fútbol | segunda división b

La Cultural Leonesa se molesta por jugar el sábado ante el Racing

fotogalería

/ Andrés Fernández

  • Higuera llamó personalmente a León para explicar que se debe a que la siguiente jornada en Somozas podría jugarse el martes día 1

En la Cultural Leonesa no ha sentado muy bien que el partido correspondiente a la undécima jornada de Liga que ha de jugar en El Sardinero sea el sábado 29 de octubre (20.45 horas). En el club leonés no entienden los argumentos que esgrime el Racing para variar su habitual costumbre de jugar como local los domingos (17.00 horas) y adelantar el compromiso al día anterior.

Los dirigentes racinguistas decidieron ayer que el partido se juegue en sábado como consecuencia de la jornada siguiente que se ha de jugar entre semana en Somozas. El equipo gallego propuso incluso hacerlo el martes 1 de noviembre, y a día de hoy aún intenta que el partido se juegue en la festividad de Todos los Santos. Si se confirma esta posibilidad, de jugarse el domingo frente a la Cultural tan solo tendrían un día de descanso en medio que, debido a los kilómetros que separan Santander de la localidad gallega, sería para viajar. En cualquier caso, si la duodécima jornada ante el Somozas se juega finalmente el miércoles (día 2), y el Racing mantuviera su habitual horario de los domingos, tan solo utilizaría el lunes para descansar y el martes para realizar el viaje, algo que a los técnicos les impediría completar una sesión productiva entre los dos partidos que debe disputar el equipo.

Por esa razón y no por otra, Ángel Viadero sugirió a los responsables del club que adelantasen un día el encuentro. Desde la entidad santanderina se han empeñado en manifestar que no existe ni mucho menos un afán de perjudicar a la Cultural Leonesa, que como consecuencia de jugar su partido de Copa del Rey ante el Real Madrid (León) el jueves 26 de octubre tendrá un día menos de descanso para afrontar el choque liguero en Santander. En León se han mostrado molestos, pese a que fue el propio Manolo Higuera, presidente del Racing, el que llamó personalmente a los mandatarios leoneses para comunicar la decisión final.