BMW Serie 1, desde 25.350 euros

BMW Serie 1, desde 25.350 euros
  • El nuevo modelo, con varias series especiales, se lanzará al mercado en julio tanto en tres como en cinco puertas

La nueva generación de la serie 1 de BMW se estrena, con un equipamiento de mayor valor en el habitáculo, funciones ampliadas de Connectivity, así como con la última generación del sistema de mando iDrive. La gama añade varias series especiales con los nombres de Sport Line Shadow y la más deportiva M Sport Shadow. A la venta en julio, los precios arrancan desde 25.350 euros para el gasolina 116i de tres puertas mientras que el diésel 116d Efficient Dynamics cuesta a partir de 26.400 euros.

El éxito del Serie 1, lanzado en verano de 2004, se traduce en unas ventas de más dos millones de unidades, 960.000 de la actual generación. El mercado más importante es el alemán con el 25 % de matriculaciones, seguido del británico con un 20 % y el chino, ya en menor medida, con un 8 %. El nuevo modelo se reconoce por pequeños cambios de diseño con rasgos más dinámicos, la llamativa parrilla ovoide doble, un capó alargado y la zaga de formas deportivas pero mantiene el estilo característico prémium de la marca.

Diferentes acabados

Aparte de la versión básica y las nuevas series especiales, el equipamiento del nuevo modelo crece con los acabados Sport Line, Urban Line y M Sport. En el habitáculo destaca el nuevo diseño del cuadro de instrumentos, orientado más hacia el conductor, y presenta numerosos detalles que acentúan la exclusividad y la percepción de calidad. Entre lo más destacable, el diseño de la consola en negro, las costuras que subrayan una imagen lujosa, o el marco cromado de las teclas de los elevalunas.

Para los que prefieran el cuero, es novedad la tapicería de piel Dakota Cognac y además se puede elegir entre siete tejidos textiles para la tapicería, algunos combinados con piel o en alcántara. Las opciones de personalización son numerosas y en el caso del acabado Urban Line, las nuevas combinaciones de vidrio acrílico blanco o negro llevan adornos cromados, y las nuevas combinaciones en negro brillante Klavierlack, de aluminio o de madera noble Fineline, disponen de una terminación cromada para la versión básica, así como para los Sport Line y M Sport.

La versión más deportiva es el M140i con un motor de seis cilindros que desarrolla 340 caballos de potencia. Los neumáticos en el eje posterior son de mayor anchura que los del delantero.

El más potente

La versión más deportiva es el M140i con un motor de seis cilindros que desarrolla 340 caballos de potencia. Los neumáticos en el eje posterior son de mayor anchura que los del delantero.

El nuevo BMW Serie 1 incluye de serie la última generación del sistema de control iDrive que permite activar una serie de funciones como el navegador y el sistema de entretenimiento. Con la superficie táctil en la parte superior del botón de control Controller se puede introducir a mano direcciones para el navegador y se tiene otra alternativa para dar órdenes por el control por voz. La pantalla de alta resolución de 8,8 pulgadas asociada al navegador opcional Professional es táctil.

Con una tarjeta SIM, que es de de serie, el sistema ConnectedDrive da acceso a la red y a los servicios de BMW, independientemente del teléfono móvil del usuario. El WLAN-Hotspot opcional establece una conexión a internet para hasta diez dispositivos. Las posibilidades de entretenimiento son numerosas, como el servicio de conserjería «asistente personal» para buscar y reservar hoteles y restaurantes, es posible seleccionar millones de canciones o audiolibros y con las funciones de RTTI se incluye tráfico en tiempo real y alertas de peligro de otros automóviles.

El nuevo habitáculo se reconoce por ligeras modificaciones, como el diseño del cuadro de instrumentos, que es además más ergonómico y otros adornos en el salpicadero.

Pequeños detalles

El nuevo habitáculo se reconoce por ligeras modificaciones, como el diseño del cuadro de instrumentos, que es además más ergonómico y otros adornos en el salpicadero.

Con el sistema BMW Connected se controla a distancia la calefacción, bloquear y desbloquear las puertas y recibir informaciones sobre el coche, a través del teléfono. Y si el conductor se olvida dónde aparcó su coche, BMW Connected le muestra en un mapa el lugar en que se encuentra. A modo de alternativa también pueden activarse la bocina o las ráfagas de luces para poder localizar el coche, por ejemplo, en un aparcamiento de gran superficie.

Entre los sistemas de asistencia y ayuda al conductor, se ofrece en opción el control de crucero activo con función de parada y arranque, que se ocupa de que el coche avance o frene sin intervención del conductor. El asistente de conducción, también opcional, lleva un aviso de abandono del carril y una función de frenado de emergencia en el tráfico urbano. El asistente para aparcar se encarga de las maniobras para estacionar el coche en espacios que están en paralelo o a 90º.

Motores gasolina y diésel

La gama de motores es de tres, cuatro y seis cilindros. De gasolina y diésel, pertenecen a la familia de propulsores BMW Efficient Dynamics con la tecnología de la marca con doble turbo. En el caso de los gasolina, el gama comprende desde el tres cilindros 109 CV del 116i hasta el potente M140i, con 340 caballos del propulsor de seis cilindros. En diésel, la gama empieza por los 116 CV del Efficient Dynamics Edition, con un consumo de apenas 3,4 l/100 km, lo que corresponde a unas emisiones de CO2 de 89 g/km; el más potente es el 120d con 190 CV, también disponible con tracción a las cuatro ruedas, xDrive.

El BMW M140i es el representante más deportivo de la Serie 1. Con pequeños detalles en la carrocería, monta llantas de aleación ligera de 18 pulgadas de serie, que calza neumáticos de alto rendimiento de dimensiones mixtas, con medida 225/40 delante y 245/35 detrás. El propulsor es un tres litros que desarrolla 340 caballos y un par motor de 500 Nm, disponible desde solo 1.520 revoluciones y permanece constante hasta 4.500 vueltas. Esta versión acelera de cero a cien en solo 4,6 segundos (con el cambio automático) y la velocidad punta es de 280 km/h.

Este M140i lleva una dirección deportiva variable, que adapta el ángulo de giro de las ruedas delanteras a las distintas situaciones de marca y así resulta más sencillo hacer maniobras rápidas para esquivar algún obstáculo. La suspensión M deportiva, los frenos más potentes y el control dinámico de estabilidad son otros elementos característicos. Este último permite al conductor derrapar de manera controlada.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate