bolos

"Estaba algo nervioso y abrumado por la unanimidad"

Diestro felicita a su sucesor, Bustamante, en presencia de Hoyos y el resto de asambleístas.
Diestro felicita a su sucesor, Bustamante, en presencia de Hoyos y el resto de asambleístas. / R- Ruiz
  • Serafín Bustamante es ya el nuevo presidente de la Federación Cántabra de Bolos, al recibir el apoyo de los 44 miembros presentes de la Asamblea

No había la emoción típica de un partido en el que hay dos contendientes. Que Serafín Bustamante (Cerrazo, 1955) iba a ser elegido como presidente de la Federación Cántabra de Bolos era más seguro que la nieve en Siberia en invierno. Más que nada porque era el único candidato. Pero la emoción vino desde otro lado. En una breve sesión de la Asamblea de la Cántabra, que duró no más de media hora, el mundo de los bolos dio todo su apoyo al candidato que relevaría a Fernando Diestro tras 28 años en el cargo. De los 44 miembros presentes –el número total de asambleístas es 50–, 44 votos a favor. "Por eso estaba un poco nervioso. Me ha abrumado tanta unanimidad".

Los asambleístas de la Cántabra estaban citados a las 20.00 horas en la Casa del Deporte para elegir de manera formal a su nuevo presidente. La ausencia de contrincantes hacía comprensible alguna ausencia. "Gabi Cagigas estaba en Londres", añade Bustamante. Tras el nombramiento, llegaron unas breves palabras del ya nuevo presidente, en las que pidió "colaboración" para alguien que llega al cargo "con ganas de trabajar por los bolos y hacerlo bien".

Bustamante espera que los inicios al frente de la Federación Cántabra de Bolos "sean arduos. Y nos equivocaremos y acertaremos", señala entre risas. Para esos primeros pasos ya tiene la promesa de colaboración de la junta directiva saliente, además de la "gente comprometida" que se quiera sumar a su proyecto.

A pesar de que su elección estaba más que garantizada, Serafín Bustamante aún no tiene en mente nombres para su junta directiva. "Su número máximo es de diez personas. Y es algo que tengo que ver, las funciones y los perfiles para elegir a los nuevos directivos". De lo que no tiene duda es del papel que desempeñará tanto él como el organismo que ya preside. "Yo creo que nuestra función es la de recoger las inquietudes de los jugadores, directivos, peñas... Estudiarlas y someterlas a discusión. Pero yo creo que la iniciativa la tienen que tomar ellos. La Federación debe ser algo que les una". Bustamante tampoco ahorra elogios a la directiva saliente, encabezada por Fernando Diestro. "Han llevado a los bolos a un nivel envidiable".

Más de un cuarto de siglo

Serafín Bustamante toma el relevo de quien ha presidido los bolos en Cantabria durante más de un cuarto de siglo. "28 años...", resalta con un resoplido Fernando Diestro. "Llevo 50 en el deporte, entre balonmano, voleibol, bolos... Es mi vida", a la vez que reconoce que ha tenido la suerte "de poder compatibilizar el trabajo con la presidencia de la Cántabra".

Diestro afirma estar "contento" con lo conseguido en estos 28 años. "Por haber podido cambiar una estructura federativa obsoleta, con un actividad reducida. Y a partir de ahí, crecer". En el debe, está el no haber conseguido implantar los bolos en las estructuras educativas de la región. "Hubiese sido la guinda que en cada colegio que se construyese, hubiese también una bolera".

Aunque tras finalizar todo el papeleo en pocos días Serafín Bustamante será de forma oficial el nuevo presidente, Diestro seguirá por la Federación. "Hasta la asamblea general de marzo estaremos colaborando, sobre todo en temas docentes y culturales. No puede haber un cambio drástico. Al bueno de Serafín le espera un buen trabajo", concluye entre risas.