Tres focos continúan activos en el incendio de Doñana

  • Los equipos de extinción logran acotar dos de ellos y trabajan para perimetrar el tercero

Las previsiones empiezan a ser más optimistas en la provincia de Huelva, donde sigue activo el incendio declarado el pasado sábado a las puertas de Doñana y que se sospecha que pudo ser provocado, aunque todavía no se sabe si de forma intencionada. No obstante, la consejería de Medio Ambiente ha confirmado que se ha logrado perimetrar dos de los focos más activos, uno de ellos el que apuntaba al parque natural, mientras que los equipos de extinción trabajan para acotar un tercero lo antes posibe. Las carreteras de la zona ya están abiertas para facilitar el desplazamiento de las 50.000 personas que pasaron varias horas atrapadas en algunas de las playas durante la jornada del domingo.

La noche ha sido dura en la zona de Almonte y Moguer, en las puertas del corazón de Doñana. Hasta las primeras luces de la mañana no han podido incorporarse los medios aéreos, por lo que los 80 bomberos forestales, cinco agentes de medio ambiente y los 100 miembros de la Unidad Militar de Emergencias (UME), así como los efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos, han tenido que trabajar durante la noche sin tregua a pie de monte. En estos momentos se han incorporado nuevos efectivos de refresco, y sobre el terreno hay ya 225 bomberos forestales y otros 200 efectivos de la UME apoyados desde el aire por 15 medios aéreos, dos de ellos procedentes de Castilla La Mancha.

El consejero andaluz de Medio Ambiente, José Fiscal, ha agradecido el arduo trabajo realizado por los servicios de lucha contra incendios durante toda la jornada, y ha destacado que de nuevo hoy se trabaja con la vista puesta en las previsiones meteorológicas. El tiempo es estable y ya no se registran las fortísimas rachas de viento del domingo, que complicaron las labores de extinción. “Hubo vientos casi huracanados, erráticos, que motivó que en determinados momentos el dispositivo se tuviera que retirar de los frentes porque el peligro era inminente y se nos escapaba de las manos", ha detallado en declaraciones recogidas por Efe.

En este sentido, y como ha confirmado el Dispositivo para la Prevención y Extinción de Incendios Forestales de Andalucía (Infoca), dos de los tres frentes abiertos se han logrado perimetrar. Entre ellos, el que avanzaba en dirección al parque natural de Doñana, por lo que la labor de los bomberos supone un freno a que siga adentrándose en esa zona. El que preocupa es el frente situado al norte, en dirección a Matalascañas, que es donde se concentra ahora mismo el grueso de los efectivos.

El fuego se declaró la noche del sábado a apenas unos cinco kilómetros del espacio natural de Doñana, y la voracidad de las llamas a causa de los fuertes vientos, con rachas de hasta 60 kilómetros por hora, obligó a declarar casi desde su inicio el nivel 1 de emergencias. Así, se produjeron desalojos en numerosos hoteles, casas y campings de la zona, a cuyas puertas llegaron las llamas. Más de 2.000 personas fueron evacuadas, la mayoría de las cuales regresó a sus domicilios o casas de familiares, pero todavía hoy lunes unas 450 personas permanecen realojadas en distintos pabellones deportivos o municipales de la zona.

Las autoridades regionales y estatales han querido agradecer expresamente la colaboración de la población, especialmente de las casi 50.000 personas que se vieron incomunicadas en la playa de Matalascañas para dejar las vías de salida de ese núcleo playero expeditas a los servicios contra incendios. Sobre las 21 horas de la noche ya se pudo abrir una de las carreteras de acceso para que muchos de ellos, visitantes ocasiones, pudieran regresar a Sevilla o Huelva escoltados por la Guardia Civil.

Aún no se ha realizado una estimación de la superficie afectada, dado que la prioridad es apagar el fuego. No obstante, desde la Junta de Andalucía han querido dejar claro que al tratarse de un espacio protegido no se podrá realizar ninguna recalificación posterior del terreno, poniendo coto a las especulaciones que se habían desatado en las últimas horas por las redes sociales.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate