El Gobierno de Cantabria apuesta por los Grupos de Acción Local

El Gobierno de Cantabria apuesta por los Grupos de Acción Local
  • Liébana recibirá 3.997.412 euros hasta el año 2020

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha explicado que la firma de los convenios con los cinco grupos de acción local para el desarrollo de las estrategias de desarrollo rural participativo, dotadas con 27,7 millones de euros hasta 2020, es una "demostración palpable" de la voluntad del Gobierno de "apoyar el mundo rural" de la Comunidad Autónoma.

Esta "apuesta decidida" es, en palabras de Revilla, "una constante desde que gobernamos el Partido Socialista y el Regionalista", y responde no solo al peso del mundo rural en el PIB y en la economía, sino también a "la conservación de un hábitat maravilloso" y a la necesidad de "romper el dramático dinamismo que se ha producido desde los años 70 de éxodo de las zonas rurales a las grandes urbes".

Los acuerdos firmados ayer por el consejero de Medio Rural, Pesca y Alimentación, Jesús Oria, representan una inversión "muy importante" en proyectos que, según el presidente, van a "contribuir a la fijación de la población rural, a la creación de empleo y al fomento de actividades a desarrollar con los sectores turístico y agroalimentario".

Por ello, el Gobierno de Cantabria ha hecho un "esfuerzo extraordinario", que el presidente ha puesto en valor frente a la "paupérrima cantidad" aportada por el Gobierno de España al medio rural, "en contra del sentido común y de lo que preconiza Europa para que la gente se mantenga ahí donde ha nacido".

La inversión citada de 27,7 millones de euros busca impulsar el desarrollo socioeconómico de las cinco comarcas a las que se destinan estas ayudas. En concreto, la Asociación Grupo de Acción Local Asón-Agüera recibirá un importe de 5.889.967 euros; la Asociación Desarrollo Territorial Campoo-Los Valles, 5.819.175 euros; la Asociación Grupo de Acción Local Liébana, 3.997.412 euros; la Asociación para la Promoción y Desarrollo de los Valles Pasiegos, 5.790.868 euros y la Asociación de Desarrollo Rural Saja-Nansa, 6.202.578 euros.

Por su parte, el consejero de Medio Rural, Pesca y Alimentación ha destacado el "esfuerzo sobrehumano" realizado por el Gobierno de Cantabria en tiempos de considerables dificultades presupuestarias para poder mantener dichos niveles económicos de inversión frente al "esfuerzo ínfimo" de la Administración central.

En este sentido, ha resaltado la apuesta que el Ejecutivo regional hace por el desarrollo local, al considerar prioritario lograr que el medio rural se equipare al resto de la región en parámetros que condicionan la calidad de vida, entre los que ha señalado las oportunidades de trabajo. Además, Oria ha insistido en la convicción de su departamento de que un medio rural económicamente próspero es un "factor multiplicador de la prosperidad" de absolutamente toda la región.

Respecto a los programas que se beneficiarán de estas ayudas, el consejero ha señalado cuatro condiciones que deberán cumplir: que se desarrollen en comarcas concretas; que los programas estén comandados por Grupos de Acción Local compuestos por representantes de los intereses socioeconómicos locales, tanto públicos como privados; que se lleven a cabo a través de Estrategias de Desarrollo Local integradas y multisectoriales; y que estén diseñados tomando en consideración las necesidades y el potencial de la zona.

Asimismo, Oria ha recordado que entre los objetivos de esta iniciativa se encuentran la mejora de los servicios públicos y la calidad de vida en el medio rural; la utilización eficiente de los recursos naturales; el mantenimiento, conservación y recuperación del patrimonio cultural, histórico, arquitectónico y medioambiental; y la creación y mejora de empresas.

Por otro lado, el presidente ha añadido que, junto con estos convenios, otra "demostración palpable" de la voluntad del Gobierno de apoyar al mundo rural cántabro es haber dotado a los núcleos rurales de comunicaciones y servicios adecuados y, a pesar de la complicación orográfica Cantabria, de una extraordinaria red de carreteras, abastecimientos, saneamientos, centros escolares o consultorios médicos". Todo esto responde, según Miguel Ángel Revilla, a que "ningún ciudadano de Cantabria viva donde viva no tenga cerca todos los servicios".

Por ello, Revilla ha anunciado que en el debate que se va a abrir en el Consejo de Política Fiscal y Financiera Cantabria va a mantener una "posición exigente" en cuanto a que ha de valorarse como criterio para la distribución de fondos, más allá de la población, otros criterios como "el envejecimiento o el coste muy elevado de los servicios que supone atender a una población pequeña pero extraordinariamente dispersa". El gran planteamiento es que "todos los españoles, vivan donde vivan, tengan todos los servicios cubiertos".

Por su parte, el presidente de la Red Cántabra de Desarrollo Rural, Pedro Gómez, ha agradecido al presidente y al Gobierno de Cantabria, así como a todas las personas que han trabajado en hacer posible la rúbrica de ayer, la apuesta firme por los grupos LEADER y ha resaltado que el 60 por ciento, unos 15 millones de euros, irá a inversión productiva y generará una inversión privada de 20 millones más.

Gómez ha afirmado que desde los poderes públicos se deben llevar a cabo políticas enfocadas a paliar las dificultades que conlleva cualquier actividad realizada en estos entornos. Por ello, ha calificado la firma de estos convenios como "muy importantes" para, además, ayudar a frenar el despoblamiento que sufren las zonas afectadas por las subvenciones.