Citroën C4 Picasso, protección máxima

  • El nuevo modelo es más seguro y eficiente, y con un enfoque predominantemente “familiar”

El monovolumen compacto líder en España se renueva. Tomando como base el diseño y las prestaciones tecnológicas que han sido clave en su éxito comercial, el Citroën C4 Picasso se somete a un cambio de imagen que tiene también su reflejo en el equipamiento de seguridad y la reducción del consumo de las motorizaciones.

A pesar de la evidente mejora en el estilo y prestaciones, la nueva gama del C4 Picasso que se pondrá a la venta a partir del mes de noviembre, tiene una reducción media en el precio de venta de 1.000 euros respecto al modelo precedente. Los modelos con motores gasolina (110 caballos de potencia) y carrocería de cinco plazas, se ofrecen desde 22.900 euros, mientras que los equipados con propulsores de gasóleo (100 caballos) parten desde los 24.600 euros, sin contemplar descuentos comerciales ni promociones de lanzamiento. La carrocería de siete plazas tiene un coste añadido de 2.200 euros, respecto a la de cinco plazas.

Nuevo frontal

El diseño es un elemento diferenciador de este monovolumen familiar, disponible en carrocería de cinco y siete plazas. Sus líneas son muy expresivas, ahora reforzadas con un nuevo frontal, las nuevas luces traseras con efecto 3D (de serie en toda la gama), que otorgan un aire más futurista al nuevo C4 Picasso. Otra novedad funcional destacable, es el portón eléctrico “manos libres” que permite acceder al maletero con un simple movimiento del pie.

Pionero en conectividad y en el uso de una interfaz 100 % táctil para manejar las principales funciones del vehículo, el nuevo Citroën C4 Picasso va más allá con la nueva navegación conectada 3D Citroën Connect NAV, que permite optimizar el tiempo de los trayectos al ofrecer información sobre el estado del tráfico en tiempo real. Al mismo tiempo, tanto la pantalla táctil de 7” del salpicadero como la pantalla panorámica de 12 pulgadas de alta definición que asume el papel de cuadro de instrumentos optimizan su legibilidad y reactividad, incorporando, además, nuevas funciones de conectividad.

Con capacidad para siete pasajeros, la versión más grande de la gama dispone de una carrocería más larga que alcanza los 4,60 metros de longitud.

Grand C4 Picasso

Con capacidad para siete pasajeros, la versión más grande de la gama dispone de una carrocería más larga que alcanza los 4,60 metros de longitud.

La seguridad activa es prioritaria en el nuevo C4 Picasso, con equipamientos como el reconocimiento del límite de velocidad, el aviso de cambio involuntario de carril activo, el sistema de ayuda a la frenada de emergencia “Active Safety Brake”, el indicador de atención del conductor y el de descanso recomendado o el sistema de vigilancia del ángulo muerto de visión trasera.

Merece destacarse la eficacia de tres sistemas de ayudas a la conducción “inteligentes”. El “avisador de cambio involuntario de carril activo” actúa ante un posible despiste o contra la pérdida de atención en la conducción a partir de 65 km/h. Con ayuda de la cámara de la parte superior del parabrisas, se identifican las líneas de la carretera y el sistema corrige la trayectoria del vehículo alertando al conductor desde el momento en el que detecta un riesgo de superación involuntaria de las rayas sin la activación de los intermitentes.

El “regulador de velocidad con función de parada” (por ahora sólo disponible en el modelo Blue HDi de 150 caballos y caja automática) detecta al vehículo que circula delante y mantiene automáticamente la distancia de seguridad elegida previamente por el conductor hasta la parada del vehículo, para lo que actúa sobre los frenos y el acelerador. Permite el ajuste de la velocidad desde 30 km/h hasta 180 km/h, el control de la velocidad y de la distancia entre los vehículos y la limitación de aceleración en las curvas.

Por último, el “freno activo de seguridad” permite evitar las colisiones. La cámara situada en la parte alta del parabrisas detecta los obstáculos tales como un vehículo que circula en el mismo sentido de circulación o que está parado. Funciona desde 5 km/h hasta la velocidad máxima. Si se detecta una situación de posible colisión, primero se avisa al conductor. Si éste no realiza ninguna acción, el sistema frena automáticamente el vehículo.

En el apartado mecánico, esta nueva hornada del Citroën C4 Picasso destaca por su comportamiento en carretera, su bajo consumo medio (tanto en motores gasolina, como en diésel), y un elevado nivel de confort. Están disponibles tres unidades gasolina, con potencias de 110, 130 y 165 caballos y tres turbodiésel, con 100, 120 y 150 caballos. Todos ellos están exentos del pago del Impuesto de Circulación, al no sobrepasar emisiones de 120 gramos de CO2 por kilómetro recorrido.

El motor gasolina Pure Tech de 130 caballos, asociado a la caja automática de seis relaciones, brilla especialmente por un consumo de carburante limitado a 5,1 litros. Este nuevo propulsor de tres cilindros con turbocompresor está dotado con inyección directa de combustible a alta presión que ofrece un agrado de conducción muy destacable, y esto, desde pocas vueltas de giro del motor con un par máximo de 230 Newton metro obtenido desde solo 1.750 vueltas, con casi el 95 % del empuje entre 1.500 y 3.500 vueltas, lo que hace que su utilización sea muy progresiva y agradable.

El sistema de navegación por 3D permite optimizar el tiempo de los trayectos al ofrecer información sobre el estado del tráfico en tiempo real. La pantalla panorámica de 12 pulgadas agrupa nuevas funciones de conectividad.

Citroën Connect NAV

El sistema de navegación por 3D permite optimizar el tiempo de los trayectos al ofrecer información sobre el estado del tráfico en tiempo real. La pantalla panorámica de 12 pulgadas agrupa nuevas funciones de conectividad.

El nuevo Citroën C4 Picasso destaca por un confort de suspensión que asegura el equilibrio entre el agrado de conducción y el comportamiento en carretera gracias a los amortiguadores implantados verticalmente y a una conexión de la transmisión situada por encima del centro de la rueda. Además, un control de tracción “inteligente” o sistema “antipatinaje” electrónico mejora la motricidad en superficies con baja adherencia.

Otro de los puntos fuertes del nuevo monovolumen de Citroën es el generoso espacio disponible a bordo. Con una carrocería de proporciones compactas (4,44 metros de largo por 1,83 metros de ancho) la versión C4 Picasso cinco plazas ofrece una habitabilidad de referencia en el segmento, combinada con una gran modularidad.

El modelo Grand C4 Picasso dispone de una carrocería alargada (4,60 metros de largo), conservando al mismo tiempo el equilibrio entre fluidez de líneas y espacio a bordo. En la primera fila, la posibilidad de plegar el asiento del acompañante en forma de mesita aumenta las posibilidades de carga (objetos de más de 2,5 metros de largo). En la segunda fila, los tres asientos independientes tienen la misma anchura, plegables en el piso, inclinables y deslizantes para proporcionar la máxima flexibilidad de uso. En cuanto a la tercera fila, está formada por dos asientos escamoteables.

El nuevo diseño del portón trasero permite aumentar el volumen del maletero hasta los 537 litros que llega hasta los 630 litros en la versión de carrocería de siete plazas. Además del parabrisas panorámico de serie, el techo acristalado panorámico del C4 Picasso ofrece una visibilidad excepcional para todos los pasajeros. La superficie acristalada total es de 5,30 m2, lo que refuerza la sensación de espacio y de apertura hacia el exterior.

La calidad percibida en el interior incorpora materiales más suaves al tacto, con un tratamiento específico para los paneles de las puertas. Hay un amplio abanico de tejidos y diversos cueros. El confort acústico mejora y se ha reducido el nivel de vibraciones por el denominado “efecto cápsula” que optimiza los rebotes que provienen de la carretera en la columna de la dirección y filtra los ruidos de rodadura.