Fútbol | Racing

Aquino y Lázaro, una pareja feliz

Dani Aquino y Borja Lázaro, en un entrenamiento. /Javier Cotera
Dani Aquino y Borja Lázaro, en un entrenamiento. / Javier Cotera

Más allá de que sus últimos goles hayan llegado ante equipos en descenso, el nuevo escenario les quita presión de encima y les pone en racha

Marcos Menocal
MARCOS MENOCALSantander

«El fútbol es un estado de ánimo». ¿Quién no ha escuchado esta frase alguna vez? Pocos son los entrenadores y jugadores que a lo largo de su trayectoria no la utilizan alguna vez. En realidad no es más que una forma de decir que si un jugador está contento rinde más. Y el Racing no puede ser menos; si sus delanteros están satisfechos con lo que hacen, su rendimiento aumenta y la consecuencia inmediata es que el equipo sale beneficiado. «Cuando Aquino no marca goles se desquicia y empieza a hacer cosas que no tienen sentido como tirar faltas desde medio campo, sacar de banda... en cambio cuando los mete se serena y su aportación es primordial», asegura Santi Gutiérrez Calle, responsable de la cantera racinguista más de dos décadas. El Racing tiene ahora mismo una pareja feliz formada por Borja Lázaro y Dani Aquino, cuya moral está en alza.

En los dos últimos partidos han anotado y aunque los dos rivales de turno -Caudal y Lealtad- eran de la ziona baja los goles valen igual. La delantera verdiblanca está de dulce. El murciano abrió la cuenta en Mieres de penalti y el madrileño remató la tarde, mientras que el pasado domingo en Villaviciosa se intercambiaron el orden pero, de nuevo, ambos anotaron los dos goles de su equipo. «Presuntamente es la mejor pareja de atacantes que ha tenido el Racing, pero hay que ser cautos porque llevan dos partidos acertando», añade Gutiérrez Calle. No le falta razón al veterano técnico, pero no deja de ser un síntoma positivo de que en vísperas del tramo final de campeonato «los jugadores decisivos parece que retoman el vuelo», como bien aporta Javi López, exjugador del Racing.

Dani Aquino, el jugador franquicia

Partidos jugados.
30
Titular.
28
Suplente.
2
Minutos.
2.486
Goles.
11
Amarillas/Rojas.
5/0

Borja Lázaro, el goleador

Partidos jugados.
9
Titular.
8
Suplente.
1
Minutos.
732
Goles.
7
Amarillas/Rojas.
3/1

A Aquino le hizo falta dos meses para ver portería. El máximo goleador del equipo se pasó de diciembre a febrero sin ver la portería; sufrió la mayor sequía de las dos temporadas que lleva en Santander y ni qué decir tiene que sus números hicieron temblar todos los cimientos del equipo, que siempre ha padecido una cierta 'Aquinodependencia'. Esa impotencia de cara al gol -pese a que el futbolista siempre declaró no sentirse «obsesionado»- propició que su rendimiento variase e incluso su actitud fuera un poco díscola. «Su deseo de hacer, sus ganas, su ambición le llevan a abandonar su puesto. Debe mentalizarse que donde más peligro tiene es cerca del área rival», explica Jesús Merino, excapitán del Racing. Cualquier aficionado tiene en la retina las cabalgadas con o sin balón del murciano y las palizas físicas en busca de el balón hasta el centro del campo alejado de la zona de verdadero peligro. «Que duda cabe que esa ansiedad se modera cuando hace goles. El equipo sale beneficiado y el delantero reforzado», indica el navarro. Eso es precisamente lo que ha ocurrido en las dos últimas semanas. «A mi me da igual que los goles los marque yo o un compañero», repite una y otra vez el murciano, aunque no hay más que ver cómo celebró su gol el pasado domingo en Villaviociosa. «El gol es la consecución de que se han hecho las cosas bien, por eso lo celebró como un loco», confesó Aquino el pasado lunes. No hay más que hablar.

«Hay que ser cautos, porque han sido dos partidos, pero es un síntoma» Santi Gutiérrez Calle | Extécnico del Racing

Los argumentos sobre la necesidad de una mente despejada en los futbolistas importantes de cara al tramo más decisivo de la temporada es corroborada también por Ángel de Juana 'Geli'. exjugador del Racing y ahora entrenador del Tropezón. El camargués apoya la idea de que «un delantero como Aquino es siempre básico que esté acertado y más en esta categoría. Por lo que veo, su pareja, Borja Lázaro no falla, así que si él suma también la confianza del resto de compañeros se multiplica».

«Si los dos suman goles, la confianza de sus compañeros aumenta» Ángel de Juana 'Geli' | Exjugador del Racing

De Aquino a Lázaro. El madrileño lleva siete goles en nueve partidos, un registro absolutamente intimidador para cualquier rival. «No le veo en un estado de forma total, se le ve como que puede mejorar, sin embargo sabe dónde estar y qué hacer en cada momento», explica Merino. Esta misma postura defiende Gutiérez Calle, para quien el gigantón «necesita más tiempo para estar al 100%, pero qué se le puede decir cuando ha marcado en casi todos los partidos y ha dado puntos al equipo desde que ha llegado».

«Delanteros como Aquino o Lázaro en racha pueden dar el ascenso a un equipo» Javi López | Exjugador del Racing

Dos estilos

Uno alto y rematador a la antigua y otro rápido, habilidoso y versátil, «puede ser la pareja de la categoría», indica López. «Son los dos delanteros que quisiera tener cualquier equipo en Segunda B», añade Geli. El Racing de esta temporada no está siendo ese grupo cuya fortaleza defensiva le hizo distinto a los demás, como ocurrió el pasado curso. Por esta razón -si cabe aún más- es necesario que sus delanteros estén entonados de cara al play off. Ante la posible endeblez en la retaguardia, acertar con la portería rival no deja de ser el argumento más sólido para alcanzar el éxito.

«Jugadores como ellos son vitales para el equipo si están acertados» Fede Castaños | Exjugador del Racing

«Los delanteros en el momento que tienen confianza van a tener mucha más efectividad que si están en una racha sin marcar. Da igual que metan los goles a los equipos que van últimos que a los primeros. Lo importante es la racha», admite Paco Fernández, el último entrenador que logró el ascenso con el Racing a Segunda (2013-2014). El asturiano sabe lo que dice, pues en aquella campaña tuvo en su equipo a Koné. El delantero mantuvo con sus goles la esperanza hasta el final de Liga. Cuando su estado de ánimo descendía, su efectividad se venía abajo. «Con los delanteros pasa como con los porteros, que si no encajan también tienen mucha más confianza que si les meten goles con más facilidad. Aunque no sea culpa de ellos si encaja se vienen abajo», argumenta Fernández.

«Cuando el delantero está bien anímicamente, se atreve mucho más» Jesús Merino | Exjugador del Racing

Estado de ánimo, confianza, efetividad... Racha. «El delantero vive del gol». Esta frase es otro de los himnos del fútbol. A pesar de que no hay nada que pruebe científcamente que un delantero cuando está en racha «le van dentro todas» -señala Merino-, no deja de ser rigurosamente cierto. «Un jugador como Aquino o Lázaro si está en racha te puede dar un ascenso», aporta López. «Llega un momento que se obsesionan con el marcar porque al final el delantero sólo piensa en el gol», explica Fernádez.

Las rachas borran cualquier obsesión. Koné la pegaba mal y entraba; Prats la metía con la izquierda, con la derecha y de cabeza, en cambio Dioni -hace dos temporadas- llegó al último mes de fase regular y al play off desbordado. Incapaz e impotente. No fue capaz de marcar un gol y un equipo que aspira al ascenso sin que su delantero acierte es casi una misión imposible. «Estar en racha influye en los delanteros y en todos los puestos, pero en aquellos que es importante la creatividad y buenas decisiones, se nota más. Si los dos llegan acertados el Racing tendrá mucho camino andado», asegura Fede Castaños, exjugador y exentrenador del Racing en diferentes etapas. El burgalés es de los que no tiene duda de que «hay pocos equipos en Segunda B, por no decir ninguno, que tenga una pareja como esta».

«No importa que los goles se los metan a los últimos, lo mejor es la racha» Paco Fernández | Extécnico del Racing

A todo lo anteriormente aportado, Merino añade que «los próximos cinco partidos son vitales para saber cómo y dónde están los dos delanteros. El partido de Tudela y el de la Real Sociedad son vitales». En cualquier caso, los goles de las últimas dos semanas «han descargado de presión y ansiedad -cuenta Fernández- a Aquino», mientras que la efectividad de Lázaro se mantiene imperturbable: «Es indudable que en esta categoría Lázaro es un futbolista muy interesante. Ha metido ya siete goles por lo que se puede decir que está menos presionado y no ha tardado nada en adaptarse. Si sigue así va a ser decisivo. Para eso ha venido aquí», concluye Javi López.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos