Automovilismo

«Coche competitivo, buen equipo y Carlos del Barrio, no puedo pedir más»

Surhayen Pernía posa en el Hyundai con el que competirá en el rally Santander Cantabria. /Antonio 'Sane'
Surhayen Pernía posa en el Hyundai con el que competirá en el rally Santander Cantabria. / Antonio 'Sane'

El cántabro Surhayen Pernía es el cuarto clasificado del Campeonato de España de rallies y uno de los favoritos a la victoria en el Rally Santander Cantabria que arranca este viernes

FELIX ORTIZ SANTANDER.

«Cuento con un coche competitivo, buen equipo y con Carlos del Barrio, no puedo pedir más». El joven piloto cántabro Surhayen Pernía (Cobreces, 1989) tiene buenas sensaciones de cara al rally Santander Cantabria, y no quiere dejar escapar una victoria en casa.

Aunque en alguna ocasión se ha quedado a las puertas, cuenta con la experiencia necesaria para luchar por la primera plaza del podio. Con sólo 16 años se subía a un kart para debutar en competición, y ya había probado lo que era ponerse al volante. Una vieja furgoneta Citroën C15 que cogía a escondidas de su padre, y un tramo cronometrado tan mítico en Cantabria como es Tramalón, han sido la escuela de este piloto de 28 años que se presenta hoy como uno de los máximos favoritos a lograr la victoria en la prueba de casa, el rally Santander-Cantabria. Una cita que tiene marcada en su calendario particular en rojo y que afronta con el apoyo de todos los aficionados que estarán empujando al cántabro hasta la primera plaza del podio.

-¿Cómo afronta la prueba de casa?.

-Con mucha ilusión y ganas de luchar por la victoria. Este rally es muy especial para todos los pilotos cántabros y tenemos que estar agradecidos a sus organizadores por el trabajo que hacen para sacar la prueba adelante. Conozco muy bien lo que es organizar un rally todos los años, ya que mi padre lleva también muchos años sacando adelante el rally de Cóbreces, por lo que conozco de primera mano el esfuerzo que supone estar al frente de una prueba como esta.

-¿Qué le parecen los tramos de esta edición?.

-Los tramos me parecen espectaculares y creo que se adaptan muy bien a mi manera de conducir y a las prestaciones de nuestro Hyundai. Son tramos que conozco bien, y salvo el de Ramales-Ruesga que sólo he disputado en una edición, y que encima abandonamos en la primera pasada, el resto creo que me viene muy bien por el conocimiento que tengo de ellos y por ser consciente de lo difíciles que son y las muchas trampas que tienen. Estoy seguro que estarán complicados y nos van a exigir mucha concentración y salir muy centrados en lo que hacemos para no cometer fallos. Los aficionados creo que van a disfrutar mucho, ya que tienen zonas realmente bonitas y con todo tipo de curvas donde poder ver nuestras evoluciones.

«Los tramos se adaptan muy bien a mi manera de conducir y a las prestaciones del Hyundai»

-La meteorología en esta prueba siempre se ha caracterizado por la lluvia ¿Cómo prefiere que estén los tramos, con agua o secos?

-Los tramos son complicados de cualquier manera, pero lógicamente con agua se complican aún más. Es una pena por los aficionados que acuden a la prueba, pero estamos en Cantabria y la lluvia no nos coge de sorpresa. Si las condiciones son adversas, habrá que tener mucho cuidado en la primera especial, ya que los primeros saldremos de noche y posiblemente la niebla también esté presente, por lo que hacer bien este tramo puede ser determinante para el desarrollo de la prueba.

-¿El conocer las especiales le da una ventaja?

-En absoluto. Prácticamente todos los que en un principio estaremos luchando por las primeras plazas conocemos bien las especiales. Quizás Iván Ares sea el que menos las conozca, pero con las dos jornadas de reconocimientos en las que el número de pasadas es libre, todos salimos con las cosas muy claras; y esta ventaja que inicialmente se me da, creo que no será determinante.

«Hemos trabajado mucho. La victoria no tiene que tardar en llegar, vamos a luchar porque sea en casa»

-¿Correr en casa le supone mucha presión?

-Correr en casa me gusta y disfruto mucho con ello. Este año está siendo muy importante para mí, ya que en todos los años que llevo compitiendo creo que nunca he contado con tantas opciones como en esta temporada. Cuento con un coche competitivo, un buen equipo y un Carlos del Barrio a mi derecha con el que estoy aprendiendo mucho. Es un gran profesional, buen tipo y nos llevamos de maravilla dentro y fuera del coche. No puedo pedir más. Disfrutar de todo esto delante de la afición de Cantabria, de amigos y sobre todo de la familia, es algo muy importante para mí. En muy pocas carreras de las disputadas fuera de Cantabria he podido disfrutar de que mis padres y mi hermano estén conmigo, por lo que correr en casa en vez de meterme presión me anima mucho más para luchar por ganar la prueba y disfrutarlo con todos ellos.

-Es de suponer que quiera sacarse la espina de la pasada edición cuando abandonaba siendo líder de la prueba...

-Que todos tengan en cuenta que tanto para Carlos como para mí, ganar en esta prueba sería muy importante. Carlos ya lo ha conseguido varias veces, pero yo me he quedado a las puertas en alguna ocasión. Siempre es importante ganar una carrera del Campeonato de España, pero si encima es la de casa, la que has visto desde pequeño desde la cuneta, y la que ha crecido también contigo, es muy especial. Este año hemos trabajado mucho y creo que la victoria no tiene que tardar en llegar, así que vamos a luchar porque sea en casa, algo que daría mucha moral a todo el equipo.

«Depende mucho del público. Si los aficionados no colaboran puede resultar un fracaso»

-¿Qué tramo de los cuatro que se disputan en esta carrera ve más difícil?

-Sin duda el primero, el de San Roque-Villacarriedo. Creo que es una especial de las más completas que conozco, y más en la configuración de este año. Creo que fue en la edición del 2010 cuando participaba en la Copa Suzuki, que se hizo con este formato. La hicimos de noche, estaba lloviendo y encima había niebla. Fue un tramo muy duro y a día de hoy muchos pilotos que participamos aquel año lo recordamos por lo complicado que resultó. Sin embargo, para mí es un tramo de conducir mucho, de coger un buen ritmo y disfrutar de la especial que como digo, es una de las más completas del campeonato.

-¿Y el resto de especiales?

-La segunda especial (Barcenilla-Vega) creo que es para mantener el ritmo y rodar la especial para intentar no perder tiempo. A mí me gusta bastante. Los tramos de la tarde también son bonitos, pero muy exigentes. El primer scratch que conseguí en el Campeonato de España fue precisamente en la especial de Villanueva-Matienzo, la primera de la tarde, por lo que la tengo un especial cariño. Me gusta mucho, especialmente la bajada hasta Matienzo que creo es espectacular, muy técnica y donde también se pueden conseguir importantes diferencias. La otra especial sólo la he disputado en una ocasión, y fue cuando rompimos la caja de cambios en el Mitsubishi cuando íbamos segundos.

«Si las condiciones son adversas habrá que tener mucho cuidado en la primera especial»

-¿Qué les dice a los aficionados que acudan a ver la prueba?.

-Yo siempre digo lo mismo, ya que desde bien pequeño siempre me lo han inculcado y creo que es lo que hay que hacer para que el futuro de este deporte tenga un largo recorrido. La colocación del público en las especiales tiene que ser la que determine el organizador, ya no sólo por su propia seguridad, si no también por la de los pilotos. Cuando nosotros estamos disputando una especial vamos con mucha concentración, las pulsaciones muy altas y con los cinco sentidos en la carretera. Si ésta está despejada puedes aplicar las notas que hemos realizado en los reconocimientos y todo irá bien. Pero si por el contrario te encuentras público en una zona de frenada o en alguna trazada que no te esperas, esto te rompe la concentración. Puedes tener una salida de carretera que nadie desea y los aficionados no pueden disfrutar de lo que han ido a ver. Creo que el éxito de la prueba depende mucho del público, ya que por mucho que los organizadores lo tengan todo bien planteado, si los aficionados no colaboran, todo puede resultar un fracaso.

Fotos

Vídeos