rugby

El Senor quiere derribar un muro

Mariano García es placado por un jugador del Quesos en el último partido de Liga del Senor.
Mariano García es placado por un jugador del Quesos en el último partido de Liga del Senor. / Luz Fierro
  • Los verdes reciben este domingo (12.30 horas) a El Salvador, el vigente campeón de Liga y Copa y la mejor defensa de lo que va de campeonato

Quizá no hay mejor rival para probarse. El equipo que es el vigente campeón de todo, una roca en defensa y un manual de intensidad durante los 80 minutos que dura un partido de rugby. A excepción de ese Alcobendas que va desatado en esta División de Honor, el Silverstorm El Salvador es considerado por muchos como el mejor equipo de la Liga. Y el ‘Chami’, como así se apoda a los campeones de Liga y Copa en el último curso, rinde visita al Senor este domingo domingo (12.30 horas) en San Román. El último esfuerzo de ese tríptico que ha enfrentado a los santanderinos con Santboiana, Quesos y ahora con El Salvador. El de el domingo pinta como el último gran test de esta primera vuelta, en el que apuntalar objetivos, ambiciones y sensaciones de cara al segundo tramo del campeonato.

El partido ante el ‘Chami’ no puede ser más atractivo por esa condición de equipo favorito a todo y porque, además, con los pucelanos ya hay cuentas pendientes. El Salvador apartó la pasada temporada al Senor de dos finales –Copa y Liga–. Aunque en el conjunto santanderino ponen un ‘pero’ a la visita de un rival tan ilustre. La sempiterna racha de lesiones por la que atraviesan los verdes ha dejado temblando a una plantilla ya de por sí muy justa esta temporada. Así, salvo casi un milagro de última hora, no estarán en el sintético de San Román ni Patricio Orduña ni Lucas Latrónico. Tampoco lo estará el ‘8’ titular de los verdes, Andrés Baeck, este por motivos personales. Otros como Matías Sánchez, Lucas Santa Cruz, Jordan Argerich o Joel Soria, habituales en el quince titular de los santanderinos, estarán de inicio en el banquillo.

Un muro blanco y negro

Enfrente estará un peso pesado de la División de Honor. El vigente campeón de Liga y Copa del Rey y representante del rugby español en la European Professional Club Rugby - Qualifying Competition transita por la tercera plaza de la Liga (seis victorias y dos derrotas). Pero sus señas de identidad siguen iguales a las de las últimas campañas. A un gran ataque (264 puntos a favor, el tercero mejor del campeonato), se une una pared de color blanco y negro. El ‘Chami’ es la mejor defensa de la Liga, con apenas 116 puntos en contra en los ocho encuentros disputados. A los pucelanos tan sólo les han hecho 11 ensayos.

La primera línea de los vallisoletanos –con un ex de los santanderinos, Andrés Alvarado– superará en bastantes kilos a la cántabra. A los ya fijos en el quince blanquinegro, como Tom Pearce, Jonathan Carter, Gerardo de la Llana o el espectacular ‘8’ Joe Mamea, se han unido Jaime Mata, ya internacional con España y que puede ocupar cualquier demarcación en la línea de tres cuartos, o el apertura sudafricano Johannes Graaff. El único consuelo es que ya no están Sam Katz y su infalible pierna derecha a la hora de chutar a palos.

El presupuesto y la fortaleza de la plantilla dan la vitola de favoritos a los pucelanos en el partido de mañana. Pero enfrente tendrán a un Senor que ya ha demostrado ser capaz de elevar su intensidad al máximo durante un partido. La reflexión de aficionados y plantilla verde es de lo más fácil. En la última jornada, El Salvador dobló la rodilla (32-27) ante la Santboiana. Y el decano salió escaldado ante el Senor en aquella ya histórica demostración de fe (19-17). Para los cántabros, sería la demostración definitiva de que las estrecheces de esta temporada se pueden suplir con un corazón y un trabajo sin límites.