Obras Públicas financia la rehabilitación de las antiguas escuelas de Hormiguera

Los trabajos se centran en reformar de la cubierta. :/J. L. Sardina
Los trabajos se centran en reformar de la cubierta. : / J. L. Sardina
Valdeprado del Río

El objetivo de la intervención es destinar la vivienda a personas con recursos limitados

J. L. SARDINAHormiguera

El alcalde de Valdeprado del Río, Jaime Soto Marina, tras la aprobación por parte de la Corporación Municipal del proyecto de rehabilitación de la vivienda municipal de los antiguos maestros de Hormiguera, solicitó al titular de Obras Públicas, José María Mazón, la mejora de este edificio, en concreto de su parte superior. La acción se realizará con cargo a la orden de la Consejería, destinada a la financiación de inversiones en edificios de titularidad pública. El objetivo de la actuación es restaurar la vivienda para luego alquilarla a personas con recursos limitados.

Se trata de una edificación construida dentro del Plan Nacional de 1959, dentro de la tipología de aquella época, situando la escuela en la planta baja y, la vivienda del maestro en la planta superior. La vivienda, de unos 50 metros cuadrados de superficie habitable, tiene acceso independiente desde el exterior a través del portal situado en la fachada oeste de la planta baja y, una escalera de uso exclusivo.

La Consejería financia la actuación, que ya ha comenzado, con un presupuesto menor de 60.000 euros. Esta vivienda, según manifestaciones de Soto, se encontraba en un deficiente estado de conservación, y se ubica en la primera planta del edificio de las antiguas escuelas de Hormiguera, siendo el objetivo dedicarla, una vez rehabilitada, a alquilarla a personas de recursos limitados. Para ello, el Consistorio ha concedido permisos y autorizaciones para la ejecución del proyecto de acondicionamiento, comprometiéndose, una vez finalicen las obras, a conservarlas y mantenerlas por cuenta de este Ayuntamiento.

«Desde hace un tiempo, tanto desde la Consejería como el Equipo de Gobierno, se tiene una mayor conciencia de la importancia de la rehabilitación de edificios, y gracias al apoyo económico del Gobierno regional, se están acomentiendo mejoras en edificios, pero, sobre todo, se han restaurado y acondicionado el núcleo urbano de Aldea de Ebro, localidad declarada en 2002, Bien de Interés Cultural con la categoría de Conjunto Histórico y, el entorno urbano de Reocín de los Molinos», afirma Soto. Tanto el alcalde, como el responsable del concejo de Hormiguera, Pablo González, agradecen el «esfuerzo y la sensibilidad» tanto de la Consejería como del propio Mazón por involucrarse en este tipo de proyectos con vertiente social.

«De nuevo, actuamos en un municipio campurriano, restaurando un edificio público y, ayudando al Ayuntamiento a sacar adelante pequeñas reformas, muy necesarias, recuperando así, afirma Mazón, el patrimonio municipal, invitando a pequeñas empresas y autónomos locales a efectuar estas obras y reactivar la actividad comarcal».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos