Ciclismo

«Mi trabajo será ayudar al equipo»

Iván Cobo estará mañana en el Europeo.
Iván Cobo estará mañana en el Europeo. / Celedonio Martínez

El cántabro Iván Cobo debuta con la selección en el Campeonato de Europa de Dinamarca, en el que disputará la prueba en línea de la categoría júnior

Marco García Vidart
MARCO GARCÍA VIDARTSantander

Le hace ilusión el vestir, por primera vez, el maillot de la selección. El cántabro Iván Cobo (El Astillero, 2000) vestirá con los colores de España en el Campeonato de Europa de Ciclismo que desde el miércoles y hasta el domingo se celebra en Herning (Dinamarca). Y no sólo por rodar por primera vez en una competición vestido de rojo y amarillo. Como también hay prueba para los profesionales, el cántabro compartirá hotel por primera vez a sus 17 años con ciclistas a los que ve por la tele. «'Luisle' Sánchez, José Joaquín Rojas... Los tendré en la habitación de al lado», apunta Cobo.

La buena temporada del ciclista del Aseguras-Indupime ha puesto sobre la pista al seleccionador español para estas categorías, Pascual Momparler, para llevar a Iván al Europeo. Con cuatro triunfos en el curso, el chaval se defiende bien en todos los terrenos. En Asturias y Álava le han visto ganar en este 2017. Y en Cantabria, en Comillas y en el Regional contrarreloj que se celebró en La Serna de Iguña.

Cobo competirá el viernes, a partir de las 16.00 horas, en la carrera en línea para los júniors. Por delante, 120,6 kilómetros. Seis vueltas a un circuito de 20,1 kilómetros, con un perfil sin ningún ascenso significativo en el recorrido. «Es el circuito más llano de los últimos años», afirma el corredor cántabro. El astillerense va, en principio, a trabajar a destajo para un compañero. «El catalán Marc Brustenga es el sprinter que llevamos. Nuestro teórico jefe de filas y por el que apostamos para el final», añade Cobo. Pero el rasgo que caracteriza a carreras de estas categorías, sean donde sean, es el que haya 'leña' desde el banderazo de salida. «Y sólo hay seis corredores por selección. Por eso, identificar el ataque bueno puede ser complicadísimo. Además, hay que guardar un par de corredores para que estén con Marc al final, uno para que le coloque y otro para que le lance». Dinamarca -que juega en casa-, Francia y Portugal apuntan como los grandes rivales de España por los puestos del cajón.

«Si tengo opciones...»

Pero el cántabro no esconde que si la carrera le deja una oportunidad, lo va a probar. «Voy a trabajar por el equipo, pero también voy muy bien preparado. Como tenga una opción para ganar, intentaré aprovecharla». La actitud del cántabro gustó incluso al seleccionador. Cuando Cobo le preguntó por el plan de viaje para Dinamarca, al despedirse el chaval le dijo que se iba a entrenar «porque quiero ganar el Europeo».

La primera convocatoria con la selección, «algo que quiero dedicárselo a mi familia», es el punto y seguido en la trayectoria de un ciclista cuyo nombre ya está en muchas agendas. Con triunfos en categorías menores -fue campeón de España cadete en 2015- ya le han tentado otras formaciones con mucho más potencial que un modestísimo equipo cántabro que «nunca logra cubrir el presupuesto y que, por ejemplo, tiene que pedir prestadas bicis de repuesto para una carrera», comenta Luis Miguel García, el director y hombre para todo del equipo. «Aquí me lo paso bien ¿Para qué me voy a ir a otro equipo en el que estaré más agobiado?», apostilla Iván Cobo.

Tras el Europeo de Dinamarca, vendrán los Campeonatos de España en Valladolid a finales de agosto. Y en septiembre, el Mundial de Noruega. «Eso estará más complicado, ya que sólo van cinco corredores por selección», resalta el cántabro. Una buena actuación este viernes en Dinamarca hará que ese sueño esté más cerca.

Fotos

Vídeos