Puigdemont niega la «estafa» del 1-O y vería como «un golpe de Estado» prohibirlo

Carles Puigdemont. / Alejandro García (Efe)

El presidente de la Generalitat dice que la Hacienda catalana ya está «preparada» y que podría recaudar todos los impuestos

CRISTIAN REINO / AGENCIASBarcelona

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha replicado este lunes al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que la celebración de un referéndum nunca puede ser calificado como estafa, y le ha advertido de que prohibir las urnas sería "un golpe de Estado".

Lo ha dicho desde la sala Torres Garcia del Palau de la Generalitat, donde ha comparecido junto al premio Nobel de la Paz Ahmed Galai, que ha leído un manifiesto de apoyo al referéndum y al "derecho a votar" de todos los catalanes sobre el futuro político de Catalunya.

"Un referéndum nunca puede ser calificado de estafa. La estafa sería impedir su celebración. Con las urnas nunca se hace un golpe de Estado. Un golpe de Estado sería prohibir las urnas", ha concluido el presidente catalán en réplica a unas declaraciones de Rajoy de este lunes.

"Cualquier intento de impedirlo por la vía judicial o políticamente está destinado al fracaso porque la democracia es imparable", ha zanjado el presidente catalán, que ha insistido en que la votación se convocará y que su resultado será vinculante.

El Govern lanza un spot que anima a votar el 1-0

El Govern ha lanzado un spot publicitario que anima a los catalanes a ejercer su 'derecho a decidir' a las puertas del referéndum anunciado para el 1 de octubre.

El anuncio, de 10 segundos de duración, muestra una imagen de vías de tren y una voz en off que interpela al espectador: "Naciste con la capacidad de decidir, ¿renunciarás a ella?".

Este spot publicitario, que se ha se ha emitido antes del Telenotícies Vespre de TV3, finaliza con el logotipo de la Generalitat de Catalunya y no hace referencia explicita al referéndum.

La Hacienda catalana «ya está preparada»

En la semana en que el Parlamento catalán aprobará la ley del referéndum y acto seguido Carles Puigdemont firmará la convocatoria de la consulta del 1-O, todo hace indicar que será el miércoles, el Gobierno catalán se ha mostrado hoy convencido de que la Administración catalana está ya preparada para la desconexión, especialmente en materia tributaria, pues podría recaudar ya todos los impuestos que pagan los catalanes

El presidente de la Generalitat y el vicepresidente y consejero de Economía y Hacienda, Oriol Junqueras, han presentado esta mañana el proceso de culminación del despliegue territorial y competencial que la Agencia Tributaria de Cataluña (ATC), que arrancó hace 18 meses. La Generalitat de Cataluña ha asumido a partir de hoy la gestión de todos los impuestos que tiene cedidos por el Estado: el de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados, y el de sucesiones y donaciones, una tarea que hasta ahora la Generalitat subcontrataba a los registradores de la propiedad.

"Estamos preparados para el funcionamiento del país, del que tenemos hoy y del que queremos para mañana" y el que se decida en el 1-O, ha señalado. Respecto al aviso que le lanzó Mariano Rajoy el sábado pasado, en la línea de que "en sus manos está lo que pueda pasar en las próximas fechas", Puigdemont ha replicado que "no renunciará el referéndum". "Es evidente que lo que hacemos depende de nosotros, no renunciaremos", ha señalado. N

o obstante, Puigdemont ha evitado confirmar si esta semana se aprobará la ley del referéndum y si firmará el decreto de convocatoria. "Hemos venido a hablar de la agencia tributaria, esta semana tendremos oportunidad de aclarar" algunas cuestiones, ha apuntado.

Más información

Puigdemont ha destacado que con estas nuevas oficinas se ponen "las estructuras necesarias para que Cataluña esté preparada para dar respuesta a la voluntad que expresen los catalanes en el referéndum del 1 de octubre".

Por su parte, el conseller de Presidencia y portavoz de la Generalitat, Jordi Turull, ha asegurado este lunes que el Ejecutivo catalán "en pleno" firmará el decreto de convocatoria del referéndum de 1 de octubre, pues "será un honor" para los consellers, y ha reconocido, por otro lado, no saber "dónde están las urnas".

En declaraciones a RNE, Turull ha explicado que "no es un secreto que esta semana habrá novedades porque el referéndum está a la vuelta de la esquina", en relación con la probable aprobación en el Parlament de las leyes del Referéndum y de Transitoriedad Jurídica, las principales leyes de "ruptura".

Preguntado por si conoce dónde están las más de seis mil urnas que el presidente catalán, Carles Puigdemont, aseguró que tenía ya disponibles la Generalitat, Turull ha afirmado: "No sé dónde están las urnas. Se lo digo de verdad", ha admitido, aunque ha mostrado su "total confianza" en los encargados de esta cuestión.

"En el fondo del mar, no (están) -ha bromeado-. No puedo concretar más, se concretará cuando se convoque el referéndum. Pero primero tenemos que aprobar el amparo legal del referéndum y eso depende de los grupos parlamentarios que han trabajado el texto (la ley del Referéndum) y es decisión de las próximas horas y días".

«Es un honor firmarla»

Turull sí ha confirmado que el Govern "en pleno" firmará la convocatoria del referéndum una vez se haya aprobado la ley del Referéndum. "Es un honor para nosotros firmarla. Será un honor como conseller firmar ese decreto" de convocatoria, ha dicho.

Ha explicado que está "muy tranquilo" porque "no hay ningún artículo del Código Penal que diga que poner urnas es delito", como tampoco teme por su patrimonio personal. "Mi mayor patrimonio son mis convicciones y es un honor y privilegio vivir este momento en Cataluña", ha agregado.

Ha lamentado, no obstante, la "anormalidad" que vive Cataluña ya que el Gobierno de Mariano Rajoy "actúa con dos comodines: el Tribunal Constitucional y la Fiscalía. Y se nos dice de qué podemos hablar y de qué no podemos hablar".

Fotos

Vídeos