Pulpo, rancheras y pan gallego para un cumpleaños con Carlos Slim de invitado

Los empresarios mexicanos Carlos Slim (i) y Olegario Vázquez Raña juegan una partida de dominó en un bar de Avión (Ourense). / Brais Lorenzo (Efe) I Atlas

El magnate mexicano, sexto empresario más rico del mundo, repite destino vacacional en la localidad ourensana de Avión alojado en la casa de su amigo y empresario Olegario Vázquez Raña

EFEAvión (Ourense)

Más de treinta kilos de pulpo, un selecto rodaballo, todo ello acompañado de pan gallego y regado de vino, han conformado el menú que se ha degustado este mediodía en la casa del empresario Olegario Vázquez Raña con motivo de la fiesta de cumpleaños de su esposa, María de los Ángeles Aldir, "Doña Gela".

Una concurrida comida la celebrada en el municipio de Avión (Ourense), en la que han estado presentes el magnate mexicano Carlos Slim y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, junto a unos setenta invitados, y a la que finalmente no acudieron el presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, ni Amancio Ortega, máximo accionista de Inditex, según confirmó el propio Vázquez Raña.

El magnate mexicano de origen libanés Carlos Slim, el sexto empresario más rico del mundo, que repite este 2017 destino vacacional en la mencionada localidad gallega en la casa de su amigo y empresario Vázquez Raña, ha disfrutado este miércoles de las bondades de los productos gallegos.

Pasadas las dos de la tarde, empezaron a llegar a Avión algunos de los invitados, entre ellos Alberto Núñez Feijóo, o el político y abogado mexicano Miguel Alemán Velasco, quienes acompañaron a la familia hasta pasadas las seis.

A media tarde, Feijóo, Raña y Slim se dejaron ver fuera de la casa y departieron con los medios de comunicación congregados.

"Se trata de una convivencia entre amigos muy queridos y festejando el cumpleaños de Doña Gela", ha comentado Slim, quien disfruta estos días de "la tranquilidad" de esta tierra, acompañado de amigos muy queridos", lejos del ajetreo de su vida en México.

En una breve pincelada por la situación de España, el multimillonario ha mostrado "su optimismo" porque las cosas "van mejor".

Vázquez Raña, quien ha agradecido el apoyo del magnate mexicano a la hora de "promover Galicia" en su país, ha destacado que a Slim le gustan las cosas cotidianas, tales como "disfrutar del aire de Galicia, comer en la terraza, ver el monte y jugar unas partidas de dominó".

Precisamente, refiriéndose a su presencia en la tarde de ayer en el bar O Luar (anteriormente Bar Moncho, traspasado el año pasado), Vázquez Raña no ha desaprovechado la ocasión de confesar lo bien que se le da el dominó a su amigo Slim. "No estaba en el programa, pero ganó", ha bromeado.

La otra anécdota que ha compartido con los medios de comunicación tiene que ver con un comentario que le trasladó el magnate durante la comida para "aumentar el precio del vino gallego".

"Es muy buen vino y está muy barato y cuando suba el precio va a ser mucho más apreciado en el mundo", ha apuntado Raña sobre la sugerencia de Slim.

Por último, en calidad de invitado de honor, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha trasladado a los dos empresarios "y amigos" el deseo de que "piensen en Galicia siempre que tengan un momento para tranquilizar, reflexionar y disfrutar".

También ha bromeado sobre lo mucho que le gusta a Slim el pan gallego: "se va a llevar varias sacas a México".

Mientras, en el exterior de la casa, se pudieron ver durante toda la jornada numerosos coches, entre ellos, algún Rolls Royce. En el interior, no dejaron de sonar rancheras, típicas de México.

Fotos

Vídeos