Los vigilantes de El Prat no presentan alegaciones contra el árbitro del Gobierno

Pasajeros en los accesos de control del aeropuerto de El Prat.
Pasajeros en los accesos de control del aeropuerto de El Prat. / EFE

Los trabajadores aceptan a Marcos Peña, aunque insisten en que el laudo obligatorio "no procede"

David Valera
DAVID VALERAMadrid

Los vigilantes del aeropuerto de El Prat no han presentado alegaciones contra el mediador elegido por el Gobierno, , para resolver el conflicto que mantienen con la empresa Eulen y ha provocado una huelga indefinida (suspendida temporalmente tras el atentado de Barcelona). La empresa ya había mostrado también su respaldo a este árbitro que tendrá 10 días para hacer un dictamen de obligado cumplimiento par las partes.

Más información

En cualquier caso, el portavoz del comité de huelga, Juan Carlos Giménez, ha querido dejar claro que el laudo arbitral impuesto por el Gobierno "no procede" ya que no hay ningún motivo que lo haga necesario. De hecho, los trabajadores ya advirtieron que recurrirán a los tribunales este laudo.

El Gobierno propuso ayer a Marcos Peña después de que empresa y trabajadores fueran incapaces de ponerse de acuerdo en un nombre. De hecho, tras una reunión ninguna de las partes propuso a nadie. Peña dispone de experiencia en conflictos laborales. De hecho, fue el mediador entre los estibadores y las empresas portuarias, aunque ahora su dictamen será obligatorio.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, justificó la necesidad de imponer un arbitraje por el fracaso de la mediación de la Generalitat, que fue rechazada por los trabajadores de Eulen. Así, explicó que la activación de este mecanismo, que tiene varios precedentes, se toma teniendo en cuenta la posición "irreconciliable de las partes", así como la "duración prolongada de la huelga" y sus "graves consecuencias" para la economía española.

Fotos

Vídeos