fútbol

"Tenemos un reto muy chulo por delante"

directo

Ángel Viadero, entrenador del Racing. / Javier Cotera

  • Ángel Viadero cree que, pese a que el Racing de Ferrol no pasa por su mejor momento, "hay que tener el máximo respeto", ya que el conjunto gallego "está llamado a estar en la parte alta de la clasificación"

Ángel Viadero no cambia su libro de estilo en ninguna circunstancia. Ni siquiera, contra el Racing de Ferrol, un rival que, aunque en horas bajas, aspira al título liguero a final de temporada. "Nuestra idea se va a desarrollar igual tanto fuera como en casa, conscientes de los matices de cada rival", dijo el entrenador del Racing, este viernes, en la rueda de prensa celebrada en la sede del patrocinador verdiblanco Aldro.

"Aunque ellos no han empezado bien, están llamados a estar en la parte alta de la clasificación. Además, mantienen la columna del equipo del año pasado. Hay que tener el máximo respeto", comentó el técnico sobre su rival. En el conjunto gallego destaca su goleador, Joselu, "un delantero de referencia, extraordinario y con unas condiciones brutales". Sin embargo, el míster santanderino sigue relativizando las situaciones que se va encontrando: "A los rivales hay que verlos como enemigos, pero también como profesores, porque te ponen problemas en el campo que hay que analizar lo más rápidamente posible y tratar de solucionarlos".

En palabras de Viadero, la plantilla se encuentra bien físicamente después de los partidos frente al Pontevedra y el Llagostera. "Ha habido golpes y fatiga. Lo normal. Disculpas, las justas", comentó. Héber es el futbolista más magullado, pero estará el domingo frente a su exequipo. Y tampoco le preocupa al técnico verdiblanco que la temporada se pueda hacer larga después de este gran arranque de la competición. "No creo en las teorías de picos de forma. No se puede calibrar cómo va a estar un equipo en un futuro ni hablar de lo que puede pasar dentro de unos meses. Creo mucho en los estados de ánimos. Yo prefiero arrancar bien, sentar las bases de juego y crear ese estado de ánimo. Cuantos más puntos hagamos ahora, mejor", zanjó. De hecho, ni siquiera considera que la ilusión generada por el Racing en estos primeros compases del curso pueda tener un efecto negativo en forma de euforia y relajación: "El problema de la euforia es que, en vez de alimentarnos el alma, alimente la mediocridad. Tenemos que canalizarlo para ser más exigentes cada día y convertirnos en el equipo extraordinario que queremos ser". "Cuando vamos ganando a grandes rivales, un equipo quiere conseguir objetivos ambiciosos", "sed de ser mejores"... Ángel Viadero no pone techo a su Racing esta temporada. Quiere conseguir lo máximo posible. "Tenemos un reto muy chulo por delante", añadió.

Por último, sobre las diferentes iniciativas extradeportivas que lleva a cabo para crear un buen ambiente en el equipo, como la cena celebrada este jueves, Viadero afirmó que "el fútbol hay que verlo de una manera amable, más allá de la profesional. Toda la exigencia también tiene que compensar. Ayer nos juntamos todos y lo pasamos francamente bien". Todo suma.