ciclismo

800 ciclistas se van de desafío

Óscar Freire estará mejor rodeado que nunca en su I Desafío.
Óscar Freire estará mejor rodeado que nunca en su I Desafío. / Luis Palomeque
  • Mañana se celebra la I Marcha cicloturista Óscar Freire con un formato pionero que permitirá a los más atrevidos combinar la carretera con la BTT

Lo de Óscar Freire siempre fue un desafío. Ser el primer español en ganar un Mundial de ciclismo en ruta no deja de ser uno, otro mayúsculo ganar tres, pero lo de ser el único de la historia en hacerlo cuatro veces... Una vida desafiante. Con unos antecedentes como esos no resulta extraño que la I Marcha Cicloturista que lleva su nombre y que se celebra mañana (9.00 horas) en el Complejo Deportivo que también se llama como él reciba el apelativo de Desafío Óscar Freire. El torrelaveguense siempre fue pionero en el ciclismo español y por eso la prueba que mañana reunirá a 820 ciclistas marcará un antes y un después en las tendencias. Los genios no dejan de ser únicos.

Ya está todo preparado en el velódromo de Sniace para que eche a rodar la prueba. La principal peculiaridad es que el programa ofrece tres modalidades de las cuáles una de ellas es la primera vez que se hace en España. Los participantes podrán completar los 116 kilómetros de la ruta en carretera y posteriormente cambiar de bicicleta, tomar la de mountain bike y sumar otros 25 por tierra y barro. Un pack de lo más exigente. Naturalmente que quien lo desee podrá quedar satisfecho con completar cada trazado de forma individual. Concretamente las inscripciones se cerraron con 280 inscritos en el Desafío –ambas modalidades–, 370 en la prueba de carretera y 99 en la de BTT. En total 820 valientes que inaugurarán una Marcha que tiene todos los ingredientes para convertirse en un referente en la especialidad.

La salida y la llegada será en Sniace y el inicio, salvo los que sólo participen en la de BTT, será conjunto. El recorrido es un auténtico rompepiernas ya que el pelotón rodará por la carretera nacional hasta San Vicente de la Barquera, para después de dar la vuelta por Pechón y Muñorrodero regresar por la carretera de la costa. Un perfil endemoniado y muy propio de una clásica; un trazado de los que dominaba a la perfección el propio Óscar Freire durante su etapa profesional. Para evitar problemas con el tráfico, la organización ha modificado los últimos kilómetros. Una vez que la carrera llegue a Las Quintas, en lugar de bajar dirección a Puente San Miguel y entrar por Torrelavega hasta Sniace, se girará dirección Viveda y se afrontará la meta por Barreda. Se recortan apenas tres kilómetros sobre el recorrido original, pero se evitarán cortes innecesarios a la entrada a la capital del Besaya.

Los atractivos de la marcha que lleva el nombre del tricampeón del mundo son de todo tipo. Destaca el apartado de los desafíos, que conseguirá arrojar un poco de pimienta y sacar el ‘gusanillo’ de la competición que todo participante lleva dentro. En este sentido, en la zona que va de San Vicente de la Barquera a Oyambre, se instalará el ‘Desafio de la playa; esta modalidad consiste en el cronometraje personal a todos los corredores en un tramo en subida de 1,4 kilómetros que lleva por nombre el Alto de la Gerruca. Se trata de un repecho duro y exigente y que sacará lo mejor de cada uno. Al llegar a la meta podrán comprobar el tiempo empleado. No será el único, porque en la prueba de BTT la emoción y el espectáculo están más que asegurados con el ‘Desafío del Lago’. En este caso no sólo se premiará la fuerza sino que también estará en juego la pericia. Los ‘bikers’ se enfrentarán a un pequeño repecho de apenas cincuenta metros y el verdadero reto es ascenderlo sin echar el pie a tierra. Además del reconocimiento popular del público, que a buen seguro se concentrará en la zona dada su vistosidad, también se ganará el ‘artista’ que lo consiga la inscripción gratuita en la Marcha de por vida.

Viejos amigos

Pero ahí no queda la cosa; en la zona de meta, donde se instalarán los bóxes para el cambio de bicicleta de los participantes de la combinada se ubicará una tercera prueba: ‘Desafío de potencia’. Un potenciómetro mediará la cantidad de vatios que cada corredor moverá en un espacio de diez segundos. Este reto, principalmente, está destinado a los más pequeños para que mientras esperan a sus familiares puedan medir sus fuerzas, pero podrán participar también los adultos.

A Freire siempre le gustó innovar y no ha dudado en hacer algo que llame la atención. Entre los 820 acompañantes del campeón torrelaveguense estarán algunos de sus amigos de la época en la que fue la rueda a seguir. No faltarán los cántabros Juanjo Cobo, David de la Fuente o Ismael Esteban, que partirá con el dorsal número uno en el segmento de BTT. Tampoco se perderán la fiesta Pedro Horrillo, compañero en Rabbobank de Freire, u Óscar Pereiro (ganador del Tour de Francia 2006) e intimo amigo y con quien comparte la afición por los rallies. Los eternos Alfonso Gutiérrez, Pacheco, Morán... se sumarán también al espectáculo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate