Los médicos confían en la favorable evolución del joven agredido en Liendo, que ya ha sido operado

Fue intervenido el jueves por las graves lesiones que sufrió en las fiestas patronales del pueblo el pasado día 15

EUROPA PRESSLiendo

El joven madrileño agredido en la madrugada del pasado 15 de agosto durante la verbena de las fiestas patronales de Liendo ha sido intervenido quirúrgicamente el jueves, día 24, en el Hospital Valdecilla, donde permanece ingresado en planta, después de haber estado casi una semana en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de Politrauma.

El chico fue operado por la mañana, tal y como estaba previsto, y aunque ahora hay que esperar a ver cómo es su evolución, se espera que ésta sea "favorable", han indicado a esta agencia fuentes del Servicio Cántabro de Salud (SCS).

La intervención, que estaba ya contemplada, deriva de las graves lesiones que sufrió el muchacho en la paliza que le propinaron otros jóvenes de Cantabria.

Hechos

Tras la agresión a este chico madrileño, que se encontraba con su familia de vacaciones en Liendo, la Guardia Civil detuvo a un joven de 21 años de Laredo pero que, tras prestar declaración ante el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de la villa pejina, quedó en libertad. Además, se investiga a dos menores, ambos de 17 años, y vecinos de la localidad laredana y de Ampuero.

Los hechos ocurrieron en la madrugada del lunes al martes de la semana pasada, durante la verbena previa a la fiesta patronal de Liendo. El principal sospechoso, ya en libertad, fue detenido por la Benemérita apenas media hora después de recibir el aviso, en torno a las cuatro y media de la noche, en el lugar donde se celebraba la romería, como presunto autor de un delito de lesiones grave.

Al día siguiente, el Ayuntamiento condenó la "violencia" de este acto en un bando municipal por el que se suspendieron los festejos previstos para esa jornada, en tanto que los agentes localizaron a los dos menores investigados por este suceso.

La víctima se encontraba al parecer sola en el momento de la paliza. A su llegada al lugar, los agentes se encontraron al joven "tirado en el suelo, ensangrentado e inconsciente", asistido por vecinos del pueblo con conocimientos sanitarios.

Presentaba lesiones en la cara, y fue evacuado en estado "muy grave" al Hospital de Laredo, desde donde posteriormente fue derivado en una UVI móvil a Valdecilla, donde estuvo casi una semana en la UCI de Politrauma aunque ya se encuentra en planta.

Fotos

Vídeos