Bolos

Los bolos celebran su día grande en Loredo

Los representantes de los equipos campeones de todas las categorías y modalidades, con sus trofeos en la bolera de El Cagigal/Antonio 'Sane'
Los representantes de los equipos campeones de todas las categorías y modalidades, con sus trofeos en la bolera de El Cagigal / Antonio 'Sane'

El Cagigal acoge la vigésimo sexta edición del Día de los Bolos, una jornada festiva en la que se entregan los galardones a todos los campeones de Liga de la temporada

Marco García Vidart
MARCO GARCÍA VIDARTSantander

Loredo, y su bolera de El Cagigal y aledaños, volvieron a acoger el Día de los Bolos. Una iniciativa que cumplió estee domingo sus 26 años de vida. El acto festivo que pone el punto y final a la competición por equipos en la temporada, aunque los bolos dejaron de resonar para las peñas hace ya algunas semanas. Los distintos campeones de Liga en todas las disciplinas imaginables recibieron en la bolera cubierta de Loredo sus copas de campeones. Aunque no es el final de la temporada bolística, porque aún quedan algunos concursos en liza, el Día de los Bolos en esa localidad de Ribamontán al Mar es el principio del canto del cisne de una campaña que ya dice adiós.

El Día de los Bolos estuvo esta vez en un ‘ay’. A media mañana, los cielos grises que encapotaban Ribamontán al Mar dejaban caer algunas aguadas de consideración. Pero justo cuando empezaban los festejos, a eso de las once de la mañana, dejó de llover para no hacerlo más. Los cuartos de final de un torneo de maestros de pasabolo losa, una exhibición por parte de los chavales de las escuelas de Peñacastillo y Manuel García, otra de los de Torrelavega y Sobarzo... A la una de la tarde llegó el acto estrella de la jornada. La entrega de los trofeos a los respectivos campeones. Desde la todopoderosa Hermanos Borbolla Villa de Noja, la gran dominadora de la campaña en la División de Honor, hasta la peña Casa Cholo Corbatas Río Deva, el equipo que –invicto– se impuso en el grupo cuarto de la Tercera Categoría. La Carmencita, con sus espectaculares números de quince victorias, un empate y ningún partido perdido, recogió su trofeo como gran campeona de la Liga femenina. Margutsa, como vencedor de la primera categoría de bolo pasiego; Ceferino Conde, que fue el ganador de primera categoría en pasabolo losa; o Valle de Villaverde, el mejor equipo de la primera categoría en pasabolo tablón, también estuvieron en Loredo para recoger sus trofeos de campeones.

José Borbolla recibe el trofeo de manos de Serafín Bustamante
José Borbolla recibe el trofeo de manos de Serafín Bustamante / Antonio 'Sane'

La comida popular que se celebró desde las 14.00 horas precedió a la resolución del torneo de maestros de pasabolo losa, con las semifinales y la final. Y los ganadores de las dos categorías de bolo pasiego, Margutsa (primera) y Comercial Maremi (segunda) deleitaron a los asistentes con una exhibición de esta modalidad. El fin de fiesta concluyó con otra exhibición de cuatro bolistas de alto nivel. Alfonso González, Mario Pinta y Mario Herrero escoltaban en el cartel a un Jesús Salmón que desde hace poco más de una semana pasea con orgullo por todos lo corros por los que va su sexto título de campeón de España de bolo palma.

Se cerraba así un Día de los Bolos, organizado por la Federación Cántabra y patrocinado por el Ayuntamiento de Ribamontán al Mar, que desde hace muchos años ha hecho de Loredo su sede oficial. Una jornada para echar, a falta de unos pocos concursos, la persiana en cuanto al curso bolístico. Un día para recordar momentos de la temporada, para soñar con la siguiente y para citarse en el mismo sitio dentro de un año.

Fotos

Vídeos