Bolos

Bustamante: «Con esta estructura la FEB no es viable»

Serafín Bustamante, en la Severino Prieto. /Luis Palomeque
Serafín Bustamante, en la Severino Prieto. / Luis Palomeque

El presidente de la Federación Cántabra de Bolos, Serafín Bustamante, destaca que «en ningún momento trató de ocultar lo que había pasado», pero considera que el organismo debe cambiar de modelo y de gestor

Aser Falagán
ASER FALAGÁNSantander

Tras un principio de gestión tranquilo, a Serafín Bustamante (Torrelavega, 1955) le ha tocado lidiar con una nueva crisis bolística con la Federación Española. Nada parecido al cisma que tuvo que gestionar Fernando Diestro, pero la crisis generada por los gastos del presidente de la FEB, Óscar Gómez Morante, pone además de relieve una mar de fondo incluso más peligrosa.

-¿Qué valoración le merece la actuación de Óscar Gómez Morante?

-Mientras no se demuestre algo no creo que debamos emitir ningún juicio. Él en ningún momento intentó ocultar lo que había pasado, reconoció la deuda con la FEB y no tuvo inconveniente en firmar reconocimiento. Su explicación es que no incorporó al presupuesto esos gastos para cumplir plan viabilidad FEB. Otra cosa es que cada uno lo interprete como quiera.

-Entonces, si todo está moderadamente correcto, ¿dónde está el problema? ¿Por qué esas reuniones para pensar en el relevo y la petición de dimisión? Y las dimisiones de los directivos cántabros...

-La dimisión la ha pedido una sola persona, Isidro Costas, que considera que si el presidente tiene gastos consignados por valor de 6.000 euros no se justifica que fueran 30.000, en especial dada la situación de la Federación, financieramente en un estado crítico, de modo que opina que la austeridad debe ser para él el primer criterio.

-¿Y el presidente de la Federación regional qué opina?

-Que por encima de las personas están las instituciones y una mala gestión, no digo ya ni siquiera ilegítima, puede perjudicar gravemente.

-¿Cómo va a actuar entonces la Cántabra?

-En función de la impresión que se saque de la reunión con el Consejo Superior de Deportes tenemos pensado presentar una alternativa, bien con la dimisión del actual presidente, que creo que sería lo mejor para optar por una vía amistosa, o bien la moción de censura, aunque creo que no deberíamos llegar a esa situación.

-Si habla de dimisión o moción, mucho no deben haber creído en las explicaciones de Gómez Morante...

-No es eso; lo que pasa es que hay que hacer FEB viable, con la estructura actual no lo es y es él quien la está gestionando, de modo que creemos que así no se debe seguir. A la FEB se le ha hecho daño, fundada o infundadamente y el trabajo no ha sido a nuestro juicio el correcto. Estoy convencido de que Óscar es una persona legal, pero tal vez en un momento dado no ha sido capaz de hacer las cosas como debía. El plan de viabilidad que tiene ahora la Federación Española no hay forma de cumplirlo; no hay ingresos suficientes para afrontar los gastos, y eso no es ya un problema solo de Óscar. Se deben devolver 450.000 euros al Consejo Superior de Deportes en cinco años y no es posible. Esto es como los políticos. Cada cuatro años, si creemos que no lo han hecho bien les cambiamos.

Unos gastos muy por encima de lo debido

En la última asamblea de la FederaciónEspañola de Bolos el vicepresidente, Isidro Costas, denunció los gastos excesivos de representación del presidente, que llegaron a ser 25.000 euros por encima de los 6.000 permitidos. Óscar Gómez Morante se comprometió a reponerlos, pero se le pidió la dimisión.

-Pero en este caso no han pasado los cuatro años.

-Tampoco se han cumplido en el caso de Cristina Cifuentes.

-¿Y a quién se le puede ofrecer el puesto?

-Ese es el problema, que a ver quién quiere. La decisión hay que tomarla tras hablar con el Consejo y conocer su postura. Y debe ser alguien que con ese nuevo plan, si se nos ofrece, quiera cogerlo. O a lo mejor no es posible, la FEB tiene que desaparecer porque no es viable y el bolo palma, los pasabolos y el bolo pasiego deben ir solos.

-¿Quién va a querer ser el presidente que eche el cierre a la FEB?

-Creo que no vamos a llegar a eso. Y nadie va a estar dispuesto. Hay que intentar salvarla buscando alguna alternativa, que seguro que la habrá.

-Una Federación Española en Santander tendría muchos menos gastos. En Madera de Ser hay espacio para la sede, administrativos, un equipo de trabajo y la posibilidad de genera muchas sinergías.

-Pero la FEB gestiona trece o catorce modalidades y nosotros solo cuatro. Además tiene un personal con 30 años de servicio. Para trasladar la Federación a Santander habría que darle muchísimas vueltas. Aunque también es cierto que ahora se puede trabajar sin problemas de forma telemática, así que perfectamente podrían estar los órganos directivos en Santander y administración en Madrid.

-El personal se acerca a la jubilación. ¿Esta la FEB en condiciones de seguir asegurando su sueldo?

-De momento les está pagando. ¿Qué ocurre?, y esto es cierto, que la FEB paga unos 110.000 euros de sueldos, Seguridad Social y también de asesoría, que no todo son los dos sueldos, con una subvención que ronda los 150.000 euros.

-¿Y va la Federación Cántabra a seguir cediendo 10.000 euros de las fichas a la Nacional?

-Es un convenio al que llegó la anterior directiva y no tenemos ningún interés por romperlo. Fue una gestión correcta y amistosa.

-Pero en aquel momento la filosofía era otra: rescatar a la FEB y sanearla, un escenario ahora improbable. ¿No tienen la sensación de que es intentar llenar un saco roto?

-No es eso. La FEB recibe 150.000 de el Consejo Superior de Deportes y tiene unos 300.000 de presupuesto. Nosotros entregamos el 100% del importe de las fichas y la FEB nos devuelve todo menos esos 10.000, aunque sí es verdad que a otras igual se lo devuelven todo. Esos 10.000 son comparables a lo que todas las federaciones aportan.

-Todas no. El bowling se escindió y la Andaluza no lo hace.

-Sí, claro; los andaluces no pagan las fichas a la Española y también hay un litigio con Federación Catalana, que debe dinero, pero se declara en quiebra. También a Boto se le reclaman cantidades, pero según el asesor jurídico no tiene patrimonio. Son cosas enfarragadas del pasado, pero esos 10.000 euros no son dinero tirado. No serán nunca la causa de la salvación ni del hundimiento de la FEB, que tiene hasta una disciplina internacional como el bowling.

-Pero esa disciplina ya se fue.

-Si está en la FEB, aunque es cierto que hay organizaciones paralelas.

-Asociaciones incluso con más fuerza que la propia FEB. ¿Se plantean habilitar otro tipo de organismo para salvaguardar el nombre de los Campeonatos de España, que tanta sensibilidad levanta en Cantabria, si la FEB echa el cierre?

-El CSD reconoce solo tres modalidades con implantación como para que se organice Campeonato de España: el bolo palma, el bolo celta y el bowling. Según la normativa se debe practicar en al menos tres autonomías y el Consejo se lo reconoce a estas tres. Pero nosotros contamos también con el pasabolo tablón, pasabolo losa y bolo pasiego, y que no tengan esta transcendencia no implica que se les deba abandonar. Al revés, significa que hay que hacer un mayor esfuerzo para que siga su actividad.

-Sin embargo, ya han hablado de crear en Santander una Asociación del Bolo Palma que sustituya a la FEB.

-Sí, en el improbable caso de que la FEB desaparezca habrá que negociar con Consejo Superior de Deportes la posibilidad de modificar un poco reglamento para organizar el Campeonato España. El bolo palma tiene federaciones en Madrid y Andalucía, entre otros, y no supondría un problema, pero otras modalidades correrían el riesgo de desaparecer. En la actual situación, nosotros somos los que menos peligro corremos. Hay que tener en cuenta que en toda España se juegan trece o catorce modalidades y que la labor de la FEB es conseguir que todas ellas se practiquen y todas estén amparadas por la normativa.

-¿Cuándo terminará el serial?

-Pronto. Las temporadas están funcionando correctamente en todas las federaciones, así que es más un problema administrativo.

-¿Y cómo?

-Ahora mismo es una patata caliente. En esta situación, ¿quién va a querer coger eso? Estamos preocupados. Hay que hacer el esfuerzo que sea necesario, porque si desaparece la FEB desaparecerá más que un nombre y algún día la echaríamos en falta.

-Usted ha hablado con Óscar Gómez. ¿Cómo le ha visto?

-Sí, he charlado con él en plan amistoso y personal, así que no voy a decir mucho. Ni siquiera hemos dialogado apenas de las acciones que hay que impulsar; solo hemos conversado a nivel personal y le he visto destrozado, porque es oriundo de Cantabria. Dice que quiere irse, porque le preocupa la imagen que se tenga de él aquí, en Cantabria, y que si alguien del bolo palma está dispuesto a hacerse cargo de la FEB lo deja ya, pero para que la gestione alguien de los nuestros, porque él puja por el bolo palma y nosotros al final también, porque es el sustento de las demás.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos