esquina Marcelo enganchó un cañón desde fuera del área para hacer el 2-0.

La mejor ocasión japonesa de la primera mitad llegó a la media hora, cuando Maya Yoshida ejecutó un elegante lanzamiento de falta al larguero.

El tercer gol mostró otra de las virtudes de Brasil. Defendiendo en bloque, con los 11 jugadores involucrados, robó el balón y salió en transición. En la derecha Willian jugó con Danilo, titular por primera vez con Tite, que centró al segundo palo para que el certero Gabriel Jesus rematara a placer y sentenciara el duelo.

En la segunda mitad, que comenzó con el portero del Corinthians Cassio debutando con Brasil en sustitución de Alisson, Brasil siguió consolidando conceptos. Casemiro bajaba hasta el área para recibir y sacar el balón jugando con los laterales.

Sakai y el VAR

En el 55 llegó la segunda consulta del árbitro en el asistente de vídeo. En una acción de Neymar con Hiroki Sakai, el lateral del Marsella se quejó de un golpe en la cara. La estrella del PSG vio una tarjeta amarilla.

Diez minutos después, como si se tratara del último y fogoso 'clásico' francés, en el que Neymar fue expulsado, Sakai vio la amarilla por una dura entrada al brasileño.

Antes, Japón, menos tímida que en la primera mitad, marcó su gol (61) en un córner que remató en el segundo palo Makino, ganándole la partida a Jemerson y en el que Cassio no salió de la portería.

En la recta final el amistoso perdió ritmo por el carrusel de cambios. En el 70 Neymar cedió su plaza al atacante del Bayern de Múnich Douglas Costa.

Ahora Brasil viajará a Londres para jugar el martes su segundo amistoso ante Inglaterra.

Fotos

Vídeos