Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina pasan la Semana Santa en un pequeño pueblo de Ciudad Real

La infanta Cristina e Iñaki Urdangarin se fotografían junto a uno de los vecinos de Retuerta del Bullaque, en Ciudad Real.
La infanta Cristina e Iñaki Urdangarin se fotografían junto a uno de los vecinos de Retuerta del Bullaque, en Ciudad Real.
  • Los vecinos de Retuerta del Bullaque se han fotografiado con la pareja

El pequeño pueblo de Retuerta del Bullaque (Ciudad Real) ha sido el lugar elegido por la Infanta Cristina, su marido, Iñaki Urdangarin –condenado a 6 años y 3 meses de prisión por el caso Nóos-, y sus hijos, para pasar las vacaciones de Semana Santa alejados de los destinos turísticos más populosos y, sobre todo, de las cámaras de los paparazzi. De hecho, han sido los propios vecinos de este pueblo de mil habitantes situado al noroeste de Ciudad Real quienes han ejercido de improvisados fotógrafos para inmortalizar la presencia de ambos en esta localidad situada en un enclave natural de gran valor ecológico que representa un auténtico paraíso para los cazadores.

La Infanta Cristina e Iñaki Urdangarin se han alojado en la finca “La Toledana”, de 2.000 hectáreas, propiedad de la familia Borbón-Dos Sicilias que durante décadas disfrutó don Carlos de Borbón-Dos Sicilias y Borbón-Parma, duque de Calabria e Infante de España, primo del rey Juan Carlos, que falleció hace dos años a los 77 años.

Iñaki y Cristina no han tenido inconveniente en acudir a misa a la iglesia de San Sebastián, del vecino pueblo de Porzuna (Ciudad Real), ante el asombro de sus vecinos y en medio de un dispositivo de seguridad bastante visible. Una vez pasada la Semana Santa, Iñaki Urdangarin deberá preparar su próxima comparecencia –el día 1 de cada mes- ante la justicia suiza para comunicar eventuales cambios de residencia tras la sentencia dictada por los tribunales españoles.