Absuelven al peñista de Castro acusado de amañar el concurso de marmitas

Absuelven al peñista de Castro acusado de amañar el concurso de marmitas
A.V

El PSOE asegura que el Ayuntamiento presentó audios modificados, pide la dimisión del edil de Festejos y restituye todos los derechos de Aitor Liendo como militante

Abel Verano
ABEL VERANOCastro Urdiales

El Juzgado de Instrucción Número 3 de Castro Urdiales ha absuelto al peñista de Los Jaulas y uno de los organizadores del concurso de marmitas, Aitor Liendo, del delito leve de estafa por el que había sido denunciado a raíz de unos mensajes de audio en los que pedía, presuntamente, dinero a uno de los participantes en el certamen a cambio de premios en metálico.

Esta absolución ha desencadenado un enfrentamiento políticos entre el PSOE, partido al que pertenecía Liendo como miembro de la Ejecutiva Local de Castro, y el equipo de gobierno de CastroVerde.

Los socialistas, que han restituido todos los derechos del peñista como militante, y quieren que Liendo siga formando parte activa del partido, cuestionan la actuación llevada por los representantes del Ayuntamiento (CastroVerde) en este caso, hasta el punto de acusar al equipo de gobierno de modificar los audios que sirvieron como prueba en el juicio. «Debemos pedir al alcalde Ángel Díaz Munío, la dimisión del responsable de que esto llegara hasta donde ha llegado. Es decir, la dimisión del concejal Humberto Bilbao, por hacer uso de los recursos públicos contra un ciudadano, en contra de los criterios manifestados por el departamento jurídico del Ayuntamiento. Por poner en entredicho la honradez de una fiesta de arraigo como el Concurso de las Marmitas, siendo el responsable del área de festejos».

El equipo de gobierno respeta la decisión del juez, pero rechaza comportamientos de «amiguismo y conchaveo»

Para el PSOE castreño, esto demuestra, que «se ha llegado tan lejos por ser Aitor Liendo de Diego miembro de la Ejecutiva Local del PSOE cuando ocurrieron los hechos». «El partido CastroVerde, siempre ha declarado que las decisiones políticas que se tomaban estaban supeditadas a los criterios de los técnicos municipales. Han utilizado este criterio para escudarse en muchos de los casos que se han torcido o que no han sido del agrado de una gran parte de la ciudadanía. En este caso, parece que no le valieron las recomendaciones del departamento técnico y se continuó con la denuncia por criterio personales del concejal».

Los recursos

El PSOE cree que los recursos públicos están para otras cosas, «no para atacar a ciudadanos y a partidos políticos de manera torticera».

Ante estas acusaciones, el equipo de gobierno ha contestado señalando, por un lado, que la sentencia concluye que no se puede probar delito, «pero sí condena y reprueba los citados comportamientos». CastroVerde manifestó su total e inequívoco respeto a las decisiones judiciales «lo que no es incompatible con la denuncia pública y absoluto rechazo a comportamientos de amiguismo, conchaveo, daño a la reputación de un concurso y de la propia institución municipal, y por tanto absoluta falta de respeto y consideración al Ayuntamiento y a los recursos que son de todos».

Por otro lado, el equipo de gobierno señala que, en ningún momento el Ayuntamiento, ni ningún concejal «han atacado a ciudadanos o a partidos políticos de manera torticera, como afirma el PSOE». «Lo único que ha hecho el Ayuntamiento, por iniciativa del equipo de gobierno y con el apoyo de la Asesoría Jurídica como es lógico, es poner en conocimiento de las autoridades unos archivos de audio que circulaban poniendo en entredicho la buena imagen de un concurso organizado por el Ayuntamiento y el consiguiente reparto de dinero público, aludiendo a un posible amaño de los premios».

Los audios

CastroVerde rechaza haber modificado ningún audio como sostiene el PSOE, al que pide una rectificación o bien que, si tiene pruebas de un delito, las presente en un Juzgado como corresponde. «En ningún momento se acusó a nadie de nada ni el Ayuntamiento ha actuado como acusación y fueron el atestado posterior de la Guardia Civil y la investigación judicial los que esclarecieron la procedencia y autoría de unos comportamientos que, sean o no considerados delito por un juez, evidencian actuaciones personales poco edificantes, indudablemente rechazables y carentes de la más mínima ética».

«Es radicalmente falso que el Ayuntamiento haya modificado ningún audio ni haya interpretado la realidad, sino que se limitó a trasladar a las autoridades los hechos de los que tuvo conocimiento, como es su obligación», aseguró ayer el equipo de gobierno castreño que considera «muy grave esta acusación ya que esos audios que el PSOE asegura fueron 'modificados por parte del ayuntamiento' han sido las pruebas de un juicio y es delito manipularlas, de modo que esperamos una rectificación por parte del Partido Socialista de Castro Urdiales o bien que, si tiene pruebas de un delito, las presente en un Juzgado como corresponde».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos