San Cipriano impone el folclore de la montaña a ritmo de pito y tambor

Antonio 'Sane'

El día aguantó y los romeros disfrutaron de música y baile de la tierra escoltando a un Santo Patrón que volvió a demostrar su tirón en toda la región

NACHO CAVIACartes

Cientos de romeros participaron este sábado en el día de San Cipriano, romería montañesa de las pocas que quedan y jornada perfecta para hacer valer el amor por la tierra y las tradiciones concentradas a ritmo de pito y tambor en la pradera alta de Cohicillos, en la que se dejó ver una nutrida presencia institucional. Muchos de los participantes volvieron a vestir, como ya habían hecho ayer viernes en el Día de las Albarcas, ropa de la romería de siempre para acompañar al santo en su peregrinación hasta la ermita a la que da nombre en Cohicillos, en el municipio de Cartes.

Los peregrinos resistieron el envite del tiempo para demostrar que la jornada festiva se impone a la meteorología. La fe y la música pusieron el resto para reunir en la procesión y la fiesta posterior a muchos devotos dispuestos a perpetuar una celebración catalogada como Fiesta de Interés Turístico Regional. Aunque los fieles prefieren otro calificativo, el de ‘romería montañesa por excelencia’.

Así las cosas, mirando de reojo a los nubarrones (que se abstuvieron de mojar a nadie durante la procesión), no le faltó al Santo una buena escolta, romeros de toda edad, sexo y condición, igualados por el pañuelo al cuello, blusón y vara de avellano, como es menester en la romería montañesa. Una escolta que se nutrió con una amplia representación de todos los estamentos sociales, culturales y políticos de la región

Entre ellos, el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, diputados, alcaldes, concejales y pedáneos de toda la comarca que se unieron a la fiesta.

Como anfitrión ejerció el alcalde de Cartes, Agustín Molleda, al frente de su Corporación, presente prácticamente al completo. Se mostró encantado con la marcha de un día que volvió a demostrar el tirón del santo y de la fiesta de Cohicillos.

Nada impidió que centenares de personas, fieles a la tradición, se ataviaran con el traje regional y disfrutaran de una jornada que recrea y actualiza la tradición de lo que fueron las romerías montañesas, la bajada del ganado a los valles y la reunión de vecinos para festejar el fin del verano, un verano que este año ha brillado por su ausencia. Este año se notó especialmente la presencia de una veintena de grupos folclóricos de la región en las procesiones que partieron de la rotonda de Riocorvo y la propia de Cohicillos, ahí ya todos unidos entorno al Patrón.

Durante la subida del santo a hombros de los peregrinos, y por si acaso, Policía Local, Guardia Civil, Urgencias y Protección Civil, como en toda la jornada, escoltaron a la imagen y a los romeros. Con ellos, muchos y de todas las edades fueron los devotos que aguantaron la dura subida, algunos llegados desde Torrelavega, otros de Los Corrales de Buelna, de Iguña, Cabezón o Puente San Miguel, Reocín o Mazcuerras.

Agua y rosquillas

Hubo que guardar fila, como siempre, para no irse sin haber probado el agua fresca de una fuente que forma parte de la tradición. Los 12 caños a pleno rendimiento y no daban abasto. Como siempre, fue parada imprescindible y alivio para las miles de personas que participaron en la jornada.  Se bebió de la fuente y, para no dejar ningún cabo suelto en la tradición, se cortaron ramas de avellano para ensartar las no menos tradicionales rosquillas de San Cipriano.

Destacó también la buena presencia de público en el sexto Festival Folklórico de San Cipriano precedido por un merecido homenaje a Martín y Bosio. Los más valientes o atrevidos, una vez solos, otras acompañados, cantaron las canciones de siempre, a veces al son, otras no tanto, de varias parejas de piteros que amenizaron la multitudinaria jornada festiva allá donde uno estuviera.

Y así, entre comida de campo, buscando cualquier resguardo, bocadillos, botas de buen vino y cánticos de la tierra, se dio forma a una de las más típicas Fiesta de Interés Turístico Regional, calificativo que lleva a gala desde hace ya muchos años, aspirando a algo más. El expediente para su declaración de Interés Nacional está en marcha y se espera que avance inexorablemente en 2018 a partir de audios, vídeos y artículos que se añadirán este año.

Fotos

Vídeos