La Mancomunidad de Iguña y Anievas, a punto de desaparecer por las discrepancias internas

La Mancomunidad de Iguña y Anievas, a punto de desaparecer por las discrepancias internas
Andrés Fernández

En otoño tendría que traspasarse la presidencia, pero Anievas no está por la labor de recoger el testigo

Nacho Cavia
NACHO CAVIALos Corrales de Buelna

La Mancomunidad de Iguña y Anievas podría estar viviendo sus últimos meses de existencia, si no se resuelve la brecha abierta entre los cuatro municipios sobre el tiempo y próximo relevo en la presidencia del organismo. De momento la mancomunidad tendría que renovar la presidencia en octubre, al no haberse aprobado en los ayuntamientos que la integran el cambio de los estatutos necesario para establecer el mandato presidencial en cuatro años y no en dos como hasta ahora. Pero hay otro problema añadido, y es que Anievas, a quien correspondería la presidencia, en boca de su alcalde, Agustín Pernía, ha dejado claro que si puede evitarlo lo evitará, y todo apunta a que así será. Los estatutos no recogen una salida a esa situación, con lo que los servicios técnicos están estudiando qué hacer. Se prorrogaría la presidencia de la actual mandataria, la alcaldesa de Molledo, Teresa Montero, ¿pero hasta cuándo?

Todo ello aderezado con muy distintas visiones sobre el futuro del organismo, una opinión distinta por cada uno de los alcaldes que la integran, tres regionalistas, Pablo Gómez (Arenas de Iguña), Agustín Mantecón (Bárcena de Pie de Concha) y Agustín Pernía (Anievas), y una socialista, Teresa Montero.

Al principio de este mandato Teresa Montero planteó cambiar los periodos de presidencia extendiéndolos a cuatro años para favorecer la funcionalidad de la mancomunidad, asumiendo un acuerdo previo alcanzado por los anteriores alcaldes integrantes del organismo.

Los protagonistas

Teresa Montero Alcaldesa de Molledo (PSOE)
Actual presidenta del organismo, es la única convencida de que puede continuar como lo que es, una mancomunidad de servicios
Agustín Pernía Alcalde de Anievas (PRC)
Ha dejado claro que si puede evitar asumir la presidencia en octubre lo evitará, y todo apunta a que así será.
Pablo Gómez Alcalde de Arenas (PRC)
Ve en una nueva presidencia una oportunidad de concretar las necesidades de cada municipio.
Agustín Mantecón Alcalde de Bárcena (PRC)
Está de acuerdo con cuatro años de mandato si se elige entre los alcaldes al presidente.

Ese acuerdo tenía que ser ratificado en sesión plenaria celebrada en cada una de las cuatro corporaciones que integran ese organismo. Pero no ha sido así, los ayuntamientos no han ratificado ese cambio de estatutos con lo que debería volver a rotar la presidencia cada dos años.

El único Ayuntamiento que asumió el cambio de tiempo de mandato en sesión plenaria fue el de Molledo y lo hizo por unanimidad, con los votos a favor de PSOE, PRC y PP. En Arenas se votó en contra de la extensión del mandato a cuatro años si la presidencia rotaba, como ahora, por orden alfabético. Lo mismo en Bárcena de Pie de Concha, donde preferían cuatro años de mandato, pero con elección del presidente entre los alcaldes salientes de las elecciones municipales correspondientes, y no por turno correlativo. El de Anievas ni siquiera ha abordado el tema en sesión plenaria.

Y es que Anievas no está por la labor de asumir la presidencia de una mancomunidad en la que no cree tal y como está planteada actualmente. Otros alcaldes creen en cambio que para Anievas podría ser el momento de ajustar competencias.

Lo cierto es que los estatutos no recogen qué pasará si Anievas renuncia, pero todo apunta a que sería el primer paso de disolución de la mancomunidad para lamento de la actual presidenta, Teresa Montero, garante de una mancomunidad «que ahora funciona bien». Su mensaje es claro, «si quieren dinamitar la mancomunidad lo mejor es que lo digan abiertamente».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos